Helen Fisher, biografía de una experta en el amor

Helen Fisher ha dedicado prácticamente toda su vida al estudio del amor. Gracias a ella, sabemos, por ejemplo, que las miradas juegan un papel muy importante durante la conquista o que el amor sin dopamina no es amor.
Helen Fisher, biografía de una experta en el amor
Gema Sánchez Cuevas

Revisado y aprobado por la psicóloga Gema Sánchez Cuevas el 24 septiembre, 2021.

Escrito por Edith Sánchez, 24 septiembre, 2021

Última actualización: 24 septiembre, 2021

Helen Fisher es una de las personas que más sabe del amor desde el punto de vista científico. Hace más de 30 años que estudia este sentimiento y su obra es una gran ayuda para comprender los giros y las aventuras asociadas al amor romántico. Nuestra protagonista pertenece a ese grupo de expertos que se ha esforzado en entender el amor desde una perspectiva bioquímica.

Varios de los libros de Helen Fischer tienen fama mundial. Entre ellos destacan Por qué amamos: Naturaleza y química del amor romántico y El primer sexo. Ambos han cambiado la forma en que vemos el amor, las relaciones de pareja y los temas de género.

Esta bióloga y antropóloga estadounidense ha realizado la mayor parte de sus investigaciones en la Universidad Rutgers, en Nueva York (Estados Unidos). En la actualidad, Helen Fisher es la investigadora más citada en temas del amor.

El amor romántico es una de las experiencias humanas más intensas. Es sin duda más fuerte que el impulso sexual. El amor romántico es una de las sustancias más adictiva que existe sobre la tierra”.

-Helen Fisher-

Corazón iluminado

¿Quién es Helen Fisher?

De la biografía de Helen Fisher en realidad no conocemos demasiado. Sabemos que nació en Nueva York, el 31 de mayo de 1945. También que estudió en la Universidad de Nueva York y en la Universidad de Colorado. Así mismo, trabajó en varios institutos, hasta que llegó a la Universidad Rutgers, donde ha desarrollado la mayor parte de su obra.

Es una de esas personas que se conocen más por sus obras que por su biografía misma. Se convirtió en toda una estrella en las conferencias de TED, entre los años 2006y 2008, especialmente. También se le ha visto en programas de televisión y en documentales que hablan acerca del amor.

Aunque Helen Fisher ha estudiado el amor romántico, siendo sus planteamientos muy distintos a aquellos que la mayoría conjugamos para hablar del amor romántico. Desde su perspectiva, este sentimiento está muy ligado a las reacciones neuroquímicas que se producen en nuestro sistema nervioso.

Helen Fisher y el amor

Ya hace más de 30 años, Helen Fisher se propuso investigar qué pasa en el cerebro de las personas cuando estamos enamoradas. También, por supuesto, cuando experimentamos una decepción o vivimos experiencias amorosas amargas. En sus estudios vemos la fusión entre su conocimiento sobre nuestra biología, pero también sobre antropología. El resultado es realmente interesante.

Planteó una teoría muy singular en torno al sentimiento romántico. En su perspectiva, el amor sería en esencia sensible a tres factores:

  • Lujuria. Tiene que ver con el impulso sexual y la libido.
  • Atracción sexual selectiva. A partir de este factor se explica la gran intensidad que tienen las relaciones en su primera etapa.
  • El apego. Hace referencia al sentimiento de unidad que surge con la pareja, el cual tiene un nivel más alto de profundidad y permite las relaciones a largo plazo.

Los postulados básicos de Helen Fisher

En una de las múltiples entrevistas que le han hecho a Helen Fisher lograron que ella condensara buena parte de su teoría en un grupo postulados básicos. Algunos de ellos son los siguientes:

  • El amor se puede definir como una necesidad fisiológica, un instinto y el resultado de un flujo químico en el cerebro.
  • El amor romántico funciona como una droga adictiva. De manera especial, en su primera fase.
  • La necesidad que prima en el amor es la de la unión emocional con el amado.
  • Se puede sentir profundo apego por la pareja estable y, a la vez, experimentar un amor romántico por otra persona, así como atracción sexual por otros individuos. Cada experiencia está controlada por distintas áreas del cerebro que no están bien conectadas entre sí.
  • No se podría experimentar amor romántico por dos personas al mismo tiempo.
  • El amor romántico duraría entre 18 meses y tres años.
  • El romance se puede nutrir y mantener por medio de experiencias nuevas compartidas, que sean excitantes e incluso algo peligrosas.
  • Las mujeres se benefician menos del sexo casual y por eso se sienten menos atraídas hacia este.
  • Todas las personas enamoradas son posesivas. Los celos son casi siempre el origen de los malos tratos en pareja.
  • Los hombres son tan apasionados en el amor como las mujeres. De cada cuatro personas que se suicidan tras terminar una relación, tres son hombres.

Estas y muchas otras tesis están consignadas en las obras y en las conferencias de Helen Fisher. Es una de esas científicas a las que se puede leer con la misma emoción que a un buen poeta. Vale la pena conocer su trabajo.

Créditos de imagen principal | Adam Timworth con licencia CC BY-ND 2.0
Te podría interesar...
Consejos de Helen Fisher sobre el amor
La Mente es Maravillosa
Leerlo en La Mente es Maravillosa
Consejos de Helen Fisher sobre el amor

Los consejos de Helen Fisher sobre el amor nos permiten entender este sentimiento desde un punto de vista biológico y enriquecer así nuestras relac...



  • Fisher, H. E., Aron, A., Mashek, D., Li, H., & Brown, L. L. Fisher et al 2002 Sistemas cerebrales de Lujuria, Atracción y Apego.