7 sabios proverbios chinos sobre la vida

Edith Sánchez · 30 julio, 2018

Los proverbios chinos sobre la vida gozan de gran prestigio por dos razones. Por un lado, son una enorme fuente de sabiduría, ya que todas las afirmaciones nos transmiten profundas verdades. Por otro lado, tienen un tono poético que los hace inconfundibles y decididamente bellos.

Se conserva una gran cantidad de proverbios chinos sobre la vida. El aforismo, o la afirmación suelta, ha sido una forma tradicional de transmitir verdades de una generación en otra. Varios de los proverbios fácilmente podrían tener miles de años.

Quien un día fue picado por la víbora, siente temor a una soga enroscada durante más de diez años”.

-Proverbio chino-

Uno de los aspectos más notables de los proverbios chinos sobre la vida es el hecho de que casi siempre están expresados en forma de metáfora. No son mandatos o consejos directos, sino sugestiones o sugerencias, que tienen un amplio significado y diversa aplicación. Estas son siete de esas portentosas piezas de sabiduría.

Proverbios chinos sobre la vida y el tiempo

Uno de los viejos proverbios chinos sobre la vida dice lo siguiente: “La generación anterior planta árboles y la posterior se cobija a su sombra”. Es una bella manera de ilustrar ese hilo de conexión que hay entre las diferentes generaciones. Nadie en la vida avanza, si no es por la acción y el esfuerzo de quienes le preceden. Todo lo que hacemos, o dejamos de hacer, tiene consecuencias para los que vienen detrás en el tiempo.

Otro de los proverbios chinos sobre la vida afirma: “Las dichas no vienen a pares; una desgracia no llega sola”. Habla del hecho de que los problemas, por lo general, se presentan uno tras otro. Entre tanto, los golpes de fortuna rara vez vienen juntos o se presentan simultáneamente. La teoría del caos plantea algo análogo.

Montañas entre un río

Lo pequeño y la fragilidad

Este bello proverbio señala: “El gorrión, a pesar de su pequeñez, tiene todas las vísceras”. Una hermosa metáfora que exalta lo pequeño. Quiere decir que cualquier ser, pese a su tamaño, cuenta con todo lo necesario para vivir y funcionar. Ser más grande en tamaño que otros, no hace más completo a nadie.

De la misma manera, los chinos no ven fortaleza en lo gigante o en aquello que dé muestras de dureza. Más bien le dan relevancia a lo que está bien arraigado y cuenta con raíces profundas. Por eso uno de los proverbios chinos sobre la vida dice: “Con el viento fuerte se conoce la resistencia de la hierba”. Eventualmente una brizna de hierba puede ser más fuerte que un gigantesco árbol.

El coraje y la valentía

En la cultura china se valora profundamente la valentía. La historia de ese país incluye episodios de gestas y resistencias extraordinarias. Por eso el tema del coraje ha sido un elemento recurrente en todas sus tradiciones literarias, incluyendo los proverbios.

En este proverbio se elabora una decidida exaltación al valor. Dice: “Si uno no entra en la guarida del tigre, ¿cómo podrá apoderarse de sus cachorros?”. Significa que hay momentos en los cuales se debe enfrentar directamente al peligro, para evitar posibles peligros hacia el futuro. Una bella enseñanza.

El camino de la ruina

La vida tiene sus propios mecanismos para dar la razón a quien de verdad la tiene y compensar el daño del que algunas personas a veces son víctimas. El tiempo es un gran maestro, porque a través de la combinación formada por acciones y tiempo, esas contradicciones se ajustan.

Uno de los viejos proverbios chinos dice: “Quien comete muchas injusticias, busca su propia ruina”. Es totalmente cierto y a lo largo de la historia hemos visto cómo se aplica a la realidad. El que hoy comete una injusticia, más tarde o más temprano, termina siendo víctima de lo que él mismo creó.

Personas agrupadas

La proximidad y la lejanía

Aunque los vínculos de sangre son muy fuertes, no necesariamente están por encima de otras formas de relación que a veces terminan teniendo mayor relevancia. A veces la familia no es exactamente el entorno que más apoya o valora a una persona, a pesar de que en el papel debería ser así.

Los chinos han dicho: “Un vecino cercano es mejor que un pariente lejano”. Significa que adquieren mayor importancia en nuestras vidas aquellos que permanecen cerca de ellas, que quienes tienen un nexo solamente formal con nosotros. En realidad, el concepto de familia va más allá de un simple vínculo de sangre.

Los proverbios chinos sobre la vida son sabiduría condensada, poesía y acompañamiento. La cultura popular de ese país es una veta inagotable de enseñanzas. No por nada es una de las culturas milenarias que sigue perviviendo con inusitada fuerza en el mundo.