Nómadas del siglo XXI

Este artículo fue redactado y avalado por la psicóloga María Alejandra Castro
· 3 marzo, 2019
Los nómadas del siglo XIX se han adaptado al nuevo mundo. Su forma de vida resulta extraña en muchos contextos, algo que es raro en el mundo tan dinámico que vivimos.

¿Te imaginas ir de un sitio a otro sin establecerte de forma permanente? Las comunidades nómadas lo hacían y hay algunas que continúan con este estilo de vida, pero cada vez se les hace más difícil debido a procesos como la industrialización. Sin embargo, con los cambios también ha surgido un nuevo grupo de personas que se dedican a esta vida: los nómadas del siglo XXI.

Pero, ¿cuál es la diferencia con los nómadas que conocíamos? Los «nuevos nómadas» o nómadas del siglo XXI no suelen llevar este estilo de vida como comunidad. Es más bien una situación personal o familiar que deriva de diversos factores.

¿Cómo son?, ¿qué hacen?, ¿qué los lleva a adoptar este estilo de vida? Todas estas preguntas las resolveremos a lo largo de este artículo. Además, te mostraremos varios datos curiosos.

Tipos de nómadas el siglo XXI

Hay diversos tipos de nómadas en el siglo XXI, dependiendo del contexto en el que se encuentren y, sobre todo, del motivo por el cual han emprendido este estilo de vida.

Hombre con mochila

Nómadas por mantener su cultura o nómadas tradicionales

Se trata de las comunidades que son nómadas por sus códigos, tradiciones, prácticas, conductas y sistema de creencias. Son los nómadas clásicos por llamarlo de alguna manera. Además, dentro de este tipo de nómadas cabrían los nómadas estacionarios, que cambiarían de lugar en función de la estación.

Se ha disminuido el número de comunidades «nómadas clásicas» debido a los cambios que ha generado la industria, la explotación respondiendo a intereses particulares de los recursos naturales y a las leyes y políticas que les obligan de cierta forma a permanecer en un lugar. Entonces, estos grupos de nómadas se han visto amenazados con los nuevos cambios.

Sin embargo, aún existen alrededor de 40 millones de nómadas de este tipo. Se encuentran en países como: Chile, Colombia, Venezuela, México, España, Filipinas, Kenia, entre otros.

Nómadas por interés personal

Se trata de esas personas a las que les llama la atención conocer el mundo, y para ello se mueven por él sin reparo. Es decir, cambian de un sitio a otro para conocer, pero sin contar con un lugar fijo.

Pueden ser personas a las que les encante viajar por placer, por conocer, por aprender… ¡Hay millones de motivos! Lo seguro es que quieren liberarse de las ataduras de vivir en un lugar fijo, y se lanzan a la aventura de ir cambiando de sitio.

Puede la forma de trasladarse no sea tan cual como la de los nómadas clásicos, pero al menos temporalmente optan por el traslado constante como estilo de vida. 

También puede tratarse de Knowmads o nómadas del conocimiento. Se trata de personas que cuentan con la habilidad de desarrollar nuevos conceptos a partir del gran conocimiento que poseen y pueden trabajar con cualquier persona y en cualquier lugar prácticamente.

Nómadas a la fuerza

Se trata de los nómadas que han adquirido esta condición por necesidad. Un claro ejemplo es el del desplazamiento forzado. Según el Banco Mundial, el término desplazamiento forzado se refiere al traslado que realizan las personas que dejan su hogar o huyen debido a los siguientes factores:

  • Violaciones de los derechos humanos.
  • Conflictos.
  • Persecuciones.
  • Violencia.

Se diferencian de los migrantes, ya que estos pueden decidir cambiar de país en busca de mejores condiciones, bien sea económicas, de seguridad, o climáticas, entre otras.

Hay diversas investigaciones acerca de ello. En algunas se habla del desplazamiento forzado como los nuevos nómadas, que han surgido a partir de situaciones de violencia que han movido a las personas de «sus nichos naturales y los transformó en colonos en nuevas tierras, en tugurianos de las nuevas ciudades». Así lo sugiere Hernán Henao Delgado, director del Instituto de Estudios Regionales INER.

En su artículo «Los desplazados: nuevos nómadas», Henao Delgado nos muestra reflexiones condensadas acerca de esta situación. Nos habla del fenómeno, de la víctima, y la desestabilización que produce la presión externa. Además, enriquece su texto mostrando algunos testimonios.

