Diferencias entre psicólogo, psiquiatra, psicoterapeuta y psicoanalista

Psicólogo, psiquiatra, psicoterapeuta y psicoanalista comparten un amplio territorio. Sin embargo, tienen sus diferencias.
Diferencias entre psicólogo, psiquiatra, psicoterapeuta y psicoanalista
Cristina Roda Rivera

Escrito y verificado por la psicóloga Cristina Roda Rivera.

Última actualización: 31 agosto, 2023

Existen diferencias entre psicólogo, psiquiatra, psicoterapeuta y psicoanalista. Es fácil identificar en qué campo profesional actúan, pero no qué los distingue. Sin embargo, existen diferencias importantes entre cada figura.

Los profesionales de la salud mental tienen que diferenciarse. Los alumnos interesados en la formación necesitan conocer toda la información para elegir. Los usuarios, pacientes o clientes tienen el derecho de conocer qué tratamiento van a recibir. Si esa intervención es adecuada y si va a ser impartido por alguien que tiene toda la capacitación necesaria.

Por tanto, es una cuestión de conocimiento que nos afecta a todos: académicos, profesionales, alumnos y usuarios. Veamos cuáles son estas diferencias entre psicólogo, psiquiatra, psicoterapeuta y psicoanalista.

Psicología, psiquiatría, psicoterapia y psicoanálisis

A continuación, revisaremos cuáles las características de cada una de estas áreas del saber para así tener una idea más clara de sus diferencias.

Es un profesional que ha recibido formación en psicología. Los psicólogos no trabajan necesariamente en un ámbito clínico. Por lo general, requieren títulos y licencias.

Es importante señalar que los requisitos pueden variar de un país a otro. Por ejemplo, para trabajar en España en el ámbito de la psicología clínica en el servicio público se necesita la titulación PIR, siglas que representan la figura de Psicólogo Interno Residente. Algunas características de los psicólogos en general son las siguientes:

  • Analizan los procesos mentales y la conducta humana.
  • No se enfocan solo en los problemas mentales.
  • Tienen un grado en psicología.
  • Pueden desempeñarse en diferentes contextos: clínicos, organizacionales, deportivos, educativos, sociales y demás.
  • No tienen la potestad de recetar medicamentos.
  • Usan pruebas estandarizadas y proyectivas para evaluar la personalidad y otras dimensiones del ser humano.
  • Investigan en diferentes campos del saber: cognición, percepción, desarrollo humano, etc.
  • Trabajan en equipos multidisciplinarios.

Psicoterapeuta

Un psicoterapeuta es un psicólogo o psiquiatra que ha realizado una especialidad en psicoterapia. Los profesionales que la ejercen están centrados en el bienestar y el mejoramiento de la calidad de vida de sus consultantes. Entre sus características destacan:

  • Evalúan, diagnostican y tratan problemas emocionales y conductuales.
  • Pueden ser psicólogos o psiquiatras.
  • Tienen diferentes enfoques de trabajo: humanista, Gestalt, cognitivo-conductual, psicoanálisis, sistémico y otros.
  • Trabajan en sesiones individuales, grupales, de pareja o familiares. Todo depende de la especialidad.
  • Ofrecen sesiones de intervención semanales o quincenales.
  • Respetan la confidencialidad del paciente.


Psicoanalista

Suele ser un psicólogo con una formación complementaria muy particular. En España no es la corriente de intervención más común, mientras que en otros países sí lo es. Quizá su territorio más representativo sea Argentina.

Los profesionales que ejercen dentro de esta corriente suelen efectuar su propio análisis personal antes de ejercer. Entre sus principales características encontramos:

  • Están centrados en analizar los procesos inconscientes.
  • Emplean técnicas como la asociación libre y la interpretación de los sueños.
  • Hacen su intervención a largo plazo.
  • Analizan las etapas del desarrollo y cómo estas influyen en la vida adulta del consultante.
  • Entienden que los conflictos inconscientes influyen en las conductas y las relaciones.
  • Abordan la transferencia y la constratransferencia.
  • Estudian las diversas estructuras de la mente: el yo, el superyo y el ello.

Los psicoanalistas creen que por debajo del nivel de consciencia existe una buena cantidad de contenidos que condicionan las emociones, los pensamientos y las conductas sin que nos demos cuenta.



