El Renacido: la utilidad de la venganza - La Mente es Maravillosa

El Renacido: la utilidad de la venganza

Aida Díaz González 15 junio, 2016 en Cine, series y psicología 946 compartidos
Película el renacido

Hugh Glass (Leonardo Di Caprio) pierde a su familia. Primero a su mujer y después a su hijo. Malherido se recompondrá de todos sus males en busca de lo único que parece quedarle en este mundo: la venganza. Para ello tendrá que sobreponerse a muchos obstáculos, enfermedades, enemigos y a un clima inclemente.

Esta aclamada película revisa el Género Western, de moda actualmente en Hollywood. Tal y como lo hace la última de Tarantino “Los odiosos 8”, nos plantea una del Oeste pero más fría, más dura, más sucia que aquellos westerns clásicos de pirotecnia y colores cálidos.

Una película que es un canto a muchas cosas. Una de ellas a la supervivencia. Viéndola podemos acordarnos de otras tantas: “Cuando todo está perdido” con Robert Redford, incluso de alguna manera logra semejarse a la controvertida y trepidante “Apocalypto” de Mel Gibson.

Todas nos plantean héroes masculinos que, totalmente en solitario, se sobreponen a cualquier situación. La realidad folclórica de EEUU está cargada de estos mitos. De hecho, nuestro protagonista realmente existió. Es una historia verdadera que ha pasado por el filtro del cine para convertirse en una Verdadera Historia.

Vemos como la venganza cumple una función de salvavidas casi mágica en el protagonista. Vemos la potencia de esta sensación. Cómo en una situación prácticamente en la que todo está perdido, un solo deseo puede mantenerte en pie. Desde un punto de vista psicológico, la película traza una buena descripción de como un sentimiento, en este caso la sed de venganza, actúa como anestesia para el cuerpo y el alma.

Función motivadora

La motivación es la activación y la orientación de la conducta, la fuerza que está detrás de nuestra ansia por la comida, la intimidad sexual, la necesidad de pertenencia y el deseo por alcanzarlas
Compartir

Cuando hablamos de que la venganza cumple en Hugh una función motivadora, estamos haciendo referencia al hecho de que gracias a la venganza consigue tener una fuerza que redirige su comportamiento y marca una nueva meta por la que actuar.

Hombre con otro encima de sus hombros

Existen varias teorías que intentan explicar la motivación. Una de ellas es la Jerarquía de las Necesidades de Maslow. En la película vemos como Hugh debe satisfacer algunas necesidades más básicas para poder culminar con su necesidad final. De hecho, la película avanza paulatinamente desde la base de la Pirámide hasta su irremediable pico.

  • Necesidad de autorrealización (pico de la pirámide): la venganza.
  • Necesidad de reconocimiento: sus compañeros reconocen su valía y se dan cuenta de que existe un traidor.
  • Necesidad de afiliación: encuentra personas en situaciones familiares que lo ayudan y a los que ayuda.
  • Necesidad de seguridad: busca sitios seguros donde resguardarse, busca medicinas para sus heridas, se protege de los peligros.
  • Necesidades fisiológicas (base de la pirámide): alimentarse, beber, dormir, abrigarse adecuadamente.

Función de dar sentido a la vida

Una vez culminada la venganza Hugh se abandona, se le doblan las rodillas, se queda exhausto. La fuerza que lo mantenía con vida y que le daba sentido a seguir en ella se esfuma.

Lo que parece decirnos la película es que sin la necesidad de autorrealización, el resto de necesidades ni tan siquiera se intentarán satisfacer. No tendría sentido hacerlo. La relación entre las necesidades no sería exclusivamente unidireccional.

De hecho los psicólogos lo vemos en nuestras consultas a diario. A consulta acuden muchas personas desesperanzadas porque no encuentran un sentido a su vida. Vemos la importancia de vivir de acuerdo a unos valores propios, la importancia de tener un plan de vida y de que nuestras vidas tengan un sentido. Cuando esto falla, las personas descuidamos nuestra alimentación, nuestras horas de sueño, nuestras relaciones, incluso nuestra propia seguridad.

Existen varios autores que nos hablan del Sentido de la vida. Uno de los primeros fue Victor FranklLa búsqueda de un sentido de vida tiene para Frankl una importancia superior que la mera satisfacción del resto de necesidades:

“El ser humano no agota su realidad en la satisfacción de los instintos o las necesidades con miras a mantener o restablecer su equilibrio psíquico, sino que busca originariamente, cumplimiento de un sentido y la realización de unos valores”
Compartir

En la actualidad, las Terapias de Tercera Generación también señalan la importancia del sentido de la vida:

“El principal objetivo de nuestras terapias es construir una vida que valga la pena ser vivida. Asimismo, no es infrecuente encontrar publicaciones e investigaciones que hablen de valores, de sentido, de espiritualidad y conciencia, aceptación, compasión, compromiso, etc”
Compartir

Venganza y satisfacción

Aunque estamos hablando de la utilidad de la venganza en la vida de una persona, esto no quiere decir que validemos esta motivación como motor de vida.

Varios estudios que comprueban la satisfacción en la ejecución de la venganza, demuestran que las personas se sienten menos satisfechas cuando la llevan a término. Así que, si lo estabas teniendo en mente, desestima la idea (por ésta e infinidad de razones más)

A modo de pista sobre qué motivaciones son más productivas, existen elementos claves que determinarán la naturaleza de esa motivación. ¿Cuáles son esos elementos? Las emociones. Éstas van a determinar la calidad de los actos producidos por la motivación.

En el caso de la venganza, las emociones que han participado en su construcción son predominantemente la ira y la tristeza. Prueba mejor con motivaciones derivadas de situaciones que te hayan producido otras emociones, como la alegría.

Hombre con ira

Conclusiones y cierre

Con tres Óscars a sus espaldas (mejor director Alejandro Gonzalez Iñárritu, mejor actor principal Leonardo Dicaprio y mejor fotografía Emmanuel Lubezki) Iñárritu vuelve a llevarse el gato al agua tal y como lo hiciera en el 2014 con “Birdman” (4 Óscars, incluida mejor película y director)

En aquella ocasión, el director nos hablaba de nuevo de un personaje extremo que lo había perdido todo (la cordura, a su familia, la fama y el prestigio…) también nos hablaba del sentido de la vida y de la Pirámide de Maslow, otorgándole a la necesidad de reconocimiento y estima el valor de motor de vida.

Con estas películas no hace más que pasarnos el testigo a nosotros, sus espectadores, el análisis personal es irremediable. Por lo tanto es el momento de preguntar…Y para ti, ¿cuál es el sentido de la vida?

Aida Díaz González

Me llamo Aida, soy Psicóloga Sanitaria y Terapeuta Ocupacional. Me encanta escribir, el cine y la música. Considero que las artes son herramientas fantásticas para el bienestar del ser humano. Somos lo que disfrutamos, así que, disfrutemos lo que somos.

Ver perfil »
Te puede gustar