5 errores de comunicación en la pareja

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Gema Sánchez Cuevas el 17 diciembre, 2017
Edith Sánchez · 17 diciembre, 2017

Hay errores de comunicación en la pareja que se mantienen por años. Comienzan como una deficiencia, pero terminan haciéndose costumbre. Estos mecanismos impiden identificar y solucionar muchos de los problemas que surgen entre dos personas que se aman.

Uno de los ejes centrales en las relaciones de pareja es la comunicación. Ese ámbito donde se expresan los sentimientos, los pensamientos y los deseos. Si hay buena comunicación, todo lo demás viene por añadidura. En cambio, cuando esta se tergiversa o se deteriora, pueden comenzar a aparecer nuevos problemas en otros terrenos de la relación.

La mayoría de los errores de comunicación en la pareja ocurren por temores o falta de madurez. No se termina de ver al otro como un compañero, sino que se levantan actitudes defensivas frente a él. Por ello, siempre es bueno autoevaluarse y determinar si se está incurriendo en alguno de estos errores. Vale la pena darse cuenta y rectificar a tiempo. Estos son algunos de ellos.

Aprendamos a decir las cosas con presteza, claramente, de forma sencilla y con una determinación serena: hablemos poco, pero con claridad; no digamos más que lo que es estrictamente necesario”.

-Emile Coué-

1. El absolutismo, uno de los errores de comunicación en la pareja más comunes

El absolutismo es una forma de extremismo en la comunicación que hace mucho daño. Tiene que ver con una visión egocéntrica del mundo. También con la incapacidad para captar los distintos matices que tiene la realidad. Implica una dificultad para entender y aceptar otras perspectivas diferentes a las de uno mismo.

Es uno de los errores de comunicación en pareja más comunes. Se traduce como una exigencia de total coherencia en el otro. “Si me amas, no puedes causarme ningún disgusto”. Como si lo humano no estuviera repleto de paradojas y contradicciones. El absolutismo queda reflejado en el intento de imponer conductas. “Debes” ser así. “Tienes” que hacer esto o lo otro.

Escena representando los errores de comunicación en la pareja

2. La selectividad o visión de túnel

La selectividad o visión de túnel opera cuando tratamos de interpretar todo a través de una única categoría. Desafortunadamente, esta categoría es la de lo negativo. En otras palabras, todo en el otro se ve malo. Hasta lo bueno.

Se trata de uno de los errores de comunicación en la pareja más comunes y de los que más daño hace. Es como si existiera una necesidad de corregir todo el tiempo al otro. De mostrarle los aspectos más débiles o erróneos de lo que hace. Es propio de personas que no son capaces de encarar el conflicto real que hay detrás de todo eso.

3. Extremismo

El extremismo en la comunicación es similar al absolutismo. Sin embargo, este se refiere más bien a las reacciones emocionales. Los gestos y las emociones también forman parte de la comunicación en pareja.

En este caso, cualquier problema menor se convierte en toda una tragedia por obra y gracia de esa visión extremista. Hasta las dificultades más irrelevantes terminan en escenas de llanto o gritos.

El extremismo denota falta de autocontrol y dificultad de análisis. Es probable que quien exhiba este tipo de comportamientos busque en su pareja al padre o la madre de su infancia. Desea mostrar, sobre todo, sus facetas infantiles. Busca comprensión y apoyo, como lo haría un niño. A la larga impide sostener una comunicación genuina. Tampoco permite el crecimiento mutuo, ni promueve la autonomía.

Pareja discutiendo

4. Adivinación

Este es uno de los errores de comunicación en la pareja más usuales. Sucede cuando uno de los dos asume que puede adivinar el pensamiento del otro. Se parte de la idea de que se conoce a la pareja como a nadie e incluso, se cree conocer las intenciones y pensamientos más ocultos del otro.

Este tipo de comunicación suele generar grandes equívocos. Los sobreentendidos conducen a ello. Refleja falta de confianza en el otro y paranoia. Siempre se está buscando e interpretando lo que el otro dice entre líneas. Es también una forma de intento de control.

5. Etiquetación

La etiquetación consiste en estereotipar a la pareja. Es usual que esto se haga después de haber tenido un problema. También cuando el otro ha cometido algún error. De ahí en adelante, queda condenado a permanecer en una casilla. Puede ser la de “desconsiderado”, “descuidado”, “irresponsable”, o cualquier otra cosa. El objetivo, en todo caso, es marcarlo con un sello.

Pareja discutiendo en la calle

Todos estos son errores de comunicación en la pareja. Su efecto más nocivo es que minan la posibilidad de comprenderse. También inciden sobre la confianza mutua y terminan erosionando el afecto.