Los cambios emocionales durante el ciclo menstrual

Los cambios emocionales durante el ciclo menstrual incluyen irritabilidad, ansiedad o un estado de ánimo deprimido, entre otros. ¡Conoce cuáles son en función de la fase del ciclo!
Los cambios emocionales durante el ciclo menstrual
Laura Ruiz Mitjana

Escrito y verificado por la psicóloga Laura Ruiz Mitjana el 21 septiembre, 2021.

Última actualización: 21 septiembre, 2021

El ciclo menstrual es un período que consta de diversas fases y que suele tener una duración de 28 días de media, con variaciones dependiendo de cada mujer.

Cada fase del ciclo menstrual está supeditada a una serie de cambios biológicos. Y estos cambios a su vez producen cambios a nivel emocional en la mujer, los cuales influyen en su rutina y en las relaciones con los demás.

A continuación, y para tener una idea previa de en qué consiste el ciclo menstrual, vamos a analizarlo en etapas. Seguidamente, explicaremos cuáles son los principales cambios emocionales durante el ciclo menstrual.

Mujer triste por los cambios emocionales durante la menstruación

Etapas del ciclo menstrual

El ciclo menstrual conlleva a su vez dos ciclos: el ciclo ovárico y el ciclo uterino. El ciclo ovárico hace referencia a cambios que se dan en los ovarios, y el ciclo uterino a cambios en el útero. Esto implica que ambos ciclos tienen lugar de forma simultánea.

Ciclo ovárico

Consiste en la fase folicular y la fase lútea. Durante la fase folicular, los ovarios se preparan para liberar el óvulo. En esta fase, se generan diversos folículos en diferentes estados de madurez, de los cuales quedará un folículo dominante, que será el que contendrá un óvulo para ser liberado por el ovario.

En la fase lútea, este folículo se convertirá en el cuerpo lúteo, e irá acompañado de un aumento de estrógenos y progesterona. La fase lútea cierra el ciclo del ovario y vuelve a empezar la fase folicular.

Ciclo uterino

El ciclo uterino engloba diferentes fases: el período, la fase proliferativa y la fase secretora.

El período

El período, término popularmente conocido como “la regla”, implica el sangrado que proviene de tejidos viejos del útero que son expulsados por la vagina.

Fase proliferativa

La fase proliferativa implica el crecimiento del revestimiento interno del útero para compensar la pérdida de tejido expulsado durante la menstruación. Finalizada la fase proliferativa, tiene lugar la ovulación.

Fase secretora

Consiste en el recubrimiento interno del útero, el cual secreta sustancias químicas necesarias para albergar un embarazo en el caso de que el óvulo sea fertilizado, o se desprende si no tiene lugar dicha fertilización. La fase secretora cierra el ciclo del útero y vuelve a empezar el periodo.

Con tantos cambios fisiológicos en el cuerpo durante el ciclo menstrual, no es de extrañar que esto produzca en una serie de cambios emocionales en la mujer.

A continuación, los clasificamos en función de si son síntomas premenstruales o postmenstruales, ya que la fase de periodo o menstruación conlleva variaciones importantes en cuanto a niveles hormonales.

Cambios emocionales durante el ciclo menstrual: síntomas premenstruales

Justo antes de la menstruación, los estrógenos y la progesterona están muy bajos, lo que produce un conjunto de cambios emocionales característicos:

Irritabilidad

Es considerado uno de los cambios más frecuentes, incluso muchas mujeres lo viven como una señal de que les va a venir pronto el periodo.

Es un síntoma muy fácil de detectar porque aumenta la tendencia a la irritación o el enfado.

Ansiedad

La ansiedad también es considerada como un síntoma habitual. Antes de la menstruación, el cuerpo se ha preparado para desarrollar un posible embarazo, y viene de tener un cambio hormonal muy oscilante.

Estado de ánimo deprimido o fatiga

Un estado de ánimo deprimido también es característico del período premenstrual. Este suele estar asociado a un descenso en la energía, ya que el cuerpo está destinando mucha energía a modificar estados del óvulo y a desprender tejido uterino.

Problemas para conciliar el sueño

Los cambios hormonales van paralelos a cambios en los ritmos circadianos del cuerpo. Es decir, alteraciones de sustancias químicas que regulan el sueño y la vigilia en el organismo.

En el período premenstrual, estas sustancias se alteran y pueden dar lugar a problemas de sueño o insomnio. Aunque estas no sean alteraciones emocionales propiamente dichas, sí pueden originarlas debido al cansancio acumulado.

Mujer en la cama intentando dormir

Cambios emocionales durante el ciclo menstrual: síntomas postmenstruales

Los cambios emocionales durante el ciclo menstrual de tipo postmenstrual no son tan variados ni tan frecuentes. Consisten básicamente en los siguientes:

Aumento de energía y entusiasmo

Pasado el período de baja energía y fatiga, se produce un período en el que hay un aumento de energía en el organismo. La mujer experimenta un estado de mayor actividad y entusiasmo.

Hay que tener en cuenta que la raíz de este conjunto de cambios emocionales es la alteración hormonal que experimenta el organismo.

Depresión y fatiga

Estas alteraciones que mencionamos no son solo a nivel de ovario o útero, sino que conectan con el cerebro. Así, también se han descrito variaciones en la serotonina, un neurotransmisor muy relacionado con la depresión, la fatiga o los problemas para conciliar el sueño.

En conclusión, es importante conocer el ciclo menstrual, así como tener una idea de los síntomas que puedan aparecer en él. Conocer los síntomas nos ayudará a poder entenderlos y a tratarlos sin prejuicios, con efectividad y naturalidad.

Te podría interesar...
Así son los síntomas del trastorno disfórico premenstrual
La Mente es Maravillosa
Leerlo en La Mente es Maravillosa
Así son los síntomas del trastorno disfórico premenstrual

El trastorno disfórico premenstrual es una extensión severa del síndrome premenstrual que interfiere en la vida de la mujer.



  • Gutiérrez-García AG, Contreras CM, Díaz-Meza JL. (2000). Cómo actúa la progesterona sobre el sistema nervioso central. Salud Mental, 23 (2).
  • Perarnau, M.P. et al. (2007). Síndrome premenstrual y trastorno disfórico premenstrual en estudiantes universitarias adolescentes. Fundamentos en Humanidades, 8(16): 153-163