10 episodios de Los Simpson para reflexionar

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Gema Sánchez Cuevas el 31 diciembre, 2017
Leah Padalino · 31 diciembre, 2017

Los Simpson es una de las series más conocidas y aclamadas de la televisión, y no es de extrañar si tenemos en cuenta que se estrenó en 1989 y que sigue emitiéndose a día de hoy. Su sintonía, sus gags del sofá y de la pizarra, su inconfundible familia amarilla y su humor crítico la convierten en una serie emblemática, una serie que disfrutamos de pequeños, pero entendemos de mayores.

No importa que hayamos visto el mismo capítulo 100 veces, porque muchos la seguiremos dejando para que amenice nuestras sobremesas. Tampoco importa si las nuevas temporadas son “peores” o han perdido su esencia, porque Los Simpson ya se han ganado un lugar en nuestra memoria.

Hoy os traigo una selección de 10 episodios de Los Simpson que, más allá de las risas, nos invitan a reflexionar, pues Los Simpson es una serie que aborda todo tipo de temáticas y puntos de vista, llegando incluso a parodiarse a sí mismos.

1. Homer el Grande

Este episodio pertenece a la sexta temporada de Los Simpson. En él, nos plantean la existencia de sociedades secretas o logias que dominan el mundo y controlan todo lo que hay en él. Homer descubre que Lenny y Carl disfrutan de numerosos privilegios y no entiende por qué él no puede gozar de los mismos. Lenny y Carl pertenecen a una sociedad secreta conocida como “Canteros” a la que Homer deseará unirse, pero, para ello, debe ser descendiente de algún miembro.

Posteriormente se descubre que cumple los requisitos y hasta es “El elegido”. El episodio muestra numerosas referencias a la masonería y a las teorías conspiratorias que la rodean, y lo cierto es que invita a reflexionar; todo ello, como de costumbre, en clave de parodia. ¿Quién controla el mundo? ¿Qué es lo que lo mueve?

2. Detrás de las risas

Este es un episodio diferente al resto. En él, vemos a la familia Simpson como personajes famosos, como si realmente la serie fuera interpretada por actores que tienen una vida detrás de la fama. En este episodio, se parodia al programa de MTV Behind the music, en el que se muestra la vida privada de las celebridades.

La familia Simpson no está exenta de los delirios de la fama que, en ocasiones, se nos puede ir de las manos y hacer que nos preguntemos hasta qué punto es bueno idolatrar a las celebridades y cómo el dinero puede corromper a las personas.

3. Solo se muda dos veces

La familia se muda de Springfield a Cypress Creek, una exclusiva ciudad para los trabajadores de Globex Corporation, multinacional para la que comienza a trabajar Homer. El nuevo jefe de Homer parece un hombre moderno y preocupado por sus empleados, les ofrece una vivienda de lujo en una ciudad exclusiva.

Sin embargo, pronto descubriremos que la vida en Cypress Creek no es tan maravillosa como parece, Marge se sentirá completamente inútil en una casa que se limpia sola y hace todo sola, por lo que acabará acudiendo a la bebida. El jefe de Homer no es más que un empresario multimillonario a quien nada le importa realmente, en clara parodia a las multinacionales y a la tiranía de algunos jefes.

4. Homer, hombre malo

Este episodio de la sexta temporada profundiza en la repercusión de la prensa sensacionalista en la sociedad. Por un malentendido, Homer es acusado de agredir sexualmente a una joven universitaria. La prensa se hará eco de ello y, como consecuencia, arruinará la vida de Homer.

5. Homer – fobia

Homer conoce a John y, en seguida, surge una amistad entre ellos, pero no será duradera. Homer descubre que John es gay y que, además, está teniendo una fuerte influencia sobre Bart. Como consecuencia de ello, siente miedo y decide cortar la relación. El episodio plantea los prejuicios frente a las personas homosexuales y lo desconocido.

