Alextimia: ¿Qué es lo que sientes?

Alextimia: ¿Qué es lo que sientes?

Alex Bayorti 7 enero, 2013 en Psicología 37 compartidos
Mujer triste mirándose en un espejo

La alextimia afecta a una de cada siete personas en todo el mundo, incidiendo más en el sexo masculino que el femenino y habiendo disminuido sensiblemente en las últimas décadas. Para las personas que padecen este desorden emocional, les es imposible identificar los propios sentimientos, así como expresarlos verbalmente.

La imposibilidad de expresar sentimientos, la alextimia, ha sido descrita de manera oficial por el mundo de la psiquiatría como aquel trastorno que sufre “un tipo de pacientes que dan la impresión de ser diferentes, seres extraños que proceden de un mundo completamente diferente al resto, seres que viven en medio de una sociedad gobernada por los sentimientos”.

Para la mayoría resultará difícil entender este trastorno, pero no así identificar a esas personas. Son personas habitualmente inteligentes, bien desenvueltas en los asuntos técnicos y materiales aunque tienen grandes dificultades para afrontar sus propias emociones y entender la importancia de las ajenas.

¿Qué es lo que NO sientes?

Habitualmente, a un paciente con alextimia se le suele diagnosticar trastorno de espectro autista (TEA) de alto rendimiento, en muchos casos por las coincidencias en el desenvolvimiento. Sin embargo, existen grandes diferencias entre un alextímico y una persona con son síndrome Asperger. Mientras que el primero es consciente en todo momento de su ausencia de entendimiento de los sentimientos propios y ajenos, el segundo no tiene por qué entenderlo.

De hecho, muchos comportamientos, incluido el comportamiento empático, pueden ser entendidos y reproducidos por el segundo pero nunca comprenderá la verdadera utilidad de ellos más allá de la aplicación racional (si le doy palabras de ánimo, conseguiré que deje de llorar).

;ujer sola con alextimia

Una persona con alextimia tiene una doble tendencia a padecer trastornos depresivos y, en muchos casos, una depresión puede estar recubierta de una alextimia forzosa. Lo cierto es que estos individuos sufren en silencio la total incomprensión de sí mismos mientras el entorno les tacha de egoístas o indolentes.

Su realidad está limitada por la incapacidad de ser sensibles y esto se traduce en una inapetencia a todos los niveles ya que, ¿cómo elegir a qué dedicarse en un futuro si ni siquiera se sabe lo que se quiere? ¿Cómo tener una relación si cuando se cree que se sabe lo que se busca el desengaño viene una y otra vez porque ni la otra persona le comprende ni es comprendida la pareja?

6 marcadores de alextimia

1. Incapacidad de entender lo que se está sintiendo en un momento determinado.

2. Desinterés por identificar los silencios ajenos.

3. Imposibilidad de confiar a los demás lo más íntimo del ser.

4. Imposibilidad de encontrar explicaciones subyacentes en las películas, música etc.

5. Pragmatismo forzoso: resulta difícil hablar de los sentimientos propios y ajenos por lo que la persona con alextimia prefiere hablar de temas cotidianos que de los sentimientos.

6. Confusión entre los tres sentimientos negativos: miedo, tristeza y enfado.

Tipos de alextimia

Mujer con alextimia en soledad

Existen dos tipos de alextimia bien diferenciados. Por una parte, se puede hablar de alextimia primaria, que tiene un origen biológico. Puede producirse como consecuencia de algún tipo de deficiencia porque, por ejemplo, hay un factor hereditario o porque se han dañado algunas estructuras neurológicas vinculadas con las emociones a causa de alguna enfermedad.

Por otra parte, se encuentra la alextimia secundaria, que se produce a consecuencia de traumas emocionales sufridos tanto en la infancia como en la adolescencia, e incluso en la madurez.

Quienes sufren alextimia no solo son incapaces de reconocer, interpretar y manifestar sus emociones y sentimientos, sino también de extraer esa información valiosa que aportan. Aún hay otro efecto de este trastorno: quien lo sufre encuentra más dificultades a la hora de tomar decisiones y relacionarse.

Alex Bayorti

Ver perfil »
Te puede gustar