Inteligencia existencial: la gran desconocida de las inteligencias múltiples

Howard Gardner, con su modelo de Inteligencias Múltiples, planteó una auténtica revolución. Hoy queremos hablar de una de las más polémicas, y también ignoradas en la investigación. Nada más, y nada menos, que la inteligencia existencial.
Inteligencia existencial: la gran desconocida de las inteligencias múltiples
María Alejandra Castro Arbeláez

Escrito y verificado por la psicóloga María Alejandra Castro Arbeláez.

Última actualización: 04 julio, 2022

¿Alguna vez habías oído acerca de la inteligencia existencial? Se trata de una de las grandes desconocidas, pues a lo largo de la historia se ha trabajado con definiciones de inteligencia que no la incluían.

Según la Real Academia de la lengua Española (RAE) la inteligencia es ‘la capacidad de entender o comprender’, ‘la capacidad de resolver problemas’, ‘habilidad, destreza y experiencia’….  Sin embrago, para la psicología establecer una definición de este constructo ha sido un asunto más complejo.

En este sentido, según el contexto histórico y el autor, la noción de inteligencia ha ido adquiriendo diferentes matices, al punto de que en el día de hoy contamos con una variedad definiciones. Veamos a continuación, una de las perspectivas: la de Howard Gardner.

“No es lo inteligente que eres lo que importa, lo que realmente cuenta es cómo es tu inteligencia”

-Howard Gardner-

De la inteligencia única a las inteligencias múltiples

Durante mucho tiempo, la inteligencia ha sido vista como unifactorial. Por otro lado, se ha hecho muy popular un indicador reduccionista, el cociente intelectual. Este, aunque puede obtenerse siguiendo distintos senderos, la mayoría de ellos son reduccionistas o sesgados en su peso hacia las consideradas capacidades lógicas.

Tras analizar el concepto de inteligencia asociado a la medición y a la única forma de aprender, algunos autores apostaron por un concepto de inteligencia más rico e integrador. Ejemplo de ello fueron:

  • Daniel Goleman. Con sus obras y conferencias, hizo famoso el término de inteligencia emocional. Se trata de la capacidad con la que contamos para reconocer y gestionar nuestras emociones y las de los otros.
  • Robert Sternberg. Habló de tres tipos de inteligencia: la analítica, la contextual y la experiencial.
  • Howard Gardner, creador de la teoría de las inteligencias múltiples. Para este autor contamos con diversas inteligencias, o capacidades específicas. Estas se relacionan entre sí, y podríamos ser más hábiles según nuestras aptitudes.

Howard Gardner y la inteligencia existencial

Howard Gardner es un psicólogo de renombre que ha trabajado durante años en la Universidad de Harvard. Su trabajo ha dado lugar a distintos modelos sobre la inteligencia y, de hecho, ha cambiado la forma de ver este constructo, teniendo influencia en ámbitos educativos, sociales y psicológicos.

Por ejemplo, Gardner argumentó que la inteligencia de una persona difícilmente puede representase con un número, por muy estandarizados que sean los instrumentos de medida. Así, dividió este constructo en ocho tipos de inteligencia, a saber: lingüística, lógico-matemática, espacial, musical, corporal, intrapersonal, interpersonal y naturalista.

Pero, en concreto, ¿qué sucedió con la inteligencia existencial?

Inteligencia existencial, ¿de qué trata?

Gardner siguió investigando y dudó si incluir una inteligencia más: la inteligencia existencial. Sucede que después del boom y el gran reconocimiento otorgado a la teoría de las inteligencias múltiples que agrupaba ocho inteligencias, muchos olvidaron que la teoría continuó evolucionando.

En este sentido, la inteligencia existencial refiere a la capacidad cognitiva con la que contamos para plantear y reflexionar acerca de grandes cuestionamientos humanos, como:

  • El amor.
  • La vida y la muerte.
  • El bien y el mal.
  • Nuestra naturaleza humana.
  • La calidad de la existencia.

Estas son cuestiones existenciales sobre las cuales la mayoría de nosotros reflexionamos en algún momento, algunos más, otros menos. Así, al igual que en las otras inteligencias, unos la desarrollamos más que otros.

