La importancia de un botiquín psicológico en la empresa

Raquel Lemos Rodríguez · 23 enero, 2018

Toda empresa sabe la importancia que tiene que sus trabajadores sean productivos, rindan bien y sepan gestionar sus emociones de la manera adecuada. No podemos olvidar que los trabajadores lidian con mucho estrés, a veces, además de todos los problemas que puedan tener a mayores y que no se encuadren dentro del ámbito laboral. Por eso, es sumamente importante contar con un botiquín psicológico en la empresa.

Un botiquín psicológico en la empresa no es más que un recurso al que poder acceder para garantizar la salud psicológica de los trabajadores. Al igual que tenemos un botiquín para posibles heridas físicas (cortes, caídas, rozaduras, etc.) también es necesario tener uno para solventar posibles problemas que afecten psicológicamente a los trabajadores. Esto garantizará que se encuentren bien, saludables y que puedan desempeñar correctamente su trabajo.

Un botiquín psicológico en la empresa garantizará trabajadores sanos y productivos, lo que sin duda alguna conviene a cualquier sociedad

El importante cometido del botiquín psicológico en la empresa

¿En qué consiste realmente este botiquín psicológico en la empresa? ¿De qué manera va a operar? Para empezar, aunque hemos hablado solo de trabajadores, en general, este tipo de botiquín también está destinado a gerentes, directores, socios y toda aquella persona que tenga un cargo dentro de la empresa. Todos ellos, pueden acudir a este botiquín cuando lo requieran.

botiquín psicológico en la empresa

Cuando un trabajador, director, gerente o socio sufra algún problema de estrés, por ejemplo, y recurra a este botiquín psicológico en la empresa, es bueno que se den los siguientes pasos:

  • Identificar la situación de riesgo: ¿en qué situaciones se desencadena esa emoción o problema? ¿Existen otros momentos en los que puede hacer acto de presencia?
  • Evaluación: se realiza una evaluación de la situación y se establece un índice de prioridades. Así, el problema principal que afecta al trabajador es el primero que se resuelve.
  • Toma de medidas: una vez el problema se resuelve y tras su evaluación, es necesario tomar medidas para que el trabajador sepa cómo actuar si se encuentra de nuevo en la misma tesitura.
  • Seguimiento: en toda empresa es necesario un seguimiento, sobre todo cuando alguien ha necesitado de este botiquín psicológico en la empresa. De esta manera, se previenen futuros problemas relacionados con la misma situación de riesgo.

Todos estos pasos pueden realizarse incluso como estudio de la situación actual de los trabajadores de la empresa, aun cuando ninguno acuda a pedir ayuda. En ocasiones, muchas personas creen que el estrés constante es normal, hasta que caen en depresiones y su nivel de productividad y de felicidad en el trabajo está bastante por debajo de lo que debería estar.

El estrés si nos impulsa a ser productivos, es beneficioso; en cambio, si el estrés nos paraliza, nos hunde y nos hace sentir desbordados, el botiquín psicológico en la empresa podrá ayudarnos

Una vez al año, un análisis completo podría evitar muchas bajas por malestar, estrés o ansiedad, algo que sin duda beneficia a la empresa, pero sobre todo al trabajador. También ayudaría a mejorar los resultados, a aumentar la motivación y a que los trabajadores gocen de una mayor satisfacción laboral.

Un entorno de trabajo adecuado

El botiquín psicológico en la empresa no busca más que crear un entorno de trabajo adecuado en el que los trabajadores no solo cumplan con sus responsabilidades, sino que además lo hagan sintiéndose bien, sabiendo gestionar sus emociones y encontrándose motivados. Conseguir todo esto es en buena medida responsabilidad de la empresa.

El botiquín psicológico en la empresa contribuirá a garantizar que los trabajadores puedan disfrutar de autonomía para gestionar adecuadamente el tiempo que le tienen que dedicar a los proyectos en los que participan.

tarjeta sonriente por tener un botiquín psicológico en la empresa

Además, les proporcionará directrices claras y concisas para que no existan dudas sobre el modo de proceder. Para ello, las indicaciones en determinados momentos críticos y el seguimiento son necesarios. De esta manera, se evita que los trabajadores se sientan desorientados y sin saber qué tareas priorizar.

Asimismo, también es importante detectar cualquier forma de acoso o violencia que pueda convertir el trabajo en un contexto para la burla, la amenaza o el chantajeNo podemos olvidar que una buena relación entre los trabajadores augurará un mayor éxito en sus proyectos. En este sentido, el buen clima laboral muchas veces es la razón de más peso para que un buen trabajador decida quedarse y no emigrar a otra empresa.

También es positivo que el trabajador participe en las tomas de decisiones que estén relacionadas con su puesto en la empresa, que sienta que el trabajo se reparte de manera equitativa sin que unos tengan más sobrecarga que otros, que exista una comunicación abierta y un reconocimiento del trabajo realizado a través de recompensas. Con todos estos elementos, estaremos creando un mejor entorno de trabajo adecuado para todos.

Una buena empresa siempre tendría que preocuparse por cómo se sienten, encuentran y el bienestar de sus trabajadores. Pues, gracias a ellos, la empresa sigue a flote y adelante.

Grupo de personas hablando sobre el botiquín psicológico en la empresa

Con un botiquín psicológico en la empresa, se pueden prevenir situaciones de estrés, de acoso, falta de entendimiento, cargas de trabajo inabarcables y otra serie de elementos que pueden minar la motivación y productividad de los trabajadores. Porque los trabajadores no son esclavos, sino el motor que hace que una empresa prospere. Por eso, hay que intentar velar por su bienestar.