9 películas románticas que son tan desconocidas como imprescindibles

9 películas románticas que son tan desconocidas como imprescindibles

Carlos Rodríguez López 20 diciembre, 2014 en Actualidad y psicología 82 compartidos

Lejos de la comercial comedia romántica se sitúan estas nueve películas que merece la pena ver, tanto por sus personajes como por la historia sobre la que transitan. Si os gusta el cine que trasmite, el que no te deja indiferente, para bien o para mal, no os las podéis perder.

MATRIMONIO A LA ITALIANA (Matrimoni all´italiana, 1964)
Uno de los principales estandartes del cine italiano. La química incuestionable entre Sophia Loren y Marcelo Mastroianni cautivó al mundo entero en esta comedia romántica dirigida por Vittorio De Sica. El amor, y todos los sentimientos que éste despierta, son el epicentro de esta película nominada dos veces al Oscar en 1964 (Mejor actriz y Mejor película de habla no inglesa).

LUNA NUEVA (His girlf Friday, 1940)
Estamos ante una de las mejores comedias clásicas de todos los tiempos. Howard Hawks demostró que también sabía rodar títulos magistrales, amén de sus memorables westerns. Un jovencísimo Cary Grant encarna a Walter Burns, editor de un periódico que hace todo lo posible para evitar que su ex – mujer, una periodista que trabaja para él, deje su trabajo para casarse con otro hombre. Se trata de largometraje inolvidable, tan inolvidable como la versión que rodaría Billy Wilder en 1974, titulada Primera Plana.

BLUE VALENTINE (Blue Valentine, 2010)
El principal baluarte por el que hemos incluido Blue Valentine en esta lista es el realismo. La trama desgaja en dos la historia de un matrimonio; Por un lado nos presenta a una pareja casada, con una hija, que lucha por mantenerse a flote en un mar de desidia y apatía. Por otro, y de forma paralela, la cinta nos da a conocer cómo se enamoraron muchos años antes, en una etapa difícil para ambos, pero que conservaba intacta a inocencia.

Las escenas que abordan la crisis conyugal están narradas con veracidad y objetividad, muy al estilo de otros films, como Dos en la carretera e Historia de lo nuestro.

ANTES DEL ATARDECER (Before sunset, 2004)
Se trata de la secuela de Antes del amanecer, rodada diez años antes por el mismo director (Richard Linklater) e idénticos protagonistas (Julie Delpy e Ethan Hawke) técnico. Jesse y Celine vuelven a encontrarse en París, diez años después de su primer y último encuentro. Ambos hablan de cómo han sido sus vidas en la última década, de las razones por las que no volvieron a verse tras aquella mágica noche en Viena, de los sueños no cumplidos…

Antes del atardecer mejora a su predecesora en madurez, ritmo y calidad interpretativa. Es un ejercicio magistral de conversación, una conversación a tiempo real relatada mediante numerosos planos secuencia que exigieron una gran dosis de espontaneidad al elenco de actores. La naturalidad se convierte en el principal atractivo de este maravilloso título, al que siguió una secuela, Antes del anochecer (2014).

5 X 2 (Cinq fois deux, 2003)
Francois Ozon (En la casa, 8 mujeres) da una vuelta de tuerca al drama romántico mediante esta desesperanzadora historia, firmada por el joven director parisino. 5 x 2 es una perspectiva original y poco transitada de la convivencia matrimonial, aquí narrada a partir de cinco etapas distintas en la vida de una pareja.

LOS GIRASOLES (I girasoli, 1970)
De nuevo nos visita la pareja cinematográfica por excelencia: Loren y Mastroianni. En esta ocasión dan vida a un matrimonio recién casado, separado por el estallido de la Segunda Guerra Mundial Se trata de un film con tintes dramáticos cuya parte final está entre las más sentimentales de la Historia del Cine. El sello de De Sica dota a Los girasoles de una sensibilidad pocas veces vista en una pantalla.

CORRIENTES DE AMOR (Love streams, 1984)
El indispensable icono del cine independiente estadounidense, John Cassavetes, dirige, escribe y protagoniza este melodrama que toma como vértice la historia de un escritor y su hermana. Amor, desencanto, tristeza y soledad son algunas de las sensaciones abordadas con la siempre punzante sensibilidad del realizador de Maridos, Gloria y Una mujer bajo influencia, entre otras películas. Recibió el Premio Internacional de la CríticaFIPRESCI en el Festival de Berlín.

DESEANDO AMAR (In the mood for love, 2000)
Cuando parecía imposible que el director Wong Kar-Wai superara la ristra de obras magistrales filmadas a lo largo de sus veinte años de carrera (Chungking Express, Happy Together Fallen Angel) el director hongkonés estrenó milenio con esta insuperable historia de amor y amistad. Todo en ella es sutil y hermoso. Cabe destacar su aparente simpleza narrativa, un envoltorio que esconde una exhaustiva planificación que busca, y triunfa en su empeño, llegar al alma del espectador. Obra capital del cine contemporáneo.

HERIDA (Fatale, 1992)
La trayectoria profesional de Louis Malle (Fuego fatuo, Adiós muchachos, adiós, Milou en Mayo) siempre estuvo oscilando entre la polémica y la admiración. Herida, su penúltimo trabajo, aunó ambas características en un título de temática controvertida; un importante político mantiene una tórrida relación con la novia de su hijo, la cual no abandona la idea de seguir con sus planes de boda. Amor desenfrenado, celos, y erotismo son las principales ingredientes de este drama protagonizado por Jeremi Irons, Juliette Binoche y Miranda Richardson.

Carlos Rodríguez López

Ver perfil »
Te puede gustar