¿Cómo obtener éxito en el trabajo?

Raquel Lemos Rodríguez · 9 diciembre, 2017

Tener éxito en el trabajo es uno de los objetivos de la gran mayoría de las personas. Pero ¿qué es el éxito? Para algunos, dedicarse a lo que más les apasiona; para otros, alcanzar unas metas realistas y deseables que les permitan crecer, superarse y llegar hasta lo más alto. Sin embargo, independientemente de que nos encontremos en una u otra postura, el éxito en el trabajo tiene una serie de máximas que se tienen que cumplir.

Todas esas máximas nos generarán un grado de satisfacción necesario para poder sentir que en nuestra vida gozamos de equilibrio y bienestar en el ámbito laboral. Es importante que, aunque nuestro objetivo sea tener éxito en el trabajo, no descuidemos otras áreas de nuestra vida. La familia, los amigos y nuestro crecimiento personal también son importantes.

Si una de las áreas de nuestra vida cojea, sentiremos que no estamos equilibrados y, por ende, no sentiremos esa ansiada felicidad a la que todos aspiramos. Por eso, aunque hoy nos centremos en cómo obtener éxito en el trabajo, es necesario que seamos conscientes de que el trabajo no lo es todo en la vida.

Haz algo que te guste

¿Estás cansado de estar en un trabajo que no te gusta? ¿Te pasas los días quejándote de lo poco que te pagan, de lo insignificante que te resulta tu labor o del poco fruto que eres capaz de sacar? Si tu trabajo no te motiva y no te gusta lo que haces, ¿por qué sigues ahí?

“No te preguntes por qué el pozo no te da agua, mejor pregúntate por qué sigues intentando sacar agua de donde está claro que no hay”.

-Anónimo-

chico trabajando con ordenador intentando tener éxito en el trabajo

Sin pasión, sin hacer algo que te guste, difícilmente conseguirás éxito laboral alguno. Necesitas levantarte cada mañana con la intención e ilusión de superar algún reto en el trabajo y no como si fueras a un lugar de tortura. Muchas personas se levantan ya quejándose de que tienen que ir a trabajar. El motivo por el que no cambian su situación es porque se aferran a un sueldo mensual o porque tienen miedo a no ser capaces de hacer lo que en realidad les gustaría.

Estos miedos e inseguridades no son compatibles con el éxito en el trabajo. Porque al hacer algo que te gusta la perseverancia sale de ti, así como las ganas, la motivación, la constancia y la responsabilidad. Elementos necesarios para llevar a buen término tu labor. Emprende, cambia, busca o fórmate, pero nunca te conformes. Eso no te llevará al éxito.

Formarte hará que ganes confianza en ti mismo

Como bien hemos mencionado, no quedarse quieto es imprescindible para encontrar tu hueco en ese trabajo que es para ti. Pero, para tener éxito, es necesario que te formes. La formación no solo te dará pistas sobre lo que te gusta y lo que no, también te brindará la confianza necesaria para no dejarte vencer por las inseguridades.

Uno nunca deja de aprender y con las tecnología las cosas van muy rápido. Tenemos un montón de información a nuestro alcance, mucha de ella gratuita o económica. Formación muy apetecible y en la que puedes establecer tus propios horarios. Tan solo tienes que gestionar tu tiempo de forma adecuada. Ganarás en confianza y seguridad.

Los problemas son retos

Para tener éxito en el trabajo es importante que seas consciente de que los problemas son retos. Quizás cuando estás buscando ese trabajo que deseas o quieres lanzar un determinado proyecto, no encuentres puertas abiertas. Pero esto no son excusas para tirar la toalla.

Persevera, fórmate y aprende de cada error que cometas. Investiga posibilidades. Las equivocaciones son aprendizajes que te brindarán una experiencia que, muchas veces, un curso o una formación no pueden darte.

“Está bien celebrar el éxito, pero es más importante prestar atención a las lecciones del fracaso”.

