Mentoring, ¿qué es y cuáles son sus beneficios?

El mentoring es un método con muchas posibilidades que beneficia tanto a aprendices como a mentores. En este artículo os contamos en qué consiste.
Mentoring, ¿qué es y cuáles son sus beneficios?
María Alejandra Castro Arbeláez

Escrito y verificado por la psicóloga María Alejandra Castro Arbeláez.

Última actualización: 25 julio, 2022

La vida es un constante aprendizaje. Emocional, cognitivo, social, espiritual, el punto es que no nos escapamos de ello; simplemente para adaptarnos ya debemos utilizar mecanismos para el aprendizaje. Por ello, es tan importante el mentoring, asunto del que nos ocuparemos en este artículo.

A continuación, exploraremos qué es el mentoring, te mostraremos en qué campos se puede aplicar y te contaremos algunos beneficios de esta maravillosa técnica. No te pierdas nada.

“Lo maravilloso de aprender algo es que nadie puede arrebatárnoslo”.

-B.B King-

Dibujo de una persona subiendo escaleras

¿Qué es el mentoring?

“Mentoring” es una palabra que viene del inglés, significa mentoría. Se trata de una práctica cuyo fin es desarrollar el conocimiento. Para ello, interviene:

  • Un tutor. Aconseja, enseña y guía.
  • El aprendiz. Sigue las directrices del tutor.

Entonces, hablamos de una metodología basada en aprender con el apoyo del mentor. Así, el mentor va transmitiendo conocimiento al alumno. Sin embargo, el aprendiz no simplemente recibe información, también interviene, y el conjunto de la práctica, la teoría y su desarrollo favorecen el aprendizaje.

En última instancia, el objetivo es desarrollar el potencial de las personas a través de la experiencia, del tutor y del aprendiz. Entonces, podría verse como un recurso de mejora.

Dimensiones del mentoring

Ahora bien, no simplemente se trata de enseñar por enseñar, consiste en ir más allá. Por ello, el mentoring es un método estructurado y eficaz. Entonces, requiere de una serie de pasos, como el planteamiento de objetivos, el análisis, la práctica, la adaptación y el desarrollo, entre otros. Cuenta principalmente con tres dimensiones:

  • Emocional. Refuerza los recursos psicológicos que potencian el bienestar.
  • Intelectual. Hace hincapié en incrementar los conocimientos a partir de la transmisión de la experiencia.
  • Social. Consiste en introducir al aprendiz en una red de relaciones que pueden ser importantes para su desarrollo.
Chico enseñando

Diferencias con el coaching

Dicha la definición de la actividad que nos ocupa, es posible que suene muy parecida al coaching. Sin embargo, este último se enfoca en alcanzar resultados a corto plazo y que no requieren de un programa para llevarlo a cabo. Otra diferencia con el mentoring es que el coach ayuda al cliente a encontrar sus propias respuestas en lugar de transmitirle su conocimiento.

Tipos de mentoring

Si bien todas las modalidades de esta actividad se centran en el aprendizaje a través de la escucha activa y la transmisión de conocimientos, existen varios tipos diferenciados. Son los siguientes:

  • Sesiones privadas: en estas sesiones, donde solo intervienen tutor y mentorizado, se trabajan las necesidades específicas del último para diseñar el programa.
  • Bidireccional u horizontal: se trata de una relación donde dos profesionales de diferentes ámbitos intercambian experiencias para ayudar al otro a realizar la tarea que se le asigna.
  • En grupo: un mentor comparte su experiencia de forma vertical con un grupo de personas que aprovechan su experiencia para integrarse en un contexto nuevo.

Casos de éxito

Algunos casos de personas que han alcanzado el éxito gracias a un programa de mentoring son Bill Gates y Oprah Winfrey. Personas como Sally Ride, la primera mujer en viajar al espacio, han tenido mentores y mentoras a lo largo de su carrera que las han motivado a llegar donde están. Son estos hitos en la historia lo que inspira los programas de mentoring: ¿hasta dónde puede llegar una persona con una buena guía?

