Las 5 mejores películas de Orson Welles

La intriga, el suspense y la moralidad son protagonistas en las películas de este gran cineasta. Su producción en la gran pantalla ha tenido una gran acogida por parte de público y crítica. ¿A qué se debe?
Las 5 mejores películas de Orson Welles

Escrito por Francisco Jimenez Criado, 16 octubre, 2021

Última actualización: 25 octubre, 2021

Cuando hablamos de directores de cine históricos tenemos que mencionar a aquellos que destacaban, incluso, por participar como actores, guionistas y productores; es decir, se convertían en cineastas polifacéticos. Por eso, queremos conocer cuáles son las mejores películas de Orson Welles y su contribución en cada una de ellas.

Welles nació en Estados Unidos para pasar a la historia por rodar películas en las que predominan la acción, la reflexión y la moralidad. Además, también ha sido reconocido por revitalizar el teatro, actualizar la manera de hacer radio y por mostrarnos en la gran pantalla parajes de todo el mundo. Un maestro al que hoy queremos conocer a través de sus producciones.

1. Ciudadano Kane

En 1941, Orson Welles realiza una de las grandes obras maestras del cine. Dentro del género del drama, participa no solo como director, sino también como escritor, productor y actor. Consiguió un Óscar al mejor guion, escrito junto a Herman Jacob Mankiewicz. Recordemos que también estuvo nominada en otras categorías. Pero, ¿qué tiene esta película para ser tan emblemática?

El argumento se centra en la figura de Charles Foster Kane, quien muestra una actitud impasible por alcanzar el poder. Al morir, sus últimas palabras fueron “Rosebud”, un concepto que se convierte en un auténtico enigma, lo que supone el inicio de una investigación a través de los periodistas.

Para ello, Orson Welles utiliza la técnica de los flashbacks, aplicada de manera audaz y coherente. De este modo, podemos decir que la historia capta la atención del espectador desde el principio hasta el final.

“Un poeta necesita un lápiz; un pintor, un pincel; y un director de cine, un ejército”.

-Orson Welles-

2. La dama de Shanghai

En 1947, Orson Welles lleva a cabo esta producción de cine negro. Participa él mismo como actor junto a su esposa Rita Hayworth. La intriga, la emoción y el suspense están presentes desde el principio, del mismo modo que se muestran temáticas relacionadas con los engaños y las malas apariencias.

El argumento se centra en la figura de Michael O’Hara, un joven marinero que se enamora profundamente de Elsa Bannister. Se embarca en un viaje junto al marido de esta mujer, Arthur Bannister. A partir de ahí, se desarrolla el grueso de la trama, justo cuando el propio Michael simula su muerte para conseguir el dinero y escapar con Elsa.

3. El tercer hombre

Dos años después, concretamente en 1949, Carol Reed realiza esta película, recibiendo una gran aceptación por parte de la academia. Se podría encasillar dentro del género del cine negro. En ella aparece Orson Welles como uno de los protagonistas, junto a Joseph Cotten y Alida Valli. Veamos algunos aspectos importantes de esta cinta:

  • El argumento se ambienta en Viena tras el final de la Segunda Guerra Mundial y el control de los distintos territorios por potencias como Francia, Gran Bretaña, EE. UU. y la URSS.
  • Todo se desarrolla con la investigación de un posible asesinato. Este tema se mezcla con una temática vinculada al mercado negro y el contrabando.
  • A nivel técnico, podemos decir que cada plano está cuidado. Cada personaje queda retratado de una forma única. A pesar de contar con un presupuesto bajo, supo explotar al máximo las virtudes de una historia tan inquietante como atractiva.

4. El extraño

¿Qué plantea Orson Welles en esta película? Dentro del género del cine negro propio de los thrillers psicológicos de intriga, se trabaja una temática relacionada con el mundo de los nazis. Tengamos en cuenta que se rueda en 1946, poco después del final de la Segunda Guerra Mundial.

En el argumento se puede descubrir la figura de Wilson, un agente de la comisión de crímenes de guerra. El objetivo es encontrar a Franz Kindler, uno de los principales cerebros de los campos de exterminio nazis.

En general, se podría considerar esta película como una de sus obras maestras, pero que queda relegada a un segundo plano en comparación con otras películas más reconocidas.

“No creo que mi carrera artística sea algo tan valioso que deba anteponerse a mis convicciones”.

-Orson Welles-

5. Sed de mal

Este filme se rueda en 1958 y se enmarca, al igual que las anteriores, en el género del cine negro. Su temática se centra en torno a la resolución de un asesinato. En este caso, aparecen en escena actores como Charlton Heston y Janet Leigh, sin olvidar que también participa Orson Welles, representando a un policía corrupto llamado Hank Quinlan.

Una de las claves de esta película son las pruebas falsas que el policía crea. De este modo, va a ser el propio Mike Vargas, el protagonista, quien descubra esta evidencia, vinculando a Quinlan y a otros mafiosos con el asesinato.

En definitiva, una de las obras más destacadas de este cineasta que plantea un argumento similar a otras producciones anteriores y en una línea semejante a Alfred Hitchcock.

Te podría interesar...
Las 10 mejores películas inspiradas en el psicoanálisis
La Mente es Maravillosa
Leerlo en La Mente es Maravillosa
Las 10 mejores películas inspiradas en el psicoanálisis

Si te gusta la psicología, no puedes perderte las 10 mejores películas inspiradas en el psicoanálisis de diferentes años que te proponemos.



  • Bartolomé, J. P. y Thomas, F. (2007). Orson Welles en acción. Akal. Madrid.
  • Chion, M. (1992). El cine y sus oficios. Madrid. Cátedra.
  • García García, A. (2011). Psicología y cine: vidas cruzadas. UNED. Madrid.
  • Sullà, E. (2014). SOBRE LA FORMACIÓN DEL CANON DEL CINE NEGRO. 452ºF. Revista De Teoría De La Literatura Y Literatura Comparada, (3), 13–28. Recuperado a partir de https://revistes.ub.edu/index.php/452f/article/view/10782.