El lenguaje interior según Vygotsky

Este artículo fue redactado y avalado por la psicóloga Paula Villasante
8 mayo, 2019
En la perspectiva de Vygotsky, el habla interna es monológica. De alguna manera, la dimensión expresiva del habla interna constituye una manifestación de los estados más profundos de la consciencia.

El lenguaje interior ha sido objeto de estudio desde el comienzo de la historia de la filosofía. En él se adentró precisamente uno de los autores más importantes de la psicología occidental, Vygotsky. El pensamiento de este autor cambió por completo la concepción de la psique humana. Para ello, se centró en trabajar el lenguaje, haciendo énfasis en el desarrollo de los afectos y en la comprensión sistémica de la psique.

Vygotsky fue un autor de gran vitalidad intelectual. Además de presentar sus propuestas, trató de discutir las implicaciones que estas propuestas podrían tener. Así, es bien conocido el debate que tuvo Vygotsky con Piaget sobre el lenguaje egocéntrico y otros temas que nombraremos próximamente.

Del ‘lenguaje exterior’ al ‘lenguaje interior’

La explicación de Vygotsky sobre el lenguaje interior se basa en la existencia de tres formas diferentes de expresar el habla. La primera es el discurso externo o el discurso social, luego tenemos el discurso egocéntrico o discurso privado y por último tenemos el discurso interno.

Feigenbaum (1) se refiere a ello:

«Vygotsky vio el discurso privado como el vínculo entre el discurso social comunicativo temprano y el discurso interno maduro. El discurso social se dirige y se adapta intelectualmente a los demás, y el discurso interno es un discurso subvocalizado dirigido y adaptado a uno mismo. El discurso privado es un discurso vocalizado y adaptado a uno mismo. Por lo tanto, el discurso privado es (…) pensamiento vocalizado».

Parece, pues, que para Vygotsky el habla interna es la experiencia de hablarse a sí mismo en silencio. Esto parece ser un lenguaje sin sonido, un habla subvocalizada o, como declara en su última obra, un pensamiento verbal (2).

Mujer con ojos cerrados

El lenguaje interno para Vygotsky

El autor define al lenguaje interno como una formación especial en cuanto a su naturaleza psicológica. Se trata, para Vygotsky, de una forma especial de actividad verbal, con sus propias características y que mantiene una compleja relación con otras formas de actividad verbal.

Vygotsky expresa que no es indiferente si uno habla para sí mismo o habla para otros. El lenguaje interno es el lenguaje dirigido a uno mismo, mientras el lenguaje externo sería el que empleamos para dirigimos a los demás. Parece claro que esta diferencia radical y fundamental entre las funciones de uno y otro tienen consecuencias en la naturaleza estructural de ambas funciones verbales.

No se trata simplemente de vocalización. Para Vygotsky, la presencia o ausencia de vocalización no explica la naturaleza psicológica del lenguaje interno. Al contrario, explica la consecuencia que se desprende de esa naturaleza.

El lenguaje interno no solo precede al externo, sino que es contrario a él. El lenguaje externo es el proceso de transformación del pensamiento en palabra, explica el autor. También su materialización y objetivación. El lenguaje interno, por su parte, es un proceso que va de fuera  hacia dentro, un proceso de evaporación del lenguaje en el pensamiento.

Hombre pensando en el vacío existencial

La dimensión expresiva del lenguaje interior

La dimensión expresiva del lenguaje se manifiesta también en el discurso interior. Sin embargo, como es lógico, hay un mismo sujeto emisor y receptor del mensaje. Esto es: el fenómeno mantiene un carácter de monólogo.

Vygotsky enfatiza que el lenguaje interior está más cargado de sentido. Esto es, remueve todos los aspectos de la consciencia asociados a esa idea, y esa experiencia no tiene en sí naturaleza de diálogo, sino que es holística y total. Esto se relaciona con una de las características del lenguaje interior según Vygotsky: al ser el mismo sujeto emisor y receptor, en el lenguaje interior se elimina el sujeto y se mantienen los predicados, pues la persona conoce el sujeto de su predicado.(3).

En resumen, en la perspectiva de Vygotsky, el habla interna es monológica. De alguna manera, la dimensión expresiva del habla interna constituye una manifestación de los estados más profundos de la consciencia. Así, el lenguaje interior surge en la teoría de Vygotsky gracias a la relación interfuncional entre pensamiento y lenguaje. En esencia, la mayoría de nuestros pensamientos cobrarían forma gracias a la unión de palabras, y ese es el aspecto clave del lenguaje interior según Vygotsky.

  1. Feigenbaum, P. (1992). Development of the syntactic and discourse structures of private speech. Private speech: From social interaction to self-regulation, 181-198.
  2. Vygotski, L. S., Kozulin, A., & Abadía, P. T. (1995). Pensamiento y lenguaje (pp. 97-115). Barcelona: Paidós.
  3. Fossa, P. (2017). La dimensión expresiva del habla interna. Psicologia USP, 28(3), 318-326.