-Bill Gates-

personas encajando piezas para tener éxito en el trabajo

Tener una visión optimista puede ayudarte. Si encuentras puertas cerradas, sigue buscando; si presentas un proyecto y parece no ser suficiente, sigue trabajando en él. No te detengas. El éxito requiere de constancia, esfuerzo y perseverancia. Nadie lo ha alcanzado sin tropezarse y sin encontrarse con múltiples “no”.

No te resistas a los cambios

Los cambios suelen hacernos sentir inseguros porque nos obligan a salir de nuestra zona de confort. Suponen una adaptación a las nuevas circunstancias y en muchos casos, cambiar todo lo que estabas haciendo hasta el momento.

Por ejemplo, pensemos cuando las tecnologías se hicieron un hueco en las empresas. Muchas personas tuvieron que adaptarse a la inclusión de estas herramientas, formándose, familiarizándose con esfuerzo, sintiendo en ocasiones que no podrían dar más de sí… No obstante, lo lograron. Esto suele ocurrir cuando no nos queda otra. Todo cambio supone algo nuevo, quizás una ayuda, pero seguramente un crecimiento.

La importancia del trabajo en grupo

Cuando pensamos en trabajo en grupo siempre lo hacemos orientado a una serie de personas que trabajan para alguien superior. No obstante, existen dos tipos de trabajo en grupo que hay que saber diferenciar:

  • El trabajo en grupo como jefe: el jefe forma un grupo junto con sus empleados. Aunque es él quien dirige, forma parte de ese grupo de personas que trabajan para un fin común.
  • El trabajo como compañeros: todos los compañeros tienen un fin común en el que cada uno de ellos puede aportar conocimientos diferentes o tener responsabilidades diferentes.
grupo de personas buscando tener éxito en el trabajo

Lo importante de ambos grupos de trabajo es que todos se dirigen hacia una misma meta y, para ello, es necesario que estén presentes una serie de elementos. Por ejemplo, una buena comunicación, gestión del estrés, sentimiento de grupo, responsabilidad individual y grupal…

Estos elementos harán posible el éxito en el trabajo y el fin del mismo. Por eso, el jefe tiene que implicarse con sus empleados, él es una pieza importante de todo el proceso. Asimismo, los empleados tienen que ser compañeros entre ellos, comunicarse, motivarse y apoyarse para llevar a buen término su trabajo.

Para tener éxito en el trabajo tienes que cuidar de ti

A pesar de que todas las recomendaciones anteriores para obtener éxito en el trabajo estaban orientadas hacia el propio empleo, metas e incluso la relación con los compañeros, no nos podemos olvidar de una parte fundamental: tú mismo.

Si deseas tener éxito en el trabajo tienes que cuidar de ti y eso implica hacer deporte, comer saludablemente, dormir bien, tener tiempo de ocio, disponer de momentos de descanso… Como bien decíamos al principio, también es importante disponer de tiempo para dedicarle a otras áreas importantes de tu vida. Como son la familia, los amigos, las aficiones…

“Creo que ser exitoso significa tener un equilibrio de historias exitosas en varias áreas de tu vida. No puedes ser considerado exitoso en tu vida de negocios si tu vida familiar es una ruina”.

-Zig Ziglar-

Mujer meditando en una montaña al amanecer

Todo esto asegurará tu éxito en el trabajo. Pues con el equilibrio y la gestión adecuadas, serás capaz de rendir adecuadamente en ese empleo que tanto te gusta. Ahora bien, no te olvides de que te tiene que apasionar. 

Cada vez que te levantes por la mañana tienes que saber responder a las preguntas  “¿por qué y para qué?”. Si aún no eres capaz, no te preocupes. Sigue buscando e intentándolo. Y recuerda esta frase de Confucio: “Escoge un trabajo que te guste y nunca tendrás que trabajar ni un solo día de tu vida“.