Las 6 mejores frases de Tony Robbins

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Sergio De Dios González el 21 diciembre, 2017
Ines Gómez · 21 diciembre, 2017

De vez en cuando, en el mundo aparecen nuevos genios. Algunos de ellos destacan en campos como la ciencia, el arte o la música. Otros son verdaderas maravillas del deporte. ¿El denominador común? Posiblemente, alguien que se ha encargado de motivarles. Las frases de Tony Robbins han sido para muchos la brisa de aire fresco que necesitaban.

Este orador y coach profesional ha tenido el honor de asesorar a personalidades muy importantes. Nelson Mandela, Clinton, Gorbachov, André Agassi y hasta el actual presidente de Estados Unidos, Donald Trump han sucumbido a su optimismo y positividad.

Muchas frases de Tony Robbins han sido usadas en multitud de discursos y charlas; no en vano él mismo ha aprendido del mejor: el empresario, autor y orador Jim Rohn. Gracias a sus enseñanzas hoy puede presumir de ser uno de los grandes autores de libros sobre desarrollo personal a nivel mundial.

Para llevar a cabo las enseñanzas de las frases de Tony Robbins solo necesitamos coraje. El valor para seguir adelante es fundamental para conseguir nuestras metas. La resistencia y la constancia nos hacen más fuertes, al igual que llorar y expresar nuestros sentimientos.

Tony Robbins aplaudiendo

Las 6 mejores frases de Tony Robbins

La gente no es perezosa, simplemente tienen metas que no les inspiran

La mayoría de las veces nos infravaloramos. Pensamos que no conseguimos nuestros propósitos porque somos unos vagos, pero esa no es la realidad. Lo que ocurre es que o nos hemos equivocado de meta o nos da miedo llegar hasta ella.

Encuentra algo que te motive de verdad, que te ilusione cada día. Cuando lo tengas, lucha por ello a pesar de la inseguridad y de los obstáculos. Si realmente es lo que quieres, al final tus esfuerzos darán resultado.

Los líderes pasan el 5% del tiempo en el problema y el 95% del tiempo en la solución

Esta es una de las frases de Tony Robbins más desafiantes. Quien tiene madera de líder se centra en buscar soluciones, no en pensar en el problema. Si eres de estos últimos, no te desilusiones: puedes cambiar en el momento que lo desees.

La próxima vez que algo te agobie piensa en las posibles soluciones. No le des más vueltas a la cabeza de lo necesario y ante todo, piensa que el mundo no se acaba.

“Pregúntate si lo que estás haciendo hoy te llevará a donde quieres llegar mañana”.

-Walt Disney-

La calidad de tu vida es la calidad de tus relaciones

Tu felicidad se basa en la gente que tienes a tu alrededor. Si los que tienes a tu lado merecen la pena lo notarás, porque cuando alguien te hace feliz rebosas felicidad por doquier. Si por el contrario, no son buena compañía te ocurrirá lo contrario: estarás irritable, tenso y triste.

Solo tenemos una vida, procura vivirla con aquellos que te hagan bien. Los demás está claro que sobran.

Tony Robbins gritando

Cuando eres agradecido el miedo desaparece y la abundancia aparece

Ser agradecido es una virtud maravillosa. Aunque las cosas vayan mal, piensa en la suerte que tienes por estar vivo. Seguro que hay en tu vida miles de cosas por las que puedes dar gracias. No te centres en lo negativo, sino en lo positivo.

Tus elecciones atraen tanto lo bueno como lo malo. Procurar que tus pensamientos sean agradables y pensar en cosas que te hagan sentirte agradecido logrará que la vida te traiga más situaciones para dar las gracias.

Las únicas personas sin problemas son las que están en los cementerios

¿La hierba del vecino siempre te parece más verde que la tuya? Debes saber que posiblemente él envidie tu pelo, tu coche o tu ropa. Tenemos tendencia a compararnos con los demás y pensar que sus vidas son perfectas.

Cada persona tiene sus propios problemas. Algunos más graves, otros menos, pero problemas a fin de cuentas. No te creas todo lo que ves en las redes sociales: hasta los más ricos y poderosos tienen sus propios miedos ocultos.

Tu pasado no equivale a tu futuro

No importan nuestras elecciones pasadas, sino las futuras. No gastes tu tiempo en pensar en tus errores o en lo que pudo haber sido. Solo puedes conseguir un futuro brillante si estás puliendo tu presente. Al principio será difícil, pero poco a poco conseguirás vivir el día a día.

Tampoco pierdas el tiempo con aquellos que te recuerdan constantemente que no serás capaz. La gente que no consigue sus sueños espera que a los demás les pase lo mismo.

Las frases de Tony Robbins son un canto a la esperanza y a las ganas de vivir. Básicamente se basan en confiar en nuestras propias capacidades: no importa lo que nos digan los demás, únicamente podemos fiarnos de nuestras propias percepciones. Ser positivo, además de hacernos la vida más fácil, nos traerá más positividad y alegría.