¿Cómo trabajar con huérfanos por violencia de género? - La Mente es Maravillosa

¿Cómo trabajar con huérfanos por violencia de género?

Laura Reguera 16 enero, 2018 en Psicología clínica 167 compartidos
Columpios en un parque

La pérdida de la figura materna es siempre una situación compleja. Ya siendo adultos es un momento difícil y que nos cuesta superar, pero lo es aún más cuando somos pequeños. Entonces puede que no lleguemos a comprender del todo qué es lo que ha pasado, de forma que la elaboración del duelo se vuelve más complicada.

Esta situación puede ser mucho más dificultosa para los huérfanos por violencia de género. No sólo se ha muerto su madre, sino que su padre es el responsable de que esto haya pasado. La realidad es que la violencia de género deja múltiples víctimas a su paso… ¿Qué podemos hacer para ayudar a los hijos de las mujeres asesinadas?

“Las lágrimas no son para las personas que hemos perdido. Son para nosotros. Para que podamos recordar, celebrar, extrañarlas y sentirnos humanos”.

-C.J. Redwine-

¿Qué factores influyen en el duelo los huérfanos por violencia de género?

Los huérfanos por violencia de género tienen que hacer frente a un doble duelo: el provocado por la muerte de su madre y el debido a la pérdida de su padre, quien se suicida, huye o es detenido. Esta situación tan complicada puede conllevar que el duelo en los pequeños se vuelva patológico.

Niña en el campo

Que los menores elaboren un duelo sano o patológico depende de muchos factores. Entre ellos, la edad y el desarrollo cognitivo y emocional de los pequeños, así como la información que se les transmita sobre lo sucedido y la persona que le comunique la muerte de su madre. Además, también influye si estos estaban presentes en el momento del asesinato y la relación afectiva que los niños tenían con ambos progenitores.

¿Cómo reaccionan los huérfanos por violencia de género ante la muerte de la madre?

Tras lo sucedido, los huérfanos por violencia de género se encuentran ante un mundo desconcertante e inseguro, al cual deben adaptarse sin las figuras de apego que les proporcionaban seguridad y de las cuales dependían. Así, es normal que se sientan inseguros o que aparezcan gran cantidad de emociones como la ira, la tristeza y la ansiedad.

“Si suprimes el duelo demasiado, se puede doblar”.

-Molière-

De esta manera, aparece el miedo a quedarse solos y desprotegidos, así como a ser abandonados. Por ello, suelen demandar dosis extra de atención y cuidado por parte de sus nuevos cuidadores, sintiendo una gran dependencia hacia ellos. Incluso, puede que aparezcan comportamientos correspondientes a niños de edades inferiores

La negación de la realidad también es muy común en huérfanos de violencia de género, así como la incapacidad para expresar las emociones experimentadas a raíz de lo sucedido. Por otro lado, pueden aparecer ideas obsesivas respecto a lo que ha pasado, conductas de aislamiento y negación a establecer nuevas relaciones e incluso, dolencias físicas de tipo psicosomático.

Niño

¿Qué podemos hacer para ayudar a los huérfanos por violencia de género?

Ante una situación tan complicada, es normal que los huérfanos por violencia de género necesiten ayuda externa para elaborar el duelo de forma correcta. Así, es imprescindible que el pequeño comprenda, acepte y reintegre lo que ha sucedido. Para esto, va a ser fundamental que el niño exprese cómo se siente.

“Nadie me dijo jamás que el duelo se siente como el miedo”.

-C.S. Lewis-

Así, es primordial trabajar la adaptación del niño a su nuevo hogar y ambiente familiar, ese en el que su madre ya no está. De esta manera, estaremos ayudándole a conseguir otro paso clave: establecer nuevas relaciones sanas. Con ello, avanzaremos en la regulación de la tristeza por la pérdida y el recuerdo de su madre.

Por último, es importante trabajar que el niño normalice las emociones que aparecen asociadas a su padre. Así, le ayudaremos a legitimar su rabia y confusión, de forma que pueda canalizarlas adecuadamente.

Dada la complejidad de la situación, es aconsejable contar con la ayuda de un psicólogo especializado. De esta manera, estaremos propiciando a los huérfanos por violencia de género la mejor ayuda posible.

Imágenes cortesía de Aaron Burden, Nathan Bingle y Kelly Sikkema.

Laura Reguera

Psicóloga clínica habilitada para el ejercicio de la psicología sanitaria, de orientación cognitivo-conductual, apasionada de mi profesión, y que trata siempre de aprender y crecer como profesional de la salud y el bienestar tanto emocional como mental

Ver perfil »
Te puede gustar