5 lecciones de liderazgo que aprendes con Juego de Tronos

Eva Maria Rodríguez · 14 mayo, 2015

Son muchas las lecciones de liderazgo -y de otras muchas cosas- que podemos aprender con Canción de Hielo y Fuego, la magnífica saga de George RR Martin que, gracias a HBO, podemos disfrutar también en en su versión televisiva en la serie Juego de Tronos.

Muchos consideran que Juego de Tronos, por usar la denominación más conocida, es toda una guía de liderazgo para emprendedores. Y probablemente no haya mejor ejemplo para demostrar que emprender es mucho más iniciar un negocio.

Porque todo lo que haces en la vida con el objeto de lograr algo en lo que crees es un emprendimiento. Y para triunfar en todo emprendimiento tienes que desarrollar tus capacidades de liderazgo.

Este tema tan amplio no suele ser fácil de explicar con ejemplos de la vida real, puesto que son muchas las situaciones diferentes y los casos específicos a los que se pueden enfrentar las personas. Sin embargo, por curioso que parezca, la ficción nos ofrece una posibilidad magnífica para explicarlo.

Ten en cuenta que el liderazgo es algo que tendrás que poner en práctica en algún momento de vida y tan importante es para un empresario o un jefe como para una persona que se dedica a la enseñanza o para unos padres que tienen que educar a sus hijos.

Vamos a ver algunas de esas grandes lecciones de liderazgo que puedes aplicar a tu vida para enfrentarse al duro trabajo de alcanzar tus metas.

 

5 lecciones de liderazgo que aprendes con Juego de Tronos

 

#1 – Cumple tus promesas… y paga tus deudas

 

Lo oiremos muchas veces en la serie en boca de cualquier Lannister, especialmente a Tyrion: “Un Lannister siempre paga sus deudas”.

En la vida, la forma más rápida de perder el respeto de la gente y el poder e influencia que puedas tener es prometer cosas que no puedas cumplir y dejar a deber cosas que te has comprometido a pagar.

La mejor manera de conseguir que la gente haga cosas por ti es haberte ganado la fama de buen cumplidor y buen pagador. Para ganarte esa fama tendrás que trabajar duro y seguir cumpliendo. Los Lannister van más allá: ellos se lo recuerdan a todo el mundo. Gran lección de marketing personal, sin duda.

 

#2 – Sé consecuente con tus decisiones y haz lo que tengas que hacer

 

Un gran líder no se esconde cuando se trata de aplicar las decisiones difíciles, ni le deja a otro la tarea de realizar lo que debe hacer.

“El hombre que dicta la sentencia debe blandir la espada”, dice Ned Stark.

Los líderes que pasan mucho tiempo en las trincheras, haciendo el trabajo duro, tomando decisiones difíciles. Porque, como el mismo Ned dice: “El que se esconde detrás de verdugos pronto se olvida de lo que es la muerte.”

#3 – El liderazgo no se impone, se gana

 

“Cualquier hombre que tiene que decir, yo soy el rey, no es un verdadero rey”. Esta gloriosa frase de Tywin Lannister, el patriarca de la familia más poderosa de los Siete Reinos, es toda una lección de lo que significa el liderazgo.

twin

Porque el verdadero poder viene de donde la gente cree que viene, no de donde tú dices que viene. Los mejores líderes son seguidos por voluntad colectiva, no porque ellos dicen “yo soy el jefe” o “aquí mando yo”.

Si eres un líder, actúa como un líder, gánate el respeto de la gente trabajando para ellos. La influencia y el poder que consigas solo será efectiva si la logras desde la base del respeto.

 

#4 – Cuando llega el caos y los problema solo hay una salida: hacia adelante.

 

Los problemas son retos para mejorar. Pero con Juego de Tronos son algo más…

Es en los malos momentos cuando se puede descubrir cómo es de verdad una persona. También donde uno mismo puede ponerse a prueba. Y cuando llega el caos, es donde se revela la verdadera fuerza un líder. Los líderes eficaces no se ven frustrados por los desafíos, sino que los utilizan para demostrar su valía.

“El caos no es un pozo, es una escalera”, dice Meñique en una ocasión.

Y qué razón tiene. Si ves el caos como algo que te envuelve y que no tiene solución te hundirás como si cayeras por un pozo. Sin embargo, un líder ve ese mismo caos como una oportunidad para ascender y crecer. No tiene otra opción, puesto que es la única que hay.

Pero la lección de Meñique no acaba aquí, sino que continúa: “El caos no es un pozo, es una escalera. Muchos que intentan escalarla caen para nunca intentarlo de nuevo. La caída los quiebra. Algunos tienen la oportunidad de subir; se aferran al reino, o a los dioses, o al amor. Solo la escalera es real. El ascenso es lo único que hay“.

 

#5 – Mantente siempre alerta y preparado para lo peor

 

Tal vez deberíamos haber empezado por aquí. “Se acerca el invierno”, es una de las frases más repetidas por los miembros de la Casa Stark, y el punto en el que comienza la historia, porque así se titula el primer capítulo de la serie y también el primer capítulo del libro.

stark

La casa Stark, cuna de grandes líderes (incluso el bastardo Jon Nieve demuestra ser un líder nato), lleva este lema hasta su máxima expresión. De este lema extraemos enseñanzas claves para el éxito en la vida.

Los líderes se mantienen vigilantes. El mundo es incierto. Los mejores líderes siempre innovan, se mantienen y planifican para el futuro. Están preparado para lo inesperado, eso es lo esencial, y abrazan el invierno especialmente cuando todo el mundo está distraído y tomando el sol.