¿Por qué debería hacerme cooperante? - La Mente es Maravillosa

¿Por qué debería hacerme cooperante?

Roxana García Martínez 6 agosto, 2016 en Psicología 364 compartidos
Manos juntas haciendo bola del mundo

El cooperante internacional es un profesional que trabaja en un país en vías de desarrollo, tanto en el ámbito del desarrollo como de la ayuda humanitaria, al servicio de una entidad promotora de la cooperación internacional, que bien puede ser de carácter público (gobiernos, administraciones, universidades…) o privado (empresas y ONGDs).

El propósito de la Cooperación Internacional será promover el progreso económico y social global, a través del rol del cooperante. Así, el cooperante se convierte en la pieza clave de la ayuda, el artífice de la entrega.

¿Pero por dónde empiezo?

Para empezar a trabajar como cooperante, tanto en contextos humanitarios como de desarrollo, es fundamental realizar una tarea previa de búsqueda de información y el consecuente análisis y reflexión personal.

En primer lugar, hay que profundizar sobre lo que significa realmente la cooperación internacional y así hacerse una buena idea de los entornos donde se implementan los proyectos, de qué tipos de perfiles profesionales y personales son requeridos en cada uno de ellos y en qué consiste el día a día del trabajo del cooperante.

El blog “Mamá, quiero ser cooperante” puede ayudarnos a dar nuestros primeros pasos en esta tarea.

¿Por qué me quiero ir?

Y aquí viene el “quid” de la cuestión. Es en este momento cuando debemos realizar una tarea de auto-reflexión honesta y coherente con nosotros/as mismos/as.

El trabajo a desempeñar va a variar en función del perfil profesional en el que nos encasillemos, partiendo del trabajo técnico o de gestión, al a veces idílico trabajo en terreno. También influirá el entorno donde vayamos a desempeñar nuestra labor, así como el tipo de proyecto y el volumen de trabajo de la organización.

Por último, es importante que el futuro cooperante se cuestione si desea que esta sea su profesión a largo plazo o si solo quiere tener una experiencia puntual. Ya que existe una amplia gama de oportunidades de voluntariado, tanto a nivel nacional como internacional que igualmente podrían dar luz a través de valiosas experiencias de crecimiento personal.

Chica observando un paisaje

¿Qué puedo aportar yo con “mi mochila” de cooperante?

Existen tantas posibles aportaciones al mundo de la cooperación, como cooperantes hay en el mundo. No obstante existen numerosos mitos que se sustentan en torno a este ámbito, como la afirmación de que el/la cooperante decide emprender rumbo a algún país en conflicto o en desarrollo con la única motivación de ayudar a los demás. La respuesta es sí, pero no.

Ciertamente, ésta es una de las razones de peso, pero no es necesario cruzar océanos para ello. Uno puede cooperar en su Comunidad, en su barrio y dentro de su propia casa. Por tanto, lo que más nos mueve a embarcarnos en el mundo de la cooperación es tener la garantía de que volveremos con la mochila cargada de nuevas experiencias, que luego podremos compartir, para así crear una nueva conciencia crítica entre los que nos rodean.

Chica cooperante con niño

Ya no estaríamos hablando de una visión puramente altruista, sino de una simbiosis o, como su propia palabra indica, de una cooperación entre dos partes que se dirigen hacia un destino común. Sólo dejando de lado el discurso paternalista de los países del Norte, podrás empaparte de lo que a nivel cultural, ideológico e idiomático te ofrece en tu propio crecimiento personal y profesional esta oportunidad.

¿Y cuándo vuelva qué?

La sensibilización social a nuestro regreso es una pieza clave a la hora de promover el cambio de conciencia e inculcar un pensamiento crítico acerca de la realidad de los países en vías de desarrollo, así como de las causas y problemas vinculados al desarrollo desigual entre Norte y Sur, que afecta a todos los países.

Las tiritas no curan la pobreza, analiza las múltiples causas generadoras de pobreza y desigualdad. Entre ellas, las dañinas actuaciones de algunas empresas internacionales al controlar sectores clave como la energía y el agua, o el papel de instituciones como el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, que con sus decisiones perjudican a los países más empobrecidos.

Cada vez con más urgencia, necesitamos un nuevo modelo que no se base en el desarrollo económico sino en el bienestar y la felicidad de todas las personas. Ya que vivimos en un sistema capitalista y patriarcal sumamente injusto, que se nutre de la opresión de las mujeres y del empobrecimiento de los países del Sur. No podemos seguir poniendo tiritas…

Mano escribiendo día del cooperante

Si os habéis quedado con ganas de más, SETECI del Ecuador nos ilustra a través de un vídeo muy interactivo, acerca de la historia evolutiva de la Cooperación Internacional y pone de relieve su realidad particular, en la que Ecuador ya no necesita más ayuda, sino COOPERACIÓN. Aquí la clave es el intercambio de conocimientos y saberes entre los países hermanos de Latino América, fortaleciendo así la integración regional.

Tomemos ejemplo.

Roxana García Martínez

El momento es ahora, el lugar es éste. Vivo aprendiendo a vivir y renazco cada día con ilusiones, sueños y luchas. La Psicología es la llave a nuestro mundo interior, el juego de la vida consiste en saber como accionarla.

Ver perfil »
Te puede gustar