Apertura a la experiencia: el rasgo de las personalidades excepcionales

03 Julio, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la psicóloga Elena Sanz
¿Conoces a alguna de esas personas curiosas y creativas que siempre tienen algo que aportar y que aprender? Hablamos de aquellos con una personalidad en la que sobresale el rasgo de apertura a la experiencia.
 

El estudio de la personalidad siempre ha suscitado gran interés por parte de investigadores, al mismo tiempo que ha despertado la curiosidad en personas no versadas. Los seres humanos tendemos a categorizarnos a nosotros mismos y a nuestros semejantes en base a distintas actitudes y rasgos. Es así como surgió una de las principales clasificaciones de personalidad de las que forma parte el rasgo que hoy nos ocupa: la apertura a la experiencia.

Podríamos decir que este es el sello característico de aquellos individuos curiosos, abiertos y ávidos de emociones. Esas personas que todos conocemos hambrientas de saber, con múltiples intereses y que siempre tienen algo que aportar y que aprender. ¿Quieres descubrir más en profundidad cómo se manifiesta este rasgo? A continuación te lo contamos.

Mujer con una lupa
 

La apertura a la experiencia, uno de los cinco grandes

El modelo de los cinco grandes es una de las principales taxonomías o esquemas que se utilizan para entender y clasificar la personalidad. Surgió a partir de una investigación llevada a cabo por Goldberg y dio lugar a los siguientes atributos:

  • Apertura a la experiencia.
  • Responsabilidad.
  • Amabilidad.
  • Extraversión.
  • Neuroticismo.

Hoy queremos ocuparnos del primero de ellos, dado que es uno de los menos conocidos a nivel general. Sin embargo, es una cualidad que moldea de forma importante la personalidad y que dota a quienes la poseen de ciertas ventajas.

¿En qué consiste la apertura a la experiencia?

Por un lado, las personas con una alta apertura a la experiencia son fluidas, flexibles y creativas. Buscan nuevos estímulos, nuevos conocimientos y emociones. Así, abrazan el cambio y se abren a modos distintos de pensar y proceder.

Por el contrario, quienes puntúan bajo en esta dimensión de personalidad son individuos más cerrados y menos tolerantes. Personas apegadas a la tradición y a la rutina, y con un pensamiento más convencional. En general este rasgo engloba los siguientes aspectos.

 

¿En qué aspectos se manifiesta?

  • Fantasía. Las personas que puntúan alto en esta dimensión son creativas, imaginativas y cuentan con un rico mundo interior. También tienen un pensamiento divergente y son capaces de asociar ideas sin aparente conexión, hallando siempre nuevos modos de proceder. Además, la creatividad no se limita al plano artístico. Grandes científicos, y profesionales de todos los ámbitos con una visión innovadora, muestran alta apertura a la experiencia.
  • Inteligencia y conocimiento. Estos individuos muestran una gran curiosidad intelectual. Son personas con tendencia a involucrarse en el análisis de ideas y la búsqueda de respuestas. Por ello, se mantienen en una constante búsqueda de conocimiento y están abiertos a distintos puntos de vista. Además, cuentan con intereses múltiples y diversos y disfrutan aprendiendo.
  • Estética. El aprecio por el arte, la música y la belleza circundante es muy característico de este tipo de personalidades. Parecen ser más capaces de gozar de episodios de atención plena y de entrar en estados de flow. Son más propensos a involucrarse por completo con el momento presente y a sentirse absortos en la actividad que están realizando.
 
  • Sentimientos. Se muestran más conectados con sus estados internos y tienen una alta capacidad de introspección. Por ello, no temen entrar en contacto con sus emociones y se permiten sentirlas en su totalidad.
  • Valores. Están más abiertos a distintos puntos de vista y son más propensos a cuestionar cualquier dogma o creencia, incluso las suyas propias. Así, no se someten a la autoridad de ningún tipo sin examinar los valores que sostienen.
  • Acciones. Por supuesto, están más abiertos a probar nuevas experiencias y actividades; están dispuestos a probar nuevos sabores, a conocer distintas culturas y a salir de su zona de confort. En definitiva, buscan el estímulo y abrazan el cambio.
Cuadro creativo

Personalidades excepcionales

¿Conoces a alguien con este rasgo de personalidad? ¿te reconoces en las anteriores definiciones? La apertura a la experiencia es la característica de los visionarios, de las personas innovadoras y abiertas, de quienes traen los cambios. Son aquellos capaces de analizar, reflexionar y reexaminar todo lo que se da por válido antes de aceptarlo; son los que impulsan la curiosidad, el conocimiento y el avance.

 

Estas personas experimentan con más frecuencia afectos positivos y gozan por ello de una mayor satisfacción vital. Son una muestra de que vale la pena abrirnos, despertar nuestra curiosidad y enfrentarnos al miedo que nos pueda generar el cambio.

 
  • Goldberg, L. R. {1981). Language and individual differences: the search for universals in personality lexicons. In: L. Wheeler (Ed.). Review of Personality and Social Psychology, Vol. 2, pp. 141-165. Sage: Beverly Hills, CA.
  • Stephan, Y. (2009). Openness to experience and active older adults’ life satisfaction: A trait and facet-level analysis. Personality and Individual Differences47(6), 637-641.