La teoría de la felicidad de Einhorn y las galletas de la fortuna

Felicidad también es tener claro qué no quieres en tu vida y ser capaz de tomar decisiones para que eso no condicione tu bienestar.
La teoría de la felicidad de Einhorn y las galletas de la fortuna
Valeria Sabater

Escrito y verificado por la psicóloga Valeria Sabater el 18 agosto, 2021.

Última actualización: 18 agosto, 2021

La teoría de la felicidad de Einhorn define aquellas decisiones que tomamos cada día para alejarnos de lo que no queremos en nuestras vidas. Pensemos en ello, la idea es simple, pero poderosa a la vez. Estamos ante un enfoque muy diferente —a la vez que curioso — que se aleja un poco de las clásicas perspectivas de la psicología positiva.

El autor de esta perspectiva fue el psicólogo de la Universidad de Chicago Hillel J. Einhorn. Fue en los años 70 cuando tuvo una de esas experiencias “Eureka” al abrir una galleta de la fortuna. En ella, había un sencillo mensaje: “No piense en aquello que desea y no tiene. Piense en aquello que no quiere en su vida y que, afortunadamente, no tiene”…

Ese sencillo razonamiento inspiró en el doctor Einhorn la conocida como teoría de la decisión conductual. Define ese conjunto de decisiones y comportamientos que ponemos en práctica para lograr no solo lo que deseamos y anhelamos, sino también para esforzarnos por evitar aquello que opaca por completo nuestra felicidad…

Tal vez, seas más feliz de lo que crees. Tienes mucho de lo que deseas y en tu vida no están presentes muchas de esas cosas que te ocasionan sufrimiento.

Mujer pensando en la teoría de la felicidad de Einhorn

Las 3 claves de la teoría de la felicidad de Einhorn

Hillel J. Einhorn solía decir que somos más felices de lo que creemos. Ante esta primera afirmación muchos se dirán “¿de verdad?, ¿y eso cómo lo sabemos?”. Ante esta última cuestión es interesante recordar una anécdota que explicaba en sus textos el sofista y poeta griego Diágoras de Melos. Una vez fue a visitar un santuario erigido al dios del mar, a Poseidón.

En ese lugar el poeta quedó fascinado al ver las bellas ofrendas que solían dejar las familias de los marineros para pedir que los suyos volvieran sanos y salvos a tierra. No obstante, también descubrió una zona donde se dejaban recuerdos para todos aquellos hombres que jamás habían vuelto y cuyos cuerpos jamás se recuperaron. Diágoras de Melos experimentó un escalofrío y se dijo algo a sí mismo.

Pensó que tenía mucha suerte de no ser marino. Pensó que la felicidad también estaba en esquivar ciertas formas de vida, ciertas angustias y situaciones. Si bien era un punto de vista algo egoísta, no dejaba de rozar algo de verdad. Esto mismo es lo que el doctor Einhorn pensó al leer su mensaje en aquella galleta de la suerte; el mismo que le sirvió para enunciar la conocida como teoría de la felicidad de Einhorn.

Lo que no tienes y te gustaría alcanzar, el eterno sufrimiento

El enfoque de la felicidad que diseñó Einhorn parte de una premisa: muchos pensamos que alcanzaremos la dicha cuando por fin, tengamos aquello que deseamos. Es la imagen más clásica y también la fuente de nuestro sufrimiento. Porque si ponemos siempre la mirada en aquello que no tenemos, viviremos en un eterno estado de carencia.

“Seré feliz cuando encuentra la pareja ideal“, “alcanzaré la felicidad cuando encuentre un buen trabajo”. “¡Qué feliz seré cuando logre todos los objetivos que tengo en mente”. Admitámoslo, se nos ha hecho creer durante mucho tiempo que solo cuando nos esforzamos lo suficiente logramos aquello que deseamos para ser dichosos.

Sin embargo, la vida es demasiado compleja y ser feliz no va de esfuerzos. Es más, a veces, a pesar de lograr algo concreto sigue existiendo el vacío, la carencia y la frustración. ¿Entonces qué podemos hacer?

Lo que tienes y quieres, la necesidad de agradecer lo más importante de nuestras vidas

La teoría de la felicidad de Einhorn enfatiza un hecho muy concreto ya señalado: somos felices y no solo sabemos. En realidad, somos más felices de lo que creemos, solo que aún no nos hemos dado cuenta… El propio autor publicó una investigación en los años 80 en la que señalaba algo importante.

Nuestro bienestar, dicha y satisfacción parte de nuestros juicios y conductas. Si no somos capaces de razonar y darnos cuenta de lo que tenemos, nunca alcanzaremos esa ansiada felicidad. Focalizarnos solo en lo que no tenemos puede ser, en ocasiones, fuente de motivación, pero también de sufrimiento. Hay quien aplicará hábiles estrategias para lograr lo que quiere y triunfará, pero esto no es una constante. No siempre tendremos éxito.

Apreciar lo que ya tenemos y queremos es algo imprescindible. Ser agradecidos, tomar conciencia de que contamos con el amor de la familia, la pareja y buenas amistades, además de salud y un futuro por delante, es siempre un buen punto de partida. En ocasiones, la felicidad solo es eso. Y “eso”, admitámoslo, es simplemente maravilloso.

Mujer soplando un diente de león para representar la teoría de la felicidad de Einhorn

La teoría de la felicidad Einhorn: lo que no quieres (y no tienes) en tu vida

La teoría de la felicidad de Einhorn, enunciada en los años 70, destaca un aspecto que, aunque simple y evidente, no deja de tener interés y razón. La satisfacción también está en ser capaces de alejarnos o defendernos de aquello que no queremos en nuestra vida. Algo tan básico implica en realidad, acciones muy trascendentes.

Significa por ejemplo, ser hábiles en materia de resolución de problemas. Implica ser proactivos para poder actuar antes de que llegue la adversidad. Es, por su puesto, saber manejar la propia adversidad cuando nos alcanza. Alejarnos de quien nos hace daño, desarrollar habilidades para manejar el estrés y la angustia, por ejemplo, también entran dentro de esta tercera variable.

En esencia, estamos ante una perspectiva no muy conocida que resulta cuanto menos, interesante y práctica. En un momento en que abundan tantas publicaciones de autoayuda y enfoques sobre cómo alcanzar la felicidad, el psicólogo Hillel J. Einhorn, nos dejó dos valiosos consejos. La dicha reside en apreciar lo que ya tienes y en actuar ante lo que no quieres.

Te podría interesar...
90 frases de felicidad para valorar la vida
La Mente es MaravillosaLeerlo en La Mente es Maravillosa
90 frases de felicidad para valorar la vida

¿Estás atravesando momentos difíciles en tu día a día? Entonces entra y descubre las mejores frases de felicidad para valorar la vida.



  • Dawes, R. M. (2006). An analysis of structural availability biases, and a brief study. In K. Fiedler & P. Juslin (Eds.) Information sampling and adaptive cognition (pp. 147-152). Cambridge University Press.
  • Hogarth, R. M., & Klayman, J. (1988). Hillel J. Einhorn (1941–1987). American Psychologist, 43(8), 656.
  • Goldstein, W. M., & Einhorn, H. J. “Expression theory and the preference reversal phenomena”, Psychological Review, 1987, 94 (2), 236–254
  • Einhorn, H. J.; Hogarth, R. M. (1981). "Behavioral Decision Theory: Processes of Judgement and Choice". Annual Review of Psychology. 32: 53–88.