Cómo perder el miedo a estar solo

Pedro González Núñez · 22 abril, 2019
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la psicóloga Gema Sánchez Cuevas el 23 mayo, 2018

La célebre escritora y filósofa Elsa Punset considera que “la soledad podría ya considerarse como una epidemia del siglo XXI”. ¿Realmente hemos llegado a convertir el miedo a estar solo en una enfermedad grave y demasiado extendida?

Ahora bien, cabe preguntarse, ¿hay solución?, ¿realmente es el miedo a estar solo un problema tan grave que cuando llega es complejo de evitar? No debemos olvidar que la soledad, según los estudios clínicos, afecta también a la salud humana.

La soledad, o siendo más concretos, la soledad que va acompañada de un sentimiento de desamparo causa debilidad en el sistema inmunitario. Algo que a su vez permite que la presión arterial se eleve, propiciando que el nivel de hormonas relacionadas con el estrés aumente. Las consecuencias físicas pueden extenderse y propiciar la aparición de obesidad excesiva, de una drogadicción, de alteraciones en la calidad del sueño e incluso estimular el crecimiento determinados.

«La soledad es muy hermosa… cuando se tiene alguien a quien decírselo».

-Gustavo Adolfo Bécquer-

¿Puedes realmente perder el miedo a estar solo?, ¿tiene cura la soledad?, ¿es mejor una relación de mala calidad antes que no tener a nadie?, ¿es normal que alguien se sienta abandonado incluso estando en pareja?

La soledad en el mundo actual

Mujer sola sentada en un banco

Según la filósofa Elsa Punset, hay una serie de factores en el mundo actual que provocan que muchas personas sientan una constante desconexión con respecto al entorno que les rodea pese a tener gente alrededor.

A pesar de la proliferación de las redes sociales y el enorme número de “amigos” o contactos que se pueden tener en Facebook o Twitter, la media de amigos íntimos por persona ha caído en los últimos años, pasando de 3 a 1, 2 o ninguno.

Obviamente, un amigo íntimo es un confidente, una figura a quien contarle secretos, miedos y preocupaciones. La falta de esa figura, especialmente notable en personas de 30 años o más, es una clave importante, según Punset, para el aumento del miedo a estar solo que vivimos hoy día.

“La soledad se admira y desea cuando no se sufre, pero la necesidad humana de compartir cosas es evidente”.

-Carmen Martín Gaite-

¿Se puede superar el miedo a estar solo?

Ahora bien, una pregunta viene a la cabeza. ¿Se puede superar el miedo a estar solo? Rotundamente, sí. Sin embargo, no es un proceso fácil y requiere de mucho esfuerzo. Tanto es así que en ocasiones puede hacer falta de ayuda profesional, especialmente con problemas de soledad crónica.

Miedo a estar solo, mujer mirando triste por un cristal
Por nuestra parte, nos gustaría facilitar una serie de claves psicológicas que pueden ser muy importantes a la hora de superar el miedo a estar solo o la propia soledad. Toda ayuda es poca para vencer a esta epidemia contemporánea:

  • Considérate como la persona más importante de tu vida. Tú eres lo primero. Por ello has de confiar ciegamente en tus posibilidades y tener la seguridad de que haces lo correcto. Esta estrategia te ayudará a luchar contra esos momentos de soledad cuando aparezcan de forma insidiosa.
  • Racionaliza. El miedo a la soledad se puede convertir en algo irracional. Identifica qué es realmente ese terror y búscale una explicación lógica que tu mente pueda aceptar y entender para saber que no es algo grave, sino normal y aprovechable.
  • Olvida el pasado. Otra buena estrategia es el perdón y la superación de las vivencias. Quedar permanentemente en el odio, el rencor, el recuerdo o el abandono es sinónimo de fracaso y dolor. Es necesario seguir adelante con optimismo y salud.
  • Muchas personas identifican la felicidad con tener una relación, lo que es un error. Tener una pareja o necesitar la compañía de otra gente no es sinónimo de alegría. Hay quienes son seres solitarios a pesar de estar siempre rodeados. Es necesario entender que la soledad puede ser algo positivo y nunca peor que una relación que sea vacía e insustancial.
  • Saberse especial. Todos somos maravillosos, pues como reza este mismo blog, la mente es maravillosa. Valorarse a uno mismo y saber lo valiosos que somos sin necesidad de compañía es un paso indispensable para perder el miedo a estar solo.

El miedo a estar solo es en realidad un terror irracional. La alta autoestima, la realización personal, la seguridad y la confianza en las capacidades propias son clave para superar toda clase de problemas, por lo que está en la mano de cada persona superar esa terrible epidemia moderna que es la soledad.

Conéctate contigo

Somos seres sociales, sin embargo, eso no es sinónimo de que tengamos miedo a estar solos. Por lo general, desde que somos pequeños nos bombardean con diferentes mensajes sobre cómo debe ser nuestra vida. En las escuelas nos enseñan a leer, a sumar, sin duda, algo imprescindible. Pero por otra parte, ¿dónde queda la educación emocional? Sería adecuado que desde pequeños nos enseñen Inteligencia Emocional, de este modo, aprenderíamos a conocernos a nosotros mismos y a entender mejor a los demás.

Detrás del miedo a estar solo puede estar oculto el no querer estar con uno mismo. ¿Cuál es la razón de esto? Que no nos enseñan a mirar hacia adentro, es decir, las indicaciones que recibimos desde que nacemos es que debemos conseguir éxitos externos. Esta actitud lleva solo a valorar aquello que conseguimos de forma material y de este modo nos olvidamos de cultivar nuestra mente y una sana autoestima.