Super Pan, un héroe que da todo sin pedir nada a cambio

Edith Sánchez·
20 Abril, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el psicólogo Sergio De Dios González al
20 Abril, 2020
Aunque al principio se burlaban de él, con el tiempo Super Pan se ha convertido en un héroe muy popular en Bucaramanga. Su misión es llevar pan a quien no lo tiene y alegría al que está triste. Actualmente, todos lo quieren y admiran.
 

Algunos piensan que Super Pan está un poco chiflado y quizás tienen razón. Aparece de repente en las calles de una pequeña ciudad llamada Bucaramanga (Colombia) y él mismo hace su entrada triunfal con un grito: “¿Es un pájaro? ¿Es un avión? ¡No! ¡Es Super Pan!” Dice que tiene “super pan deres” y que el mayor de ellos es llevar pan a quien no lo tiene.

Se moviliza en una motocicleta y lleva el rostro cubierto por una máscara. Su traje es como el de cualquier superhéroe: con capa y una trusa que lleva estampadas las iniciales “SP” en el pecho. Cuando avanza por la ciudad, su capa se levanta con el viento y quienes lo ven ya saben que está en marcha una de sus “super” misiones.

Son pocos los que conocen la verdadera identidad de Super Pan. La máscara impide identificarlo y en las redes sociales aparecen solo los datos de su personaje. Solo se sabe que es un hombre alto, de 1,87 cm, joven y vital, y que va por toda la ciudad repartiendo pan y café entre los más necesitados, especialmente, los habitantes de la calle.

 

Para mí la generosidad verdadera es así: uno da todo y siempre siente como si no le hubiera costado nada”.

-Simone de Beauvoir-

Mendigo en la calle

Super Pan, un personaje singular

Aparentemente, Super Pan comenzó con su labor hace unos ocho años. En las pocas entrevistas que ha concedido, siempre lleva su máscara. Cuando le preguntan su nombre, entre risas responde: “Pancracio Levadura”. Cuenta que cuando inició su proyecto, había muchas personas que se burlaban de él en la calle. En verdad, pensaban que estaba loco.

Sin embargo, con los años en realidad se ha convertido en un superhéroe para muchos. Es frecuente que, cuando va en su motocicleta, la gente le lance emotivos saludos en la calle, o se acerquen a él para darle las gracias por su empresa. De hecho, ya hay muchos que se le aproximan para pedirle un autógrafo.

 

Acostumbra a llevar una buena provisión de panes y café o zumos de frutas naturales. Va a las zonas más pobres de su ciudad y allí reparte los alimentos.

Cada vez que entrega uno de estos obsequios, le dice a las personas: “Esto es de parte de Dios”. Antes, los receptores se sorprendían e incluso desconfiaban de él. Ahora lo buscan y todos quieren abrazarle.

La labor de Super Pan

Super Pan lleva a cabo su labor los lunes, miércoles y viernes por la mañana. Lleva 50 panes y 50 cafés o zumos a algún lugar deprimido de la ciudad. Compra todos esos productos con sus propios recursos, ya que no recibe ayuda de ninguna organización. Dice que los supervillanos son el hambre y la indiferencia, y que no descansará hasta vencerlos.

El proceso de este personaje ha sido tan singular como él. Inició su solitaria labor y poco a poco se fue haciendo muy conocido. Luego abrió cuentas en redes sociales con su personaje y de inmediato acumuló muchos seguidores. Más adelante, y sin explicación alguna, desapareció por un tiempo. Muchos pensaron que se había cansado, pero no era así.

 

Tiempo después salió un gran aviso que decía “Super Pan rethorna” (“horna” por “horno”) y volvió. Ya era tal su fama que comenzaron a llamarle para que hiciera conferencias sobre su labor en varios colegios e incluso universidades. Los medios de comunicación también repararon en él y se hizo famoso en todo el país.

Super Pan dando la mano a un mendigo

Los superamigos

Durante el último “rethorno” de Super Pan se dio a conocer una noticia estupenda. Ahora este héroe cuenta con otros superamigos, a los que presentó en sociedad. Uno de ellos es “Alma vital”, un ser valiente, cuyo superpoder es llevar palabras de aliento a las personas que estén tristes o sufran alguna forma de abandono.

También se anunció que haría su aparición un héroe que lleva por nombre “Supersona”. Su superpoder es el de atender las necesidades de las personas mayores que estén en situación de abandono. Por su parte, Super Pan ha informado que también visitará los hospitales, especialmente de niños, para llevar un poco de alegría.

 

Así mismo, invitó a otras personas a sumarse a su empresa. Solo debían cumplir tres requisitos. El primero es tener un corazón dispuesto a servir a los demás; el segundo, tener alguna habilidad emocional para facilitar la labor y, el tercero, que estén dispuestos a ser un ejemplo para otros. Así es la labor de Super Pan: fantástica.

 
Jiménez, M., Caballero, P., & Tinoco, M. (2010). Los valores humanos de los superhéroes. Tándem: Didáctica de la educación física, 34, 33-46.