Claves para conectar con una persona introvertida

Claves para conectar con una persona introvertida

Valeria Sabater 16 julio, 2018 en Psicología de la personalidad 0 compartidos
pareja cogida de las manos simbolizando cómo conectar con una persona introvertida

Conectar con una persona introvertida requiere hallar el momento adecuado. Implica acercarse con sinceridad y sin artificios para descubrir que pueden ser excelentes conversadores. Nos daremos cuenta además de que bajo esa apariencia a veces distante habita una persona que sabe escuchar, que evita los chismes, nos impregna entusiasmo y que conforma vínculos fuertes y leales.

Si damos un ligero repaso a la literatura sobre la introversión nos daremos cuenta de un aspecto. No fue hasta el 2010 cuando este tipo de personalidad dejó a un lado su imagen negativa para evidenciar, gracias a libros como Silencio, el poder de los introvertidos, toda una serie de virtudes y características que hacen de este perfil, todo un potencial a descubrir.

“La timidez es el miedo a la desaprobación social o la humillación, mientras que la introversión es una preferencia por los ambientes que no son de lo más estimulante. La timidez es intrínsecamente dolorosa; la introversión no lo es”.

-Susan Cain-

En 1935, los psicólogos Davis y Rulon publicaron un estudio donde, por primera y única vez hasta inicios del año 2000, se hablaba de los intereses de las personas introvertidas. No les definía el retraimiento social, como muchos pensaban ni eran el reverso exacto de la personalidad extrovertida. Tenían las habilidades suficientes para involucrarse en los objetivos de cualquier sociedad. Les distinguía el compromiso hacia sus ideales y sus grandes dotes como conversadores.

Este último dato fue duramente criticado en aquella época. En esos años, la introversión se asociaba a esa timidez patológica donde la persona carece de habilidades sociales. A día de hoy, esa idea ya ha sido desterrada. Sobre todo por un detalle que no podemos olvidar: la introversión no es un rasgo unitario. Cada uno de nosotros nos situamos en un punto dentro de ese continuo comprendido entre la introversión-extroversión.

chica sentada sola en un muro simbolizando cómo conectar con una persona introvertida

¿Cómo conectar con una persona introvertida?

Sabemos ya que introversión no es lo mismo que timidez. Entendemos también que en este tipo de personalidad no hay carencias en cuanto a habilidades sociales, ni retraimiento, ni ningún componente patológico que nos dificulte el poder conectar con ellos. En realidad, lo que les define son una serie de dinámicas comportamentales que van en conjunción con su enfoque mental, sus emociones e incluso con un cerebro que procesa la información de manera diferente. Veámoslo:

  • Prefieren los entornos tranquilos. No evitan socializar o los encuentros con amplios grupos de gente, sin embargo, este tipo de escenarios con un gran exceso de estímulos los agotan psicológicamente.
  • Son introspectivos, observadores, imaginativos.
  • Son de pocos amigos, prefieren círculos pequeños de amistades con los que establecer lazos fuertes y significativos.
  • Prefieren las conversaciones profundas, no les agradan los chismes, ni llamar la atención.
  • Son detallistas.
  • Se mueven por motivación intrínseca, son fieles a sus valores, no necesitan llevarse bien con todo el mundo.
  • Tienen pasiones artísticas: música, escritura, dibujo…

Conociendo esta línea de gustos, comportamientos y dinámicas que perfilan a la persona introvertida, veamos ahora qué claves nos pueden ayudar a conectar con ellas.

1. Ve despacio, respeta tiempo y canales de comunicación

Para conectar con una persona introvertida debemos entender un aspecto. Su mundo va a otro ritmo, más despacio, más sereno, más prudente. Por tanto, debemos evitar esa primera toma de contacto donde imponer nuestra presencia, avallar con un monólogo y terminar pidiéndoles su número de teléfono. Todo ello es un error.

Lo ideal es aceptar su ritmo, sus tiempos. Un acierto es empezar con una toma de contacto donde salga a colación un tema que sea de interés para ambas partes. Asimismo, es importante entender que hay ciertos canales de comunicación que los introvertidos tienden a evitar. No les agradan las llamadas de teléfono regulares. Mejor mensajes y mejor espaciados, sin presiones, sin agobios.

2. Una cebolla con capas interesantes

Las personas introvertidas tienen muchas capas. Son como una cebolla que esconde un interior tan valioso como luminoso. Saber llegar hasta ellos para conectar de forma auténtica requiere no solo respetar tiempos, sino ir quitando capas poco a poco. Algo así exige una gran dimensión por nuestra parte: la confianza.

Solo si somos sinceros, cercanos, humildes y congruentes en todo momento lograremos establecer una buena amistad/relación con esa persona.

Chico delante de una puerta simbolizando cómo conectar con una persona introvertida

3. No les hagas ser el centro de atención

No les prepares fiestas sorpresa. No organices cumpleaños donde los invitados abarroten una sala y él/ella sea el centro de atención. Algo así funcionaría con una personalidad extrovertida, pero no con este perfil. Crea momentos especiales donde todo sea sencillo y espontáneo, donde hayan las personas justas, donde no sienta presión, ni miradas ajenas, ni tenga que sentirse forzados a hacer algo que le incomoda.

4. Conversaciones significativas

Evita los monólogos o los diálogos superficiales. En estos casos, dicho perfil te atenderá con educación, pero no te estará escuchando. Para conectar con una persona introvertida, elige temas más inteligentes, profundos… Sin duda, lo ideal es comentar con esa persona intereses comunes, como libros, series de televisión, metas, proyectos... Valores afines que os unan a ambos.

5. Placer por los silencios

Compartir silencios con otra persona puede dar lugar a momentos mágicos. Porque es en esos instantes donde habita la confianza, donde cada uno se permite ser con naturalidad, sin tener que forzar nada, ni actitudes ni conversaciones. Así, para conectar con una persona introvertida nada mejor que buscar entornos tranquilos donde predomine esa calma, donde el silencio cree el vínculo entre ambos y esa complicidad que puede durar toda una vida.

6. Respetar espacios

No hay por qué quedar todos los días ni llamar cada dos horas. No hay necesidad de explicar todo lo que hacemos o no hacemos. Las personas introvertidas necesitan sus espacios de soledad para cargar energías, para nutrirse, para ser ellos en el equilibrio de su soledad con sus gustos y pasiones. Que actúen así no significa que nos quieran menos, ya sea como amigos o como pareja.

Para concluir, conectar con una persona introvertida puede ser más fácil de lo que pensamos. Aún más, si hay algo que será por encima de todo es satisfactorio. Son tesoros en las profundidades con los que tenemos la oportunidad de establecer vínculos extraordinarios.

Valeria Sabater

Soy psicóloga y escritora. La curiosidad por el conocimiento humano es mi cerradura particular, la psicología mi llave, la escritura, mi pasión.

Ver perfil »
Te puede gustar