Madre soltera por elección: un nuevo modelo de familia

24 Junio, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la psicóloga Elena Sanz
Cuando el reloj biológico indica que se acaba el tiempo, se presenta el gran dilema: ¿renunciar al mayor sueño que se posee o lanzarse a la aventura de ser madre en solitario?
 

El concepto de familia se está diversificando. Aun así, los nuevos tipos de núcleos familiares aún enfrentan el estigma y el juicio público en muchas ocasiones. Uno de estos nuevos modelos lo constituye la madre soltera por elección. Mujeres valientes y emocionalmente maduras que decidieron no renunciar a su sueño de ser madres.

Sus caminos están llenos de dudas, incertidumbre y dificultades. Con frecuencia el entorno desaprueba su decisión y el apoyo que deberían recibir en una decisión tan personal se sustituye por críticas y cuestionamientos. Afortunadamente, cada vez son más las mujeres que se atreven a alzar la voz, contar su historia y servir de apoyo a quienes, como ellas, anhelan la maternidad.

Mujer embarazada en la ventana

Ser madre soltera por elección, un deseo bajo presión

 

En la actualidad, todos comprendemos que las prioridades y metas vitales de cada persona son diferentes. Hay quienes no desean tener descendencia y esto es algo completamente lícito. Por otro lado, algunas personas se proyectan construyendo una familia únicamente si es junto a una pareja. Es decir, el deseo de tener hijos queda supeditado a la capacidad de establecer y mantener una relación.

Pero existe un importante porcentaje de mujeres que ansía la maternidad más allá de la estructura tradicional de familia. Para ellas, ser madre es una prioridad clara y absoluta; algo que han anhelado generalmente desde la juventud. Es el mayor proyecto vital en el que desean embarcarse y al que quieren dedicar su tiempo y energía.

Por lo general, inicialmente estas mujeres planean construir un núcleo familiar tradicional. Muchas de ellas esperan años para encontrar al compañero adecuado para compartir este proyecto de vida.

No obstante, en un momento dado el reloj biológico anuncia que el tiempo se acaba. Y, si en ese entonces aún no se cuenta con la pareja apropiada, aparece el enorme dilema: ¿renunciar al mayor sueño que se posee o lanzarse a la aventura de ser madre en solitario?

 

Madre soltera por elección

Afortunadamente, hoy en día existen diversas vías para convertirse en madre sin la necesidad de poseer una pareja afectiva. Pero tanto quienes optan por la inseminación artificial como aquellas que escogen la adopción han de enfrentarse a numerosos retos.

  • A nivel económico todos los gastos recaerán únicamente sobre la madre. Ha de ser capaz de proveer un techo al pequeño y cubrir todas sus necesidades hasta su vida adulta, sin el apoyo de un padre. Por ello, es necesario que posea cierta estabilidad monetaria.
  • Por otro lado, ella será la encargada de cuidar y velar por el bienestar del pequeño. Actualmente, la conciliación laboral es a todas luces insuficiente, por lo que tendrá que prever de qué apoyos dispone para la crianza del pequeño. La presencia de familiares o amigos cercanos puede ser de gran ayuda.
  • A nivel emocional, la madre soltera por elección habrá de enfrentar el proceso del embarazo, el parto y la educación del niño sin el sustento afectivo de una pareja.
  • Pero es, sobre todo, el aspecto social el que puede generar mayores dudas y temores en las mujeres que optan por esta decisión. Aún persiste un importante estigma respecto a aquellas mujeres que escogen ser madres solteras. Escucharán tantas opiniones y comentarios como personas se crucen en su camino, todos tendrán algo que decir al respecto y no siempre será positivo. Con frecuencia, estas madres son tachadas de egoístas, irresponsables o inconscientes por personas de su entorno.
 
Mujer pensativa en la cama

Un nuevo modelo de familia

Es importante que todos como sociedad comencemos a abrir la mente y el corazón para comprender las motivaciones ajenas antes de emitir juicios. Las mujeres que optan por este nuevo modelo de familia no lo hacen de un modo impulsivo o irresponsable. Tras esta elección existen años de planteamientos, de luchas internas, de temores y de dudas que han tenido que trabajarse.

Cuando finalmente se lleva a cabo, se trata de una decisión madura y meditada, movida por un profundo deseo de acompañar a otro ser humano en su crecimiento.

Es hora de que desterremos la idea del modelo de familia tradicional como el único válido y natural y nos abramos a diferentes realidades. Nadie realizará una labor de crianza tan responsable y amorosa como quien fue capaz de luchar contra el temor y el rechazo por cumplir la que sienten como una misión vital: la maternidad.

 
  • Rivas, A. M., Jociles, M. I., & Moncó, B. (2011). Las madres solteras por elección.¿ Ciudadanas de primera y madres de segunda?. Revista Internacional de Sociología69(1), 121-142.
  • Jociles, M. I., Rivas, A. M., Moncó, B., & Villaamil, F. (2010). Madres solteras por elección: entre el" engaño" y la solidaridad. AIBR. Revista de Antropología Iberoamericana5(2), 256-299.