Células OLM: las neuronas que nos ayudarán a tratar la ansiedad severa

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Gema Sánchez Cuevas el 14 noviembre, 2018
Valeria Sabater · 14 noviembre, 2018
En los últimos meses se ha hecho un descubrimiento esperanzador para el tratamiento de la ansiedad severa. Los científicos han descubierto que si se estimulan las células olm del hipocampo la sensación de amenaza, angustia e inquietud se reduce.

Los neurólogos llaman a las células olm, las neuronas de la valentía. En los últimos meses se ha descubierto que cuando este tipo de células del hipocampo son estimuladas se reduce la sensación de amenaza e inquietud. Esta revelación abre la puerta a la posibilidad de crear nuevos tratamientos más efectivos para la ansiedad severa.

Los doctores Sanja Mikulovic y Samer Siwani, de la Universidad de Upsala, Suecia, publicaron en septiembre de este mismo año un estudio en la revista Nature, que ha tenido sin duda un gran impacto en la comunidad científica. Hasta el momento, se sabía que las células olm eran clave en los procesos de memoria y aprendizaje.

Ubicadas en la capa más externa del hipocampo, eran hasta el día de hoy esas viejas conocidas a las que solían llamar las “guardianas de la memoria”. Sin embargo, después de una serie de pruebas y análisis, se ha descubierto que llevábamos unas cuantas décadas subestimando lo que este tipo de células podían hacer.

Se ha podido ver que cuando un animal se le aplica estimulación en esta pequeña área del cerebro donde están alojadas, deja de tener miedo a sus depredadores naturales. La sensación de amenaza se reduce e inician conductas más atrevidas y valientes. De ahí, que las células olm hayan dejado de ser las guardianas de la memoria para alzarse ya como las neuronas del coraje

Cuando los niveles de ansiedad son demasiado altos, sentimos la sensación de que todo se escapa de nuestras manos y que el devenir solo nos depara hechos negativos y adversos. La estimulación de las células olm nos ayudaría a recuperar el control sobre nosotros mismos.

cabeza iluminada con células olm

Las células olm y el control de la ansiedad

Hay personas que inician proyectos y planes de forma continua sin experimentar un temor excesivo a la incertidumbre. Se arriesgan, toman decisiones y aprenden de sus errores y aciertos al marcarse retos de forma periódica. Asimismo, también hay perfiles a los que les van los deportes extremos, que adoran esa sensación de riesgo y que necesitan de esas pruebas límite cada poco tiempo.

Entre esos dos tipos de personalidades hay un aspecto en común: la iniciativa y una buena regulación del miedo. Así, detrás de este tipo de comportamientos más arriesgados estarían, según los expertos, las células olm. Hasta el momento se desconocía (o no se tenía muy claro aún) cuáles eran los mecanismos neurológicos que regulaban este tipo de tomas de decisiones.

El departamento de Neurociencia de la Universidad de Uppsala, en Suecia, ha trabajado en colaboración con el Instituto del Cerebro de la Universidad Federal de Rio Grande do Norte, en Brasil, hasta llegar a este descubrimiento. Algo que pudieron comprobar a nivel de laboratorio es que cuando se estimulan este tipo de células de nuestro hipocampo, la ansiedad se reduce y la sensación de riesgo desciende.

Veamos por tanto qué implicación puede tener este descubrimiento.

células olm

Ansiedad adaptativa y ansiedad patológica

Para comprender la implicación que pueden tener las células olm, debemos entender en primer lugar la diferencia entre los distintos tipos de ansiedad.

En primer lugar, la ansiedad por sí misma tiene una importancia esencial como condicionante sobre en la conducta humana. Es por así, decirlo, ese mecanismo de supervivencia imprescindible para todo ser vivo.

  • De este modo, algo que nos caracteriza como especie es la llamada ansiedad adaptativa. Se trata de ese proceso puntual y aislado en el tiempo donde dicho mecanismo físico y psicológico nos ayuda a responder ante peligros y amenazas objetivas y reales.
  • Por su parte, la ansiedad patológica conforma un tipo de enfoque mental claramente desadaptativo. Se trata de un estado crónico donde la mente, a menudo, anticipa riesgos que no son reales. El miedo es constante y la sensación de amenaza permanente. Son situaciones de gran angustia donde la persona queda paralizada en una realidad que afecta por completo a su calidad de vida.

Las células olm y la ansiedad patológica

Estudios como el llevado a cabo en la Universidad de Emory, en Atlanta, nos indican que los trastornos de ansiedad son el resultado de la alteración del equilibrio de la actividad en los centros emocionales del cerebro. No tiene nada que ver por tanto con ningún área cognitiva.

  • Esas alteraciones derivan en estados disfuncionales que en muchos casos, requieren de un tratamiento farmacológico donde los efectos secundarios, son a menudo más que evidentes.
  • Por tanto, el descubrimiento de las células olm y su implicación en la reducción de la sensación de miedo y angustia, es un avance. El objetivo no es ni mucho menos estimular este tipo de neuronas y conseguir con ello que el paciente inicie de pronto una conducta orientada al riesgo, en absoluto.
  • Estimulando las células olm conseguiríamos ante todo, reducir esa ansiedad que paraliza, esa sensación constante de amenaza, de angustia que corta las alas a la vida del paciente.
  • Conseguiríamos devolverle ese estado anímico con el que sentirse más seguro y con mejor capacidad de control.
Fármacos para representar tratamientos para las células olm

Por otro lado, cabe recordar que los ansiolíticos que utilizamos en la actualidad tienen un impacto en todo el cerebro. Si se logra ahora desarrollar un fármaco que actúe en exclusiva en este tipo de células, dejaríamos a un lado cualquier efecto secundario.

Como vemos, la esperanza que se ha abierto con este descubrimiento es inmensa. La buena noticia también es que se ha podido ver que las células olm son sensibles a la nicotina, por tanto, cabe la seguridad de que se puedan controlar farmacológicamente. Estaremos pendientes de más avances en este tema…