Nómadas del siglo XXI, características

Por su puesto, las características de los nómadas del siglo XXI van a depender del tipo de estos. Veamos algunas de ellas según cada cual:

Nómadas tradicionales

Los nómadas tradicionales suelen ser cazadores, recolectores, pastores de ganado o viajeros que se desplazan en búsqueda de suministros. Se caracterizan por:

  • Ser grupos móviles. Por ejemplo, de cazadores y recolectores.
  • Contar con organización. Política, administrativa y económica, aunque algunas veces menos elaborada que la de las comunidades que son sedentarias.
  • Poseer valores culturales. Cuentan con arte, música, tradiciones y conductas. Además, muchos tienen una inclinación por naturaleza, especialmente por protegerla porque saben que en un futuro pueden necesitarla.
  • Usar el desplazamiento en busca de recursos. Bien sea en busca de alimentos para ellos, para sus animales, para recolectar lo que han cultivado en otras tierras, etc.

Nómadas por interés personal

Los nómadas por interés personal suelen ser personas que ven cada momento como una oportunidad de aprendizaje. Además, se caracterizan por:

  • Dinamismo. Son personas activas, que actúan a través de la innovación y la transformación.
  • Adaptación. Los nuevos nómadas por interés personal tienen la capacidad de desenvolverse en cualquier ambiente. Son flexibles, lo que les permite desenvolverse asertivamente en cualquier lugar en el que estén.
  • Creatividad. Son personas que están constantemente generando ideas, ya sea de sus viajes o proyectos.
  • Empatía. Se ponen en la piel del otro, lo que les permite relacionarse de una mejor manera.

En el caso de los Knowmads, son profesionales que cuentan con un gran conocimiento en su área, junto a la disponibilidad y valor para trabajar casi en cualquier lugar y con cualquier persona. Además, se dedican a y trabajos que les apasionan, dominan las nuevas tecnologías, incluyendo la gestión de las redes sociales.

Mujer nómada

Nómadas a la fuerza

El desplazamiento forzado del que hablamos se caracteriza según Henao Delgado por:

  • Espontaneidad. Ya que es un asunto que no se planifica, la presión obliga a las personas a abandonar sus hogares y a ir cambiando de sitio conforme la situación los lleve a ello.
  • Dispersión. Cada cual opta por el camino que piensa que le garantizará la supervivencia.
  • Semiclandestinidad. Al ser víctima del terror, y estar bajo una situación de amenaza, los desplazados de este tipo tienden a ocultar su condición.
  • Invisibilidad. Más allá de que las víctimas traten de ocultarlo, porque también se trata de un problema que ha sido silenciado.

¿A qué se debe esta tendencia?

Esta tendencia se generó gracias a la globalización y a la industrialización. Gracias a los cambios que trajeron estos fenómenos se ha generado, mantenido o modificado este estilo de vida. Por un lado, algunos nómadas tradicionales han debido cambiar algunas de sus dinámicas para adaptarse a las nuevas condiciones. Otros, han logrado mantener sus costumbres, pero cada vez se ven más amenazados.

Por otro lado, los nómadas por desplazamiento forzado han surgido gracias a los conflictos, con tintes de guerra civil, que existen en algunos países.

Además, los nómadas por interés personal gracias a un mundo que les permite movilizarse con mayor facilidad, y a que actualmente con las nuevas tecnologías pueden desarrollar diversas nuevas formas de empleo, se adaptan a distintos lugares y realizan su trabajo desde ellos, o aprovechan para recorrer el mundo sin depender de un lugar específico.

Los nómadas del siglo XXI tienen algo en común, quieran o no se han adaptado a las nuevas condiciones que ofrece el mundo actual. ¿Seguirán existiendo?, ¿se formarán nuevos grupos? Cada contexto trae consigo cambios que su vez influyen en los estilos de vida que conocemos y llevamos.

  • Henao Delgado, H. (1999). Los desplazados: nuevos nómadas. Nómadas (10), 62-76.
  • Roca, R. (2018). Knowmads: Los trabajadores del futuro. Madrid: Editorial Lid.
  • Banco Mundial. (2015) Preguntas frecuentes: Desplazamiento forzado, una ciris mundial cada vez mayor. Recuperado de: http://www.bancomundial.org/es/topic/fragilityconflictviolence/brief/forced-displacement-a-growing-global-crisis-faqs