Psiquiatra

El psiquiatra es un médico que ha hecho la especialidad de psiquiatría. Debido a que los psiquiatras saben de medicina, pueden pautar una intervención farmacológica. Su enfoque en general es médico, primando los aspectos orgánicos de los trastornos mentales. Algunas características de los psiquiatras son las siguientes:

  • Tienen un título en medicina.
  • Evalúan, diagnostican y tratan trastornos mentales.
  • Poseen la potestad de recetar psicofármacos.
  • Por lo general, trabajan en hospitales o clínicas.
  • Colaboran con otros profesionales de la salud.
  • Intervienen a nivel farmacológico. Sin embargo, algunos también ofrecen psicoterapia.

A menudo, el psicólogo se encarga del tratamiento psicoterapéutico y el psiquiatra controla la medicación en caso de que sea necesario. Es común que ambos profesionales trabajen de la mano en algunos casos, como son la depresión mayor, el trastorno bipolar y el trastorno límite de la personalidad.

¿En qué se diferencian?

Tras entender las características de cada profesión, es probable que percibas mejor sus distinciones. A continuación, delinearemos las diferencias entre psicólogo, psiquiatra, psicoterapeuta y psicoanalista para aclarar más el panorama.

1. Objetivo

  • Psicólogo: estudia la conducta y los procesos mentales del ser humano en diferentes contextos.
  • Psicoterapeuta: trata mediante el diálogo y estrategias conductuales, cognitivas, emocionales y existenciales los problemas afectivos de las personas.
  • Psicoanalista: analiza el inconsciente y su influencia en la vida de las personas.
  • Psiquiatra: evalúa, diagnostica y trata los trastornos mentales.

2. Formación

  • Psicólogo: tiene un grado en psicología.
  • Psicoterapeuta: puede tener un título en psicología o en psiquiatría.
  • Psicoanalista: por lo general, son psicólogos o psiquiatras. No obstante, existen centros de formación para personas sin títulos universitarios.
  • Psiquiatra: posee una formación médica de base.

3. Intervención

  • Psicólogo: dependiendo del contexto, puede realizar diferentes intervenciones: sociales, educativas, comunitarias, clínicas.
  • Psicoterapeuta: su intervención tiende a estar estructurada en sesiones y trabaja en conjunto con el consultante. De acuerdo con la escuela a la que se aferre, puede ser más o menos directivo.
  • Psicoanalista: su intervención lleva tiempo y se basa, entre otras cosas, en la asociación libre, la relación terapéutica y el inconsciente.
  • Psiquiatra: el tratamiento que brinda es farmacológico, es decir, médico. No obstante, algunos pueden hacer psicoterapia.

4. Campo de actuación

  • Psicólogo: trabaja en escuelas, empresas, clínicas, consultorios jurídicos, instituciones deportivas, fundaciones sociales, grupos de investigación, entre otros.
  • Psicoterapeuta: ejerce su quehacer en clínicas, consultorios privados, grupos de apoyo.
  • Psicoanalista: trabaja en consultorios privados, institutos de formación de psicoanalistas, centros de salud mental.
  • Psiquiatra: labora en clínicas, hospitales, consulta privada, centros de salud mental.

Estas distinciones son muy generales. En realidad, en la práctica, pueden ser muy difusos los límites, sobre todo porque tienen puntos en común.

Cómo solicitar ayuda

Después de ver a un médico de atención primaria, este puede derivar a un psiquiatra —el procedimiento más usual— o a un psicólogo.

En ocasiones, uno puede solicitar la intervención de la especialidad anexa para complementar el tratamiento. En este sentido, el psicólogo y el psiquiatra pueden trabajar en conjunto para tratar los síntomas del paciente desde el punto de vista conductual y clínico.

Los campos de la psicología y la psiquiatría son esenciales para investigar y desarrollar tratamientos para mejorar la salud mental y emocional. Dejando a un lado las diferencias, los psicólogos, psicoterapeutas, psicoanalistas y psiquiatras comparten un objetivo común: ayudar a las personas a conseguir un bienestar psicológico general.

Te podría interesar...
Psiquiatra y psicólogo clínico: las 7 diferencias
La Mente es Maravillosa
Leerlo en La Mente es Maravillosa
Psiquiatra y psicólogo clínico: las 7 diferencias

Psiquiatra y psicólogo son dos profesiones dentro de la rama de la salud mental que suelen generar confusión. Te explicamos sus 7 diferencias básic...


Todas las fuentes citadas fueron revisadas a profundidad por nuestro equipo, para asegurar su calidad, confiabilidad, vigencia y validez. La bibliografía de este artículo fue considerada confiable y de precisión académica o científica.



Los contenidos de La Mente es Maravillosa se redactan solo para fines informativos y educativos. No sustituyen el diagnóstico, el consejo o el tratamiento de un profesional. Ante cualquier duda, es recomendable la consulta con un especialista de confianza. Para mayor información consulta nuestra política editorial.