6. Lisa, la vegetariana

En este episodio de la séptima temporada, conocemos un poco más acerca de Lisa, el personaje más atípico de la familia Simpson, pues es inteligente, amante de la música, budista y vegetariana. Lisa es una fiel defensora de los derechos de los animales y de cualquier causa que considere injusta. En este episodio, se revela contra su familia dejando de comer carne.

Las dificultades a las que se enfrenta en la sociedad serán bastantes, principalmente, en casa y en el colegio, donde tratarán de convencerla de que debe comer carne. Por otro lado, Lisa se volverá muy crítica hacia aquellos que sí deciden comer carne, aunque cambiará de opinión cuando conozca a Paul y Linda McCartney, ambos veganos.

Al decirles que come huevos y lácteos, ambos reaccionarán negativamente, igual que ella lo hacía con aquellos que comen carne, dándose cuenta de que debe evitar los prejuicios y aceptar a sus familiares tal y como son.

Lisa pensando en una oveja

 

7. Los chicos del ¡puaf!

En este episodio, Bart y otros chicos del colegio se unen a una boy band, creada por un productor musical de dudosa moral. Los chicos no saben cantar, pero gracias a las nuevas tecnologías parecerá que sí. Todo esto para demostrarnos que, al final, la boy band no era más que una tapadera para enviar mensajes subliminales a la población. De este modo, se parodia la industria de la música y se cuestiona la calidad de la misma.

8. Marge contra el Monoraíl

El ayuntamiento de Springfield ha recibido 3 millones de dólares por una multa que ha debido pagar el Señor Burns. Por este motivo, se reúne todo el pueblo en una asamblea para decidir en qué invertir el dinero.

Marge sugiere que se podría utilizar para arreglar la calle principal que se encuentra en muy mal estado, al principio, parece que todo el mundo aprueba la propuesta, hasta que aparece en escena un estafador con una canción muy pegadiza que sugiere que lo que necesita Springfield es un monorraíl. Al final, esta decisión resulta ser inútil y fraudulenta, pero como vemos al final, solo es la primera de una serie de malas decisiones que tomará el pueblo. El episodio propone una reflexión acerca de cómo nos dejamos manipular y de si la mayoría siempre toma la mejor decisión.

9. La ciudad de Nueva York frente a Homer Simpson

Este episodio propone un análisis de la vida en las grandes ciudades, ciudades que pueden estar llenas de oportunidades, pero donde las normas y los horarios son algo que hay que cumplir a rajatabla. Homer se enfrentará a situaciones muy cómicas, pero cotidianas en las grandes ciudades. El episodio supone una crítica al ritmo de vida y ajetreo que se vive en una ciudad como Nueva York.

10. Y con Maggie, tres

Este es quizás uno de los episodios más emotivos de toda la serie. En él, profundizamos en la relación de Homer con Maggie, descubrimos que Homer renunció a sus sueños y volvió a trabajar en la central nuclear por Maggie. Homer deja la central nuclear por trabajar en la bolera, algo que le llena realmente.

A Homer nunca le ha gustado la central, pero tendrá que volver y dejar el trabajo de sus sueños por el nacimiento de Maggie, pues el sueldo de la bolera es demasiado bajo para mantener a toda la familia. Este episodio sirve para pensar en el gran sacrificio que hacen a veces nuestros padres. De una forma muy emotiva, vemos el gran esfuerzo de Homer.

Cartel con fotos de Maggie

Bonus

En realidad, son muchos los capítulos de Los Simpson que merecerían mención especial, son muchos los episodios dignos de análisis y he podido recopilar solo estos diez. Aún así, quería hacer mención a “Homer, el hereje” por ser un episodio que plantea numerosas cuestiones teológicas y por la interesante aparición de Dios, también a “Treehouse of Horror V” donde se parodia la mítica película El Resplandor y a la propia película de Los Simpson donde se cuestionan las consecuencias de la contaminación.

“Sin tele y sin cerveza, Homer pierde la cabeza”.

-Homer Simpson-