Inocencia interrumpida

19 Marzo, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la psicóloga Ana Couñago Sobral

Inocencia Interrumpida es el título de una película dramática dirigida por James Mangold. Este filme dio mucho que hablar en la época de 1999, teniendo una gran acogida por parte del público y de la crítica. De hecho, Angelina Jolie, gracias a su interpretación en este largometraje consiguió ganar el premio Óscar y el Globo de Oro a la mejor actriz de reparto en el 2000.

Si te interesa el mundo de la psicología y de la psiquiatría, ¡tienes que ver esta película! Pues trata sobre una adolescente, llamada Sussana Kaysen, a la que diagnostican trastorno de la personalidad. Debido a ello, es  internada en un prestigioso centro psiquiátrico, donde conoce a varias chicas de su edad con problemas más graves que los suyos. La experiencia vital de sus compañeras, y los sabios consejos de su tutora, la ayudarán a superar sus miedos y a tomar las riendas de su vida.

“¿Alguna vez has confundido un sueño con la vida? ¿O has robado algo teniendo dinero? ¿Alguna vez has estado triste? ¿O creías que el tren se movía cuando estaba quieto? Quizás estaba loca, quizás eran los años 60”

-Susanna Kaysen-

Una película con mucho éxito

Inocencia Interrumpida

Inocencia Interrumpida tuvo mucho éxito en Estados Unidos. Sin embargo, el público europeo tardó más en descubrirlo y se podría afirmar, sin temor a equivocarse, que se trató de un éxito “de videoclub”, es decir, un éxito tardío y fruto del boca a boca. Uno de los “ganchos” del largometraje es su elenco de actrices, destacando las interpretaciones de Winona Ryder, Angelina Jolie y Whoopi Goldberg. 

“Sé qué es desear morir. Lo que duele sonreír. Cómo intentas encajar, pero no puedes. Cómo te haces daño en el exterior para matar tu interior”

-Winona Ryder (Sussana Kaysen)-

Otro meritorio propósito de esta película, basada en la autobiografía de la misma Sussana Kaysen, es la imagen que se proyecta de los hospitales psiquiátricos, alejándose de los típicos estereotipos que hacen pensar que los centros de salud mental son tugurios en los que reina la anarquía y sordidez. A lo largo del filme, se consigue representar la dureza innata de un sitio así, pero contextualizada en un marco de profesionalidad y de empatía adoptado por parte de los empleados del centro.

Angelina Jolie

Inocencia interrumpida, una obra muy profunda

Estamos ante una obra anormal por la profundidad de sus personajes y la forma en la que vamos conociendo a sus protagonistas. Ya que, en tan solo unos segundos, podemos descubrir sus miedos, sus problemas, sus puntos débiles, su pasado, etc.

De manera que, sin darnos apenas cuenta, nos introducimos por completo en la historia, sin poder escapar a los encantos de cada una de las chicas internas en el hospital psiquiátrico. De hecho, puede que en determinados momentos, incluso nos lleguemos a identificar con alguna de ellas.

Por todo ello, se puede afirmar que Inocencia interrumpida humaniza todo lo que, a golpe de estereotipo, el propio cine ha vilipendiado desde el punto de vista de la psicología y de la psiquiatría. En este caso, se trata más el tema de la inadaptación que el de la locura. 

“Desorden fronterizo de la personalidad. Inestabilidad de la propia imagen, relaciones y humor. Inseguridad de metas. Impulsos autolesionantes como el sexo casual. Me gusta eso. Negación social y una actitud generalmente pesimista a menudo observada. Así soy yo. Así somos todos”

-Inocencia interrumpida-

Para entender todo lo que hemos comentado hasta el momento sobre esta película, es necesario visualizarla. ¿A qué estás esperando? Te animamos a que veas el trailer para conocer un poco más la historia que se cuenta en este largometraje. ¡Pincha aquí! Sin duda, no te decepcionará.

Fotos: Pinterest