5 frases de Abraham Maslow sobre las necesidades humanas

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Bernardo Peña Herrera el 26 diciembre, 2018
Raquel Lemos Rodríguez · 26 diciembre, 2018
Abraham Maslow es conocido como el padre del humanismo. Una corriente que quedó presente en muchas de las frases que hoy recogemos.

Abraham Maslow fue un psicólogo estadounidense conocido como uno de los principales fundadores de la psicología humanista. Esta corriente considera que todos los seres humanos son buenos por naturaleza y que necesitan un proyecto vital adecuado a las necesidades de cada uno. Las frases de Abraham Maslow son un fiel reflejo de ello.

Maslow también es conocido por la pirámide de las necesidades. Se trata de una teoría que explica qué impulsa la conducta humana, ya que, para este autor, nuestras acciones son fruto de la motivación que nos lleva a cubrir nuestras necesidades.

En un principio, sus teorías no tuvieron demasiada acogida, pero, poco a poco, fueron llamando la atención de los psicólogos de su tiempo. De hecho, en 1967 la American Humanist Association lo nombró Humanista del año. Quien lo conoció afirma que fue un gran observador, además de un apasionado investigador.

A continuación, hemos seleccionado algunas de las mejores frases de Abraham Maslow para reflexionar y que, además, nos invitan a conocerlo en mayor profundidad.

La importancia de estar en el momento presente

“La habilidad de estar en el momento presente es un componente principal de la salud mental”.

Esta primera de las frases de Abraham Maslow trata sobre la relación entre el momento presente y la salud mental, uno de los conceptos que abordó la psicología humanista.

Según el estudio El concepto de salud mental en psicología humanista-existencial, la salud mental se plantea como una necesidad. De ahí que Maslow haga énfasis en este concepto y lo relacione con la capacidad de estar presentes. Porque solo cuando estamos conectados al aquí y ahora, estamos libres de expectativas, preocupaciones y culpas.

Mujer con los brazos levantandos

Ser flexible es importante para adaptarse

“Si tu única herramienta es un martillo, tendrás a tratar cada problema como si fuera un clavo”.

Otras de las necesidades de las que hablaba Abraham Maslow son la importancia de saber adaptarse y ser flexibles. Muchas personas consideran que son las circunstancias las que deben amoldarse a ellas, la cuestión es que esto suele terminar en fracaso.

El hecho de que algunas personas tengan más capacidad para resolver problemas que puedan provocar sufrimiento, precisamente ocurre porque saben adaptarse a las circunstancias y ser flexibles. Es decir, son capaces de ver más allá y buscar alternativas. Lo importante es que todos podemos hacerlo. Nuestra mente es flexible, a menos que nos aferremos a creencias o que pensemos que somos poseedores de una verdad absoluta.

El optimismo debe ser auténtico

“El falso optimismo tarde o temprano significa desilusión, odio y desesperanza”.

Desde hace algunos años, han empezado a tener un gran protagonismo los libros con un enfoque positivista que nos invitan constantemente a sonreír y ser optimistas. Sin embargo, la mayoría de ellos nos conducen a experimentar un falso optimismo que, tarde o temprano, se caerá por sí solo para dar paso a la desesperanza. 

No siempre es posible ser optimistas y en el caso de poder cultivar esta actitud, los cimientos tienen que ser fuertes. De nada vale leer mensajes positivos si no los integramos, reflexionamos y plantamos la semilla de lo que transmiten en nuestro interior. Porque como bien dice esta tercera de las frases de Abraham Maslow debemos cultivar un optimismo auténtico.

Ahora bien, si no somos optimistas, podemos trabajar en ello, pero nunca fingir. Esto solo provocará el autoengaño  y cuando menos lo esperemos, nos dejara desprotegidos ante la realidad.

El miedo afecta a nuestro desarrollo personal

“He aprendido que el novato a menudo puede ver cosas que el experto no ve. Lo necesario es no tener miedo a cometer errores o parecer ingenuo”.

En nuestra sociedad podemos decir, sin temor a equivocarnos, que predomina el miedo. El miedo al qué dirán, a hablar en público o a hacer el ridículo, entre otros. Miedos que nos limitan y que, como bien dice Abraham Maslow, afectan a nuestro desarrollo personal.

Por eso, nunca temamos hacer preguntas, aunque creamos que son absurdas. Tampoco, si somos profesores, investigadores o especialistas en una materia, dejemos que nuestro ego nos impida aprender de aquellos a que aún están en camino. Porque la habilidad de cuestionarnos y la curiosidad por aprender más nos ayudarán a seguir creciendo.

Hombre con miedo a la violencia intragénero cubriéndose

Siempre queremos más

“La satisfacción de una necesidad crea otra”.

Sin duda alguna, esta última de las frases de Abraham Maslow hace referencia a su pirámide de las necesidades y al proceso de evolución y desarrollo del ser humano, ya que una vez que hemos alcanzado un nivel, solemos buscar los medios para pasar al siguiente.

Por este motivo, las personas necesitamos siempre nuevas metas u objetivos que nos permitan seguir superándonos. No obstante, hay personas que una vez han cubierto una necesidad, no buscan más allá y se acomodan. Esto lleva al estancamiento que provoca frustración, a la incomodidad de no saber qué hacer para resolver lo que sucede y al hecho de estar en una zona de confort insoportable.

Como vemos, las frases de Abraham Maslow nos invitan a reflexionar sobre diferentes aspectos que tienen que ver con nuestras necesidades, nuestras acciones y, en definitiva, con nuestro proceso de autorrealización.

  • Maslow, A. (2016). El hombre autorrealizado: hacia una psicología del ser. Editorial Kairós.
  • Maslow, A. H. (1994). La personalidad creadora. Editorial Kairós.
  • Maslow, A. H. (1991). Motivación y personalidad. Ediciones Díaz de Santos.