Campos de aplicación

El mentoring al ser un método de aprendizaje es aplicable a cualquier ámbito de la educación, y con ello nos referimos a que puede implementarse en personas de todas las edades y en todos los campos. Te mostraremos algunos en los que se puede utilizar este fascinante recurso:

  • En las escuelas. Es diferente a la figura clásica de profesor y alumno, porque puede hacerse como una actividad extraescolar para potenciar habilidades o como parte del propio modelo educativo, pero no es el que conocemos habitualmente. Recuerda que en el mentoring se tienen diversos aspectos del ser humano, no solo la parte académica, y que el alumno también es activo en el aprendizaje.
  • Universidades. Puede funcionar del mismo modo que en las escuelas. Incluso puede ser a través de una persona que apadrina a otra y cuenta con un rol psicosocial, proporcionando un ejemplo positivo, aconsejando etc. y con funciones técnicas, como impulsar al aprendiz, desafiarlo y ayudarle en su misión.
  • Comunidades. El mentoring también puede hacerse en colaboración con la comunidad, pues facilita el desarrollo social y colectivo, a través de la transmisión del aprendizaje en grupos o influyendo en los demás a través del aprendizaje de otro. Cuando esta actividad se orienta en pro de la comunidad se llama mentoring social.
  • Hospitales. A través de talleres o enseñando al aprendiz haciendo énfasis en la experiencia.
  • Empresas. Vendría siendo una modalidad de capacitación, pero haciendo hincapié en el ámbito profesional. La idea es que el trabajador adquiera los conocimientos y las competencias necesarias para lo que debe realizar en la empresa.

La aplicación consiste sobre todo en: seleccionar a los mentores, determinar los objetivos, y supervisar el proceso. Tal vez se asocie el mentoring solo al entorno empresarial, pero recuerda que se puede aplicar a cualquier organización.

Mujer enseñando a otra

La ética en el mentoring: ¿cómo escoger un buen mentor?

Esta práctica no está exenta de tener un código moral: el mentor se compromete a utilizar sus conocimientos siempre en beneficio de su alumno, así como de proporcionar confianza y guardar estricta confidencialidad. Por tanto, un buen mentor reúne las siguientes características personales:

  • Es una persona con sentido ético y valores firmes.
  • Genera confianza en el trato.
  • Es una persona empática.
  • Motiva e inspira a su mentorizado.
  • Es humilde y tiene un trato amable con los demás.
  • Sabe escuchar.
  • Tiene experiencia en el área en la que va a introducir a su alumno.
  • Es capaz de transmitir conocimientos y experiencias de forma efectiva.

¿Cuáles son los beneficios del mentoring?

Este estilo de aprendizaje cuenta con múltiples ventajas. Veamos algunas de ellas:

  • Potencia vínculos.
  • Fortalece el capital social de las personas.
  • Mejora el clima organizacional.
  • Desarrolla líderes.
  • Potencia el talento.
  • Aumenta el rendimiento.
  • Incrementa la productividad.
  • Beneficia el clima escolar.
  • Ayuda a construir relaciones.
  • Mejora el desarrollo personal y profesional.

El mentoring ha tomado tanta fuerza que diversos autores se han dedicado a investigar sus efectos y a mejorar sus dinámicas para conseguir mejores resultados.

Por ejemplo, Kathy E. Kram, y Lynn A. Isabella, quienes publicaron un artículo denominado “Mentoring Alternatives: The Role of Peer Relationships in Carreer Development”, en el que destacan el papel de las relaciones con los pares como alternativas importantes a los mentores definidos de forma convencional, pues se evidencia una mejora en el desarrollo psicosocial y profesional. En definitiva, se trata de un método que destaca las potencialidades del ser humano y que, a través de la enseñanza, ayuda a que el aprendiz y el mentor crezcan en el ámbito social, emocional, profesional y cognitivo.

“Cuéntame y olvido. Enséñame y recuerdo. Involúcrame y aprendo”.

-Benjamin Franklin-

Te podría interesar...
Psicología Empresarial: características y aplicaciones
La Mente es Maravillosa
Leerlo en La Mente es Maravillosa
Psicología Empresarial: características y aplicaciones

La Psicología Empresarial estudia el comportamiento de las personas en su entorno laboral, tanto individual como colectivamente. Aprende aquí sobre...



  • Kram, K. E. (1998). Mentoring at work: Developmental relationships in organizational life. Lanham, MD, England: University Press of America.
  • Kram, K. E. & Isabella, L.A. (1985). Mentoring alternatives: The role of peer relationships in career development. Academy of management Journal, 28 (1), 110-132,

Los contenidos de La Mente es Maravillosa se redactan solo para fines informativos y educativos. No sustituyen el diagnóstico, el consejo o el tratamiento de un profesional. Ante cualquier duda, es recomendable la consulta con un especialista de confianza.