5 frases de Don Juan Manuel

Este artículo ha sido verificado y aprobado por el psicólogo Sergio De Dios González el 25 mayo, 2019
Raquel Lemos Rodríguez · 25 mayo, 2019
Don Juan Manuel fue una importante figura en la Edad Media. Hoy descubriremos algunas de las frases que nos ha dejado este escritor que vivió durante los siglos XIII y XIV.

Don Juan Manuel fue un escritor de la época del medievo al que se le considera el primer representante de la prosa medieval de ficción. Por eso, en este artículo hemos querido recopilar algunas de las frases de Don Juan Manuel más importantes que dejan entrever su forma de pensar.

No obstante, antes de introducirnos de lleno en esto, es importante señalar que Don Juan Manuel fue el tutor del propio rey Alfonso XI. Asimismo, aunque es autor de varias obras, hay una que destaca por encima de todas El conde Lucanor a la que podemos acercarnos, brevemente, gracias al artículo Introducción a «El conde Lucanor».

Las frases de Don Juan Manuel que vamos a descubrir a continuación están adaptadas al español actual. Sin embargo, descubriremos que la sintaxis o el léxico que se utiliza es «medieval». Esto es debido a que este escritor nació y vivió durante los siglos XIII y XIV.

1. El beneficio de algunas amistades

«Por dichos y por obras de algunos mentirosos, no rompas tu amistad con hombres provechosos».

Esta primera de las frases de Don Juan Manuel es una crítica clara y directa hacia las personas que mienten. Pues, quienes utilizan la mentira de una forma sistemática lo hacen porque quieren hacer daño o porque sienten una gran envidia hacia los demás. Por ejemplo, tal y como los denomina este autor, hacia los hombres provechosos.

Las consecuencias de esto es que, muchas veces, se transmiten «verdades» que no lo son en realidad y que dañan la reputación o la perspectiva que podíamos tener hacia algunas personas que consideramos amigas. Por eso, Don Juan Manuel pretende que se preste atención a este aspecto y que se tenga un sumo cuidado.

Cara de un hombre con la nariz larga por mentir

2. Alejarse de las fantasías

«En realidades ciertas os podéis confiar, más de las fantasías os debéis alejar».

Algo en lo que solemos caer con cierta frecuencia es en lo que Don Juan Manuel menciona que son fantasías. Esto también puede definirse como soñar despierto o dejarse llevar por ensoñaciones «románticas». El resultado de esto suele ser una completa desvinculación con la realidad.

No obstante, puede que nos preguntemos ¿cómo saber qué realidades son ciertas? Esto no lo contempló Don Juan Manuel, ya que cada uno de nosotros tiene una percepción de la realidad completamente diferente en base a nuestras experiencias y todas ellas son válidas.

3. Hacer lo que se desea sin miedo

«Por miedo a la crítica, mientras que no hagáis mal, no dejéis de hacer lo que en cada caso estiméis más conveniente».

Podríamos decir, sin temor a equivocarnos, que el miedo es uno de los grandes males de la época en la que vivimos actualmente. Sin embargo, esta emoción paralizante ya estaba presente en los siglos XIII y XIV. Un miedo al qué dirán y a la crítica que hace que dejemos de hacer lo que queremos. Este es un miedo desadaptativo, como bien señala el artículo Ansiedad y miedo: su valor adaptativo y maladaptaciones.

Esta tercera de las frases de Don Juan Manuel es un recordatorio de que no tenemos que fijarnos tanto en lo que dicen o señalan los demás sobre nuestras acciones. Si no estamos haciendo mal alguno, sigamos adelante. En caso contrario, terminaremos arrepintiéndonos en el futuro de no haber sido más asertivos.

4. Cuidado con el mal uso del alcohol

«El vino es muy virtuoso, mal usado es dañino».

Esta otra de las frases de Don Juan Manuel es muy curiosa. Pues somos conscientes de que, consumido moderadamente, el vino no es dañino para nuestra salud. Sin embargo, aquí radica el quid de la cuestión y es que este escritor alerta sobre su mal uso o su uso descontrolado.

Esto puede extrapolarse a otras áreas de nuestra vida. Porque todo en exceso puede terminar causándonos más mal que bien. En realidad, no es el vino, siguiendo con el ejemplo expuesto en la frase, el que es «malo» sino que son nuestras acciones la que hacen que esto sea así.

Hombre con botella alcohol para representar la recaída en el alcohol

5. Los elogios pueden esconder engaños

«Quien te alaba más de cuanto en ti hubiere, guárdate de él que engañar te quiere».

Terminamos con una última de las frases de Don Juan Manuel que nos alerta sobre prestar atención a esos elogios que nos pueden brindar algunas personas cercanas. Pues, aunque a todos nos gusta recibirlos, en algunos casos pueden estar escondiendo engaños, como señala este autor.

Lo que quiere decir Don Juan Manuel con estos engaños es que las alabanzas de otras personas pueden tener otro tipo de intenciones. Por ejemplo, conseguir algo como un favor siendo, así, una manera de manipulación. Por eso, hay que prestar atención y ver si estos elogios son verdaderos o no.

¿Conocías a Don Juan Manuel? ¿Habías leído El Conde Lucanor? Estas frases te han permitido acercarte, un poco más, a la manera en la que pensaba este escritor tan importante de la Edad Media. Asimismo, seguro que también te han ayudado a reflexionar sobre algunas cuestiones. ¿Cuál de ellas te ha gustado más?

  • Casalduero, J. G. (1975). El Conde Lucanor: composición y significado. Nueva Revista de Filología Hispánica24(1), 101-112.
  • De Stefano, L. (1962). La sociedad estamental en las obras de Don Juan Manuel. Nueva revista de filología hispánica16(3/4), 329-354.
  • Gómez Redondo, F. (1992). Géneros literarios en don Juan Manuel. Cahiers d'Études Hispaniques Médiévales17(1), 87-125.