Características de la inteligencia existencial

Para comprender mejor de qué va este tipo de inteligencia, a continuación presentamos sus principales características:

  • Supone un alto nivel de desarrollo en otros dominios cognitivos, como el razonamiento abstracto y profundo.
  • Interés por temas profundos, como el origen de la vida y el propósito de nuestra existencia.
  • Capacidad de observarnos a nosotros mismos y a los demás desde una perspectiva profunda.
  • Desinterés por practicas sociales mundanas.
  • Trascendencia de lo físico y experiencia de unión con todos los elementos del universo.
  • Defensa por los valores universales, como la paz, el amor, la sabiduría, la bondad y la verdad.
  • Interés por conocimientos y practicas espirituales.
  • Deseo de ayudar y servir a los demás.
  • Llevar a cabo practicas recurrentes de autocuidado y considerar al cuerpo como un receptáculo del alma.

Ejemplos de inteligencia existencial

Asimismo, este tipo de inteligencia la podemos evidenciar en la vida cotidiana a través de la siguientes situaciones:

  • Al actuar de forma firme y clara, pero sin violencia, ante cualquier ataque personal.
  • Ante un conflicto, profundizar en los hechos y en sus posibles soluciones desde una perspectiva constructiva.
  • Llevar a cabo acciones solidarias, respetuosas y pacíficas, para garantizar el bien del colectivo. 
  • Guardar un profundo respeto a cualquier ser vivo, pues todos formamos parte de una unidad.

Planteamiento de la inteligencia existencial

Como ya dijimos, Gardner solo planteó la posibilidad de que existiese esta inteligencia, ya que no estaba seguro de que hubiese un correlato neurológico. Todavía le genera dudas, pero asegura que recibe mensajes de diversos autores confirmando su existencia y asociándola con la inteligencia espiritual.

Por lo cual, en su libro La inteligencia reformulada: las inteligencias múltiples en el siglo XXI sostiene que la definición de inteligencia debería ampliarse, y da consejos prácticos sobre la aplicación pedagógica.

De hecho, en su blog, Howard Gardner (2020), hace alusión a la pandemia de covid-19, comentando que nuestras rutinas se han visto interrumpidas y que surgió la necesidad de protegernos y a los demás. Por lo cual hemos tenido más tiempo para pensar y cuestionarnos sobre la vida.

Estas dinámicas originadas tras la covid-19 no son exclusivas de la historia de la humanidad, pero sí hicieron que este autor recuperara la importancia de la inteligencia existencial, en tanto que comenzó a verla evidente en su propia vida y la de las personas cercanas.

Estrategias para desarrollar la inteligencia existencial

No hace falta ser filósofo, teólogo o académico para desarrollar la inteligencia existencial, ya que todos podemos explotarla. A continuación, te enseñamos algunas formas de hacerlo:

  • Practica la contemplación y la meditación para acceder a un conocimiento más profundo de las cosas y de ti mismo.
  • Establece hábitos de autocuidado, como una alimentación saludable, ejercicio físico y actividades de ocio. Esto ayudará a mantener tu cuerpo saludable y, por ende, mayor fortaleza de espíritu.
  • Establece diálogos profundos con tu círculo cercano, conversen y debatan sobre diferentes temáticas, como el sentido de la vida o el significado e la muerte. Para fundamentar sus respuestas pueden leer a varios filósofos y así identificarse con una perspectiva en general.
  • Realiza practicas solidarias en tu comunidad y propicia la paz y la unión entre las personas que te rodean.
  • Desarrolla la apertura mental, de manera que puedas integrar otras posturas y realidades a tu sistema de creencias.

Para concluir, recalcamos que este tipo de inteligencia y lo que implica puede ayudarnos a sentirnos más conectados con nosotros mismos y con los demás, lo que sin duda incrementa nuestros bienestar. Así que ¿qué esperas para desarrollar esta inteligencia?

Te podría interesar...
La acción es la verdadera medida de la inteligencia
La Mente es Maravillosa
Leerlo en La Mente es Maravillosa
La acción es la verdadera medida de la inteligencia

La acción nos define. Todas las acciones tienen un sentido para quienes las realizan. En última instancia son nuestros hechos los que hablarán por ...