¿Qué son las relaciones parasociales?

27 Julio, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la psicóloga Laura Ruiz Mitjana
¿Qué son las relaciones parasociales? ¿Por qué se producen y qué efectos tienen sobre nosotros? ¡No te pierdas el siguiente artículo!
 

¿Qué son las relaciones parasociales? Antes de responder a ello, te plantemos lo siguiente: ¿alguna vez te has preguntado qué efecto ejercen los medios de comunicación sobre tu comportamiento? Esto tiene que ver con este tipo de relaciones, un curioso fenómeno que desarrollamos con las personas que “conocemos” a través de los mass media. 

Es una realidad, los mass media tienen la capacidad de influir -de manera potencial, porque dependerá de diferentes factores- en nuestros comportamientos, pensamientos, acciones…

En muchos casos, la manera que utilizan los medios de comunicación para dirigirse a nosotros está diseñada para que pensemos que es personalizada, cuando en realidad como audiencia somos una masa homogénea de gente. Por ejemplo, piensa en un simple detalle, ¿cuántos correos de spam, destinados a muchas personas, incluyen tu nombre?

Así, en este artículo veremos qué son las relaciones parasociales, por qué se producen, qué sentimientos se asocian a ellas y cómo influyen en nuestro comportamiento. ¡No te lo pierdas!

 
Hombre con un ordenador

¿Qué son las relaciones parasociales?

Las relaciones parasociales son aquellas que establecemos con personas famosas, con celebrities o con personas mediáticas. En realidad, son relaciones que se dan con cualquier personaje mediático, sea real o ficticio (incluidos los personajes de dibujos animados).

Para que lo veamos de forma un poco más clara, pensemos en un ejemplo: imaginemos que nos encontramos con algún famoso en el supermercado, alguien por quien sintamos simpatía. Probablemente nos acercaremos, le pediremos un autógrafo, intentaremos establecer algún tipo de conversación… como si realmente tuviéramos confianza con esa persona, aunque en realidad no la tengamos.

Por ello, en realidad, las relaciones parasociales son falsas relaciones sociales, ya que la relación no es “real”, y nace del deseo de conocer a esa persona “en la vida real”, o incluso de su admiración hacia ella. Y es que ¡la mente nos engaña!

 

Percibimos esa relación como cercana e íntima, cuando en realidad no conocemos a esa persona realmente (solo a través de lo que hemos visto de ella a través de los medios). Además, según los expertos, se trata de una relación no recíproca (unilateral), por lo que hablamos en realidad de un pseudovínculo.

Origen del término

Fueron los autores Horton Donald y Richard Wohl los que, en 1956, hablaron por primera vez de las relaciones parasociales. Concretamente, definieron el concepto como “la creación, de forma inconsciente, de una relación de cercanía con una persona mediática, que vivimos de forma intensa”.

Además, los autores agregaron que este tipo de relación es unilateral (solo nos la creemos nosotros). Según ellos, tal y como cita Caro (2015), se trata de la “ilusión de una interacción recíproca experimentada por la audiencia hacia las figuras mediáticas“.

Sentimientos asociados

Una característica de las relaciones parasociales es que llegamos a sentirnos muy identificados con la persona mediática en cuestión, lo que hace que percibamos una relación real con dicha persona. En este sentido, desarrollamos una fuerte empatía hacia ella. También puede suceder lo contrario, y es que sintamos rechazo o desagrado hacia esa persona.

 

Lo que más caracteriza a este tipo de relaciones es ese sentimiento de que conocemos realmente a alguien solo por el hecho de haberlo visto o seguido a través de los medios. Se trata de un vínculo muy particular porque, en realidad, solo se da por nuestra parte (por eso hablamos de un pseudovínculo).

Por otro lado, según la comunicóloga Ileana Caschi, las relaciones parasociales son un fenómeno comunicativo que nos hace estar pendientes de ciertos contenidos mediáticos solo porque “X” persona es quien los difunde. Esta situación nace del hecho de creernos más que “uno más de la audiencia”, y el cerebro tiene mucho que ver con ello, como veremos más adelante.

¿Con quién desarrollamos relaciones parasociales?

Como hemos visto, este tipo de relaciones se desarrolla con cualquier personaje famoso (puede ser ficticio). Así, suele tratarse de personas que aparecen en la televisión, la radio, las redes sociales e incluso los medios en papel (por ejemplo el periódico).

 

La profesión de dicha persona puede ser prácticamente cualquiera, y por ello se trata de: artistas, deportistas, presentadores, políticos, cantantes… Esto incluye personajes ficticios, como los protagonistas de dibujos animados (sobre todo en el caso de los niños).

¿Cuánto duran estas relaciones?

No hay una respuesta concreta a esta pregunta, puesto que las relaciones parasociales son indefinidas, y el tiempo depende de hasta cuándo esa persona mediática sea significativa o importante para nosotros. También tiene relación con el tiempo que esa persona esté en los medios de comunicación.

¿Por qué desarrollamos este tipo de relaciones?

En cierta manera, el hecho de que se produzcan las relaciones parasociales tiene que ver con nuestra parte subconsciente (o inconsciente). Lo ilustraremos con un sencillo ejemplo; cuando vemos personas famosas en la televisión (o a través de la radio, vídeos en YouTube…), inconscientemente, nuestra mente se “cree” que todo este contenido ha estado creado especialmente para nosotros.

 

Es decir, aunque sepamos que tan solo somos un grano de arena entre todos los espectadores de ese programa, la mente nos engaña y nos hace creer que ese contenido es, en cierta manera, exclusivo para nosotros. Esto explicaría por qué nos sentimos tan unidos o tan involucrados en este tipo de contextos.

Mujer grabando un programa

Las estrategias de las personas mediáticas

Por otro lado, estas personas de las que hablamos, con las que desarrollamos relaciones parasociales, conocen bien los mecanismos que potencian este tipo de sentimientos. Un ejemplo es el hecho de que miren a cámara y se dirijan especialmente a su público (eso es, “a nosotros”); esto lo hacen especialmente los Youtubers o los presentadores de TV.

Desde el terreno de las neurociencias, sabemos que el cerebro está programado para interpretar una mirada directa a los ojos como una señal de que alguien nos está prestando atención.

 

En otras palabras, el hecho de percibir que nos están mirando a los ojos, hace que sintamos que nos hablan directamente a nosotros. A raíz de ello, nuestro cerebro interpreta que “ese alguien” nos conoce.

Todo esto, sumado a los sentimientos de empatía y atención que despiertan estas personas a través de su lenguaje verbal y no verbal, facilita la aparición de las relaciones parasociales. Sin hablar ya del grado de credibilidad de esa persona o su atractivo físico e intelectual.

“Los medio sociales y digitales no sustituyen a los tradicionales; coexisten”.

-Octavio Regalado-

 
  • Caro, C.L. (2015). Relaciones e interacciones parasociales en redes sociales digitales. Una revisión conceptual. Revista ICONO14, Revista Científica de Comunicación y Tecnologías Emergentes, 13(2): 23-47.
  • Giles, D.C. (2002). Interacción parasocial: una revisión de la literatura y un modelo para futuras investigaciones. Psicología mediática, 4(3): 279-305.
  • Horton, D. & Whol, R. (1956). Mass Communication and Para-social Interaction: Observations on Intimacy at a Distance. Estados Unidos.
  • Rubin, R.B. & McHugh M.P. (1987). Development of parasocial interaction relationships. Journal of Broadcasting & Electronic Media, 31(3): 279-292.