¿Cuántas emociones existen?

Eva Maria Rodríguez · 26 abril, 2015

Si te paras a pensarlo un momento, te darás cuenta de que las emociones gobiernan gran parte de nuestras vidas. Pero, ¿te has parado a pensar cuántas existen en realidad? ¿Sabrías explicar qué te hacen sentir, qué son? ¿Serías capaz de describirlas sin utilizar un metáfora, al estilo de “tengo mariposas en el estómago” o “se me ha puesto un nudo en la garganta”?

El psicólogo Robert Plutchick dice que hay más de 90 definiciones diferentes del término “emoción” que han sido sugeridas por los psicólogos. De este modo, la dificultad para definir e identificar las emociones se ve agravada, visto que ni los especialistas se ponen de acuerdo o, al menos, lo plantean de formas diferentes, y más teniendo en cuenta que son algo muy personal.

El hecho de que las emociones se mezclen entre ellas con frecuencia tampoco facilita la tarea de enumerar la cantidad existente.

Una cuestión antigua

La cuestión sobre cuántas emociones existen es algo que viene de lejos. Ya en el siglo IV a.C. Aristóteles trató de identificar el número exacto de las que son básicas. Estas se conocen como las 14 emociones irreductibles, que Aristóteles identificó como el miedo, la confianza, la ira, la amistad, la calma, la enemistad, la vergüenza, la desvergüenza, la compasión, la bondad, la envidia, la ira, la emulación y el desprecio.

Mujer expresando emociones con varias caras

 

Siglos más tarde, en su libro La expresión de las emociones en el hombre y los animales (1872), Charles Darwin sugirió que la capacidad de expresarlas a través de la cara tenía ventajas evolutivas. También sugirió que muchas de estas expresiones emocionales eran universales.

Teorías contemporáneas sobre las emociones

Recientemente, los psicólogos han hecho una serie de intentos de clasificar e identificar el número exacto de las emociones. Sorprendentemente, cuando se trata de las básicas y universales, en realidad hay un número mucho menor de lo que piensa. Según las teorías más conocidas que clasifican a la experiencia emocional humana, hay de cuatro a ocho emociones básicas.

La rueda de las emociones

Una de las más destacadas de estas teorías es la rueda de emociones de Robert Plutchik, que identifica ocho básicas: la alegría, la tristeza, la confianza, el asco, el miedo, la ira, la sorpresa y la anticipación.

La rueda de la emoción se asemeja a la rueda de color en el que los colores primarios se combinan para formar los colores secundarios y complementarios. Estas emociones básicas  se mezclan y se combinan para formar una variedad de sentimientos.

Seis emociones universales

Otros investigadores sugieren que hay alrededor de seis o siete emociones básicas que se viven en las culturas de todo el mundo. El psicólogo Paul Eckman creó lo que se conoce como el Sistema de Codificación de Acción Facial (FACS), una taxonomía que mide los movimientos de los 42 músculos de la cara, así como los movimientos de la cabeza y los ojos.

Eckman descubrió que había seis expresiones faciales universales. Estas seis emociones originales que identificó Eckman eran de alegría, de tristeza, de sorpresa, de miedo, de ira y de disgusto. Más tarde pasó a añadir una séptima emoción: el desprecio.

Chica mostrando emociones negativas

 

Solo cuatro básicas, ¿es posible?

Recientemente, otras investigaciones reducen el número básico de emociones a cuatro. Así, en un estudio realizado en la Universidad de Glasglow, los investigadores pidieron a los participantes que identificaran las emociones en las expresiones de un modelo realista.

Lo que encontraron fue que el miedo y la sorpresa involucran los mismos músculos. Más que representar dos emociones distintas, los investigadores sugieren que son simplemente variaciones de una emoción básica. Del mismo modo, el asco y la ira implican los mismos músculos, por lo que sugieren que representan variaciones de una sola emoción.

Basándose en este estudio, los investigadores sugieren que en lugar de seis emociones básicas, solo habría cuatro: la alegría, la tristeza, la ira y el miedo.

Y dicen también que las variaciones más complejas han evolucionado a partir de estos bloques de construcción fundamentales a largo de los milenios.

Por otro lado, la mayoría de nosotros podría argumentar inmediatamente que el miedo y la sorpresa son emociones distintas y separadas, como son la ira y disgusto. Sin embargo, los investigadores señalan que la primera vez que se muestra la expresión, los implican los mismos músculos, tanto para el miedo como para la sorpresa.

Los investigadores creen que esta distinción entre el miedo/sorpresa y la ira/disgusto tiene una base social. Solo más tarde la emoción se expresa plenamente y surge la diferencia entre ambas. También piensan que la expresión de las emociones básicas tiene una base de supervivencia biológica, mientras que las diferencias que existen entre el miedo y la sorpresa y entre el disgusto y la ira ha ido evolucionado por razones más sociales.

 

Hombre con caretas de emociones

¿Esto significa que solo hay cuatro? Ciertamente no. Esta investigación sugiere que hay cuatro irreductibles, pero esto no significa que las personas solo seamos capaces de experimentar cuatro estados emocionales.

Los investigadores comentan que “nadie en su sano juicio diría que solo hay cuatro, ya que “los seres humanos tienen emociones muy complejas”.

Aunque podríamos ser capaces de identificar tales emociones generales, la investigación de Eckman ha revelado que el rostro humano es capaz de crear más de 7.000 expresiones faciales diferentes.

Las formas en que experimentamos y expresamos las emociones puede ser tan abundantes como sutiles. Sin embargo, son las básicas las que sirven de base para esas más complejas y particulares que componen la experiencia humana.