Tiramina: características y funciones

Este artículo fue redactado y avalado por la psicóloga Paula Villasante
22 julio, 2019
Si tomas antidepresivos y estos son IMAOs, entonces debes reducir la tiramina en tu dieta.

Como ya sabrás, el sistema nervioso utiliza una variedad de neurotransmisores y otros neuroquímicos para funcionar. Son ellos los que consiguen que realicemos comportamientos integrados y coordinados. Y la tiramina es uno de ellos.

La tiramina pertenece a una familia llamada aminas biogénicas. Estas aminas biogénicas son productos del metabolismo «secundario» de aminoácidos. Estas tienen un papel importante en muchos procesos fisiológicos, en concreto, los procesos celulares.

En el grupo de las aminas biogénicas, la noradrenalina y la adrenalina son las más importantes en los vertebrados. Mientras, la tiramina y la octopamina son más importantes en los invertebrados.

En los invertebrados, la tiramina se produce en concentraciones más altas que las encontradas en los vertebrados. Sin embargo, en su origen, este neuroquímico se consideró solo como un intermedio biosintético de la octopamina y no como un químico neuroactivo.

Sinapsis con tiramina

Dónde se encuentra la tiramina en el sistema nervioso

La tiramina es sintetizada a partir de tirosina por la enzima tirosina descarboxilasa. Sin embargo, este neuroquímico también es el precursor de la octopamina, lo que hace que las neuronas octopaminérgicas también tengan tiramina en su interior.

Por su parte, la tiramina ejerce una función inmunorreactiva en algunos lugares del sistema nervioso. Esta inmunorreactividad se encuentra en:

Dónde podemos encontrarla también

No solo podemos encontrar la tiramina en el cerebro y el sistema nervioso en general. Son varios los alimentos que contienen tiramina, destacando en aquellos con un alto valor proteico. A medida que estos alimentos se añejan, los niveles de tiramina aumentan (2).

Ejemplos de alimentos que contienen tiramina

Estos son algunos ejemplos de alimentos que contienen tiramina en grandes cantidades (2):

  • Quesos fuertes o curados. Algunos quesos como el cheddar curado, el suizo y el parmesano, quesos azules o el camembert contienen altos niveles de tiramina. En general, los quesos hechos de leche pasteurizada son los que normalmente contienen menos niveles de tiramina. Algunos ejemplos son el queso americano o la ricota.
  • Carnes curadas. Estas son las carnes que han sido tratadas con sal y nitrato o nitrito. Algunos ejemplos de ello son el salami o el pepperoni.
  • Carnes ahumadas o procesadas. Estas son algunas como la mortadela, el tocino o el pescado ahumado.
  • Alimentos en conserva o fermentados. El chucrut, el caviar o el tofu son ejemplos de ello.
  • Salsas como la salsa de soja o la salsa teriyaki.
  • Soja y productos derivados de la soja.
  • Guisantes, habas y sus vainas.
  • Frutas secas o sobremaduradas. Algunos ejemplos son las pasas, los plátanos o los aguacates sobremaduros.
  • Pastas para untar extraídas de levadura. Esto es, por ejemplo, la levadura de cerveza.
  • Las bebidas alcohólicas. La cerveza, el vino tinto, los licores…
  • Alimentos combinados que contengan cualquiera de los ingredientes anteriores.
  • Alimentos almacenados inadecuadamente o alimentos descompuestos.

Por otro lado, las bebidas con cafeína también pueden contener altos niveles de este neuroquímico.

¿Cuándo debe consumirse una dieta baja en tiramina?

Los medicamentos llamados inhibidores de la monoaminooxidasa (IMAO) bloquean la monoaminooxidasa. Esta es una enzima que descompone el excedente de tiramina en el cuerpo. El bloqueo de esta enzima ayuda a aliviar la depresión. Es por eso que, si nuestro psicólogo o psiquiatra nos ha recetado un IMAO, es importante reducir los niveles de tiramina en la dieta. De lo contrario, se puede producir un aumento grave de la presión arterial y requerir un tratamiento de emergencia.

En el caso de dejar de tomar IMAOs, también puede ser recomendable seguir una dieta baja en tiramina, incluso semanas después. Aunque los IMAO son efectivos, generalmente han sido reemplazados por antidepresivos más modernos, que son más seguros y producen menos efectos secundarios. Aún así, un IMAO puede ser una buena opción para algunas personas en su depresión (2).

Algunos ejemplos de IMAO que se usan para la depresión son los siguientes (2):

Antidepresivos

Algunas señales de emergencia de un aumento rápido y severo de la presión arterial (2):

  • Dolor de cabeza intenso.
  • Náuseas y vómitos.
  • Sudoración y ansiedad severa.
  • Sangrado nasal.
  • Latidos del corazón rápidos.
  • Dolor en el pecho.
  • Cambios en la vista.
  • Falta de aire.
  • Confusión.

Así pues, la tiramina puede ser muy clave en enfermedades tales como la depresión, sobre todo en el caso de estar en tratamiento de IMAO. De esta manera, es importante consultar con un especialista si en nuestra dieta hay una sobredosis de tiamina.

  1. Lange, A. B. (2009). Tyramine: from octopamine precursor to neuroactive chemical in insects. General and comparative endocrinology, 162(1), 18-26.
  2. Tiramina, 2. La Tiramina - National Headache Foundation. Retrieved 21 July 2019, from https://headaches.org/2007/10/25/la-tiramina/