La meditación, el camino al bienestar propio - La Mente es Maravillosa

La meditación, el camino al bienestar propio

Carr Spinella 10 Septiembre, 2013 en Psicología 0 compartidos

Diversas culturas y religiones han desarrollado diferentes técnicas de meditación. Hoy en dia, representa un ejercicio que ayuda y contribuye a mantener una práctica saludable para nuestro cuerpo y mente. Lograr el equilibrio y encontrarnos con nosotros mismos entre tanta vorágine del trabajo, actividades extras y familia. Esta práctica, ayuda a relajar el cuerpo, mejorar la concentración y reducir el estrés.

Los pioneros de estas prácticas fueron los Hindúes y los Chinos. Quienes la practicaban para entender el estado de su existencia, con el correr de los años se fue adaptando a muchos términos que luego cada tipo y técnica de meditación busco su lugar y así cada persona podía elegir con cual se sentiría identificada. Hay métodos que se basan en la conciencia plena mientras que otros, en la concentración.


Meditación Budista

Trata de mantener la mente completamente enfocada en el hoy, justo en el presente: aquí y ahora. Buda halló en la meditación su propia razón de ser y estar en el mundo basada en la contemplación y autocontrol del mismo. Busca la separación de lo que somos nosotros mismos y lo que realmente nuestra mente piensa, que influirá a nuestras reacciones.

Meditación Zen

Significa “en estado de concentración”. La finalidad es mantener cierto ritmo de respiración hasta llegar a experimentar el vacio mismo eliminando cada disturbio mental.

Meditación Trascendental

Su fama se hizo entre los años 60 y 70, hoy en día es una de las más conocidas en Occidente. Se recomienda realizar 2 veces al día en sesiones cortas. Trata de focalizarse en las zonas de tranquilidad de cada persona esta experiencia trae consigo mayor creatividad, fluidez entre el cuerpo y la mente, poder de razonamiento. A nivel medico previene la presión arterial y problemas cardiovasculares.


Mantras y Mandalas

No son formas de meditar pero sí símbolos que se utilizan para la meditación. Son “laberintos repetitivos” de diferentes formas y tamaños que representan un área sagrada de la espiritualidad. En cambio los mantras son símbolos sonoros, se le llaman a palabras/frases que al repetirlas y tenerlas en cuenta nos conectar y relacionan con poderes espirituales. Ambos se tratan de aprenderlos y aplicarlos para la comprensión energética a cada método de meditación.

Existen también otros tipos de meditación como la vipassana, Tao, Raja Yoga , etc… Los cuales los médicos resaltan los efectos terapéuticos de estas prácticas sanadoras que ayudan a enfermarnos menos ya que mejora nuestros hábitos, descontracturar y oxigenar nuestros músculos. Es un buen recurso para revertir los estados de ansiedad y depresión. Mejora la memoria y procesamiento sensorial un 10% más que otras personas que no lo practican.

Imagen: Fernando Crego

Carr Spinella

Ver perfil »
Te puede gustar