Este es el secreto para causar una mejor impresión, según la ciencia

Existen dos elementos que, según diversos estudios, son clave para causar una buena impresión y que, en realidad, van más allá del atractivo físico. Tienen que ver con la conexión emocional.
Este es el secreto para causar una mejor impresión, según la ciencia
Valeria Sabater

Escrito y verificado por la psicóloga Valeria Sabater el 24 septiembre, 2021.

Última actualización: 24 septiembre, 2021

¿Cuál es el secreto para causar una mejor impresión? Se trata de un deseo compartido y universal. Sobre todo, si tenemos en cuenta que tardamos de media entre nueve segundos y dos minutos en hacernos una idea -acertada o desacertada- de cómo puede ser alguien. En ese pequeño fragmento decidimos si quien tenemos delante nos agrada o si es de fiar.

Como decía Oscar Wilde, no hay segundas oportunidades para la primera impresión. Bien es cierto que en estos procesos psicológicos se diluyen los sesgos, los juicios y los prejuicios, como también atribuciones inconscientes de lo más complejas. El cerebro tiene muy poco tiempo para valorar si ese hombre o esa mujer que acabamos de conocer es de confianza o nos disgusta.

Es por ello que difícilmente lograremos ser objetivos en esta materia. Asimismo, es interesante recordar un hecho. El ser humano realiza evaluaciones de manera constante. Lo hacemos para ajustar nuestros comportamientos con relación a los estímulos que nos encontramos.

De este modo, algo que sabemos desde el campo de la ciencia es que las primeras impresiones son poderosas y actúan como ese primer filtro ante lo que pueda suceder después. Esto nos puede asustar. Sin embargo, tenemos algo a nuestro favor.

Saber qué elementos, gestos, actitudes o matices debemos cuidar para causar un efecto positivo es una gran ventaja que además está a nuestro alcance. La analizamos.

“A veces nos encontramos con personas, incluso extraños perfectos, que comienzan a interesarnos a primera vista, de alguna manera, de repente, de una vez, antes de que se hable una palabra”.

-Fiódor Dostoievski-

hombre aplicando el secreto para causar una mejor impresión

Este es el secreto para causar una mejor impresión

Ya lo hemos señalado al inicio. La primera impresión está influenciada por múltiples factores, tales como nuestras cogniciones sociales y nuestras actitudes inconscientes. Sin embargo, hay una evidencia y es la referente a que las personas atractivas siempre tienen medio terreno ganado. Atraen más y generan a su vez una mayor confianza hasta el punto de reafirmar el clásico sesgo cognitivo de que “lo bello debe ser bueno”.

Juzgamos a los demás y ellos nos juzgan a nosotros. De algún modo, todos evaluamos a quienes nos rodean de manera continuada dejándonos llevar por un curioso baile entre la objetividad y la subjetividad. De hecho, para la ciencia resulta muy complicado concluir en todas esas variables que intervienen en las primeras impresiones. Un ejemplo es el estudio que se llevó a cabo en la Universidad de Missouri.

En este trabajo, los autores intentaron comprender esos primeros juicios que se emiten sobre los candidatos en una entrevista de trabajo. Los resultados no fueron todo lo esclarecedores que quizás nos hubiera gustado: cada entrevistador suele fijarse en una serie de aspectos.

Ahora bien, otro estudio del 2016 que ahora analizaremos ya nos señala algo más concreto y concluyente. Según los autores, existe un secreto para causar una mejor impresión.

Ojos bien abiertos y entusiastas: la mirada que contagia energía

Este trabajo se realizó en la Universidad de Saint Andrews (Escocia), el Instituto Karolinska y la Universidad de Estocolmo. Algo que señalan en primer lugar y, que ya sabemos, es que buena parte de las impresiones están influenciadas por el atractivo facial de la persona. Sin embargo, hay señales en nuestro rostro que pueden ser más poderosas para mejorar el juicio de quien tenemos delante.

La primera de ellas es la apertura de los párpados. Unos ojos bien abiertos cautivan y denotan una serie de informaciones subjetivas ante los demás.

Puede parecernos una tontería, pero para nuestro cerebro, habituado a sacar conclusiones rápidas de pequeños aspectos, una mirada bien abierta y despierta induce a pensar que esa persona es inteligente, dinámica, positiva y alguien en quien confiar. Por otro lado, alguien cansado o triste siempre tiene una mirada más apagada, unos párpados más cerrados…

El secreto para causar una mejor impresión puede estar en este factor por otra razón. El contacto visual es clave para llegar al otro. Si lo hacemos a través de una mirada amplia, abierta e interesada, facilitaremos esa impronta emocional tan difícil de olvidar.

Mujer guapa sonriendo aplicando el secreto para causar una mejor impresión

El secreto para causar una mejor impresión: una sonrisa sutil

Sonreír, pero no mucho. Elevar la curvatura de nuestros labios, pero no de manera exagerada para no detonar ni falsedad ni nerviosismo. Esa es la clave. De este modo, otro secreto para causar una mejor impresión es, cómo no, nuestra sonrisa. Como bien sabemos, este gesto es el pegamento social más efectivo, el que siempre debemos llevar con nosotros.

Por tanto, en ese universo en el que todos somos objetos de los juicios rápidos, este pequeño gesto nos va a servir de ayuda en cualquier situación. Sin embargo, eso sí, como bien señalan en el trabajo de investigación, debe ser una sonrisa sutil, relajada, evocadora, pero no forzada.

Lograrlo no es tan fácil como pensamos, por ello, nunca está de más practicarla ante el espejo para lograr una expresión natural, empática y amable.

Para concluir, recordemos siempre que la mecánica de la primera impresión va más allá del saludo o el apretón de manos. Tenemos entre nueve segundos y dos minutos para cautivar a alguien. Por tanto, no dudemos en aplicar estas dos claves: mirada abierta y sonrisa sincera.

Te podría interesar...
Personas con alta autoestima: 7 características psicológicas
La Mente es Maravillosa
Leerlo en La Mente es Maravillosa
Personas con alta autoestima: 7 características psicológicas

Las personas con alta autoestima disfrutan de beneficios a nivel personal y social. Descubre qué las caracteriza y si formas parte de ellas.



  • Ambady, N., & Rosenthal, R. (1993). Half a minute: Predicting teacher evaluations from thin slices of nonverbal behavior and physical attractiveness. Journal of Personality and Social Psychology64, 431–441.
  • Cunningham, M. R. (1986). Measuring the physical in physical attractiveness: Quasi-experiments on the sociobiology of female facial beauty. Journal of Personality and Social Psychology, 50(5), 925–935. https://doi.org/10.1037/0022-3514.50.5.925
  • Dougherty, T. W., Turban, D. B., & Callender, J. C. (1994). Confirming first impressions in the employment interview: A field study of interviewer behavior. Journal of Applied Psychology79, 659–665.
  • Talamas SN, Mavor KI, Axelsson J, Sundelin T, Perrett DI. Eyelid-openness and mouth curvature influence perceived intelligence beyond attractiveness. J Exp Psychol Gen. 2016 May;145(5):603-620. doi: 10.1037/xge0000152. Epub 2016 Feb 25. PMID: 26913618.