¿Conoces los beneficios de dormir sin ropa?

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Gema Sánchez Cuevas el 22 octubre, 2018
Paula Díaz · 10 enero, 2015
Dormir sin ropa nos ayuda a conseguir un sueño más profundo y reparador gracias a que regulamos la temperatura corporal. Un cuerpo más fresco concilia antes el descanso nocturno

Todos sabemos que dormir es uno de los placeres más necesarios e importantes del ser humano, pero dormir sin ropa lo es aún más. A pesar de ello, sigue siendo muy común desconocer sus beneficios y muchas personas continúan sin disfrutar de este pequeño hábito tan saludable.

Así, y aunque la industria de la moda nos tiente siempre con los camisones y pijamas más sugerentes, divertidos y hasta cómodos, es interesante saber que para conciliar un sueño profundo y reparador, la ropa sobra. Todos tejido que envuelva nuestro cuerpo bajo las sábanas, entorpece el movimiento durante el descanso.

Las ventajas de dejarla a un lado a la hora de dormir van mucho más allá de una simple cuestión de comodidad. Por sorprendente que nos parezca es también clave de salud, lo agradecerá nuestro cerebro, nuestra piel, el sistema inmunitario e incluso nuestro bienestar psicológico y emocional…

A medida que avanzan los ciclos de sueño el cuerpo se va enfriando. Si usamos pijamas o camisones de tejidos pesados el calor nos impedirá entrar en ese descanso profundo y más reparador.

5 grandes beneficios de dormir sin ropa

Tal vez lo hayas pensado alguna vez, quizá te sientas incómodo pensando en dormir sin ropa por una cuestión de costumbres o de normas sociales. Sin embargo, quizá después de leer todas las ventajas de acostarse desnudo, esta noche te apetezca prescindir de poco más que tus sábanas. Vamos ya con esos beneficios.

Mujer durmiendo sin ropa

Evita las bacterias

Efectivamente, dormir sin ropa reduce el exceso de levadura en nuestra piel y, por tanto, nos ayuda a prevenir el crecimiento de bacterias. El ambiente cálido que nos proporciona la tela del pijama hace que las bacterias encuentren el medio ideal para multiplicarse.

Dormir sin ropa facilitará que tu cuerpo esté fresco y siempre ventilado. Esto significa, ni más ni menos, que si las bacterias no disponen de las condiciones para proliferar, se reduce el riesgo de sufrir infecciones de diferente índole.

Reduce el envejecimiento

Sí, lo has oído bien. Cuando la temperatura de nuestro cuerpo desciende se liberan hormonas que ayudan a regenerar las células de la piel. Esto ayuda a mantenerse más joven.

También ayuda el hecho de que un buen descanso es muy beneficioso para nuestro cuerpo, y desprenderse de la ropa mejora la calidad del sueño. Es decir, que dormir sin ropa te ayudará a mantenerte joven.

Menos estrés, mejor salud emocional

Dormir desnudos reduce nuestro nivel de estrés y, en consecuencia, la ansiedad. El secreto de todo ello está en el cortisol. Estudios como el llevado en el departamento de psicología de la Universidad de Flinders, en Australia, nos señalan que la temperatura de nuestro cuerpo debe ser baja para que podamos conciliar un sueño reparador.

Si pasamos calor, el cortisol, la hormona del estrés y la ansiedad se eleva. Dormir por tanto sin ropa nos ayuda a mantener un temperatura corporal equilibrada para facilitar el descanso, y levantarnos así de mejor humor.

Aumenta tu vida sexual

Pareja durmiendo sin ropa

El contacto piel con piel con tu pareja aumenta el deseo. Lo hace a través de la liberación de una hormona llamada oxitocina. De hecho, cuando duermes desnudo los contactos casuales en la noche pueden ayudar a que tengas nuevas experiencias sexuales y muchas más nuevas sensaciones junto a tu pareja.

Además, ya sabes que el sexo mejora tus condiciones de salud. De esta manera, tu estado físico y anímico se verá también reforzado.

Asimismo, y más allá del aspecto sexual, el contacto piel con piel refuerza el vínculo entre la pareja, mejora la intimidad y esa complicidad tan especial que solo habita bajo las sábanas y en brazos de la persona amada.

Mayor calidad de sueño

Ya lo hemos ido adelantando en los anteriores apartados. Al dormir sin exceso de telas tu cuerpo podrá moverse libremente y descansar mucho más plácidamente. Asimismo, la temperatura corporal es menor y con ello se facilita el conciliar el sueño de manera más rápida y profunda.

  • Liberarnos de la ropa nos permite disfrutar de un sueño más prolongado y profundo, mejorando nuestro estado de salud.
  • Y aún hay algunos beneficios más de dormir sin ropa. Beneficios como que se mejora la circulación, ya que no hay nada que oprima el cuerpo; o que se permite una mayor liberación de la hormona del crecimiento, lo que implica una mejor regeneración de huesos y músculos.

Con todo lo anterior comentado llegamos a la conclusión que el acto de dormir sin ropa mejora nuestra vida sexual, nuestro descanso, salud y así nuestro estado de ánimo. Todo ello contribuyendo a una mayor calidad de vida y bienestar emocional.

Probarlo no cuesta nada. Seguro que cuando dejes de lado una sola vez el pijama lo tomarás como una costumbre… muy saludable, por cierto. Ahorraremos además en ropa de cama para ganar en bienestar y felicidad.

 

  • Kräuchi, K., & De Boer, T. (2010). Body Temperature, Sleep, and Hibernation. In Principles and Practice of Sleep Medicine: Fifth Edition (pp. 323–334). Elsevier Inc. https://doi.org/10.1016/B978-1-4160-6645-3.00028-1
  • Lack, L. C., Gradisar, M., Van Someren, E. J. W., Wright, H. R., & Lushington, K. (2008, August). The relationship between insomnia and body temperatures. Sleep Medicine Reviews. https://doi.org/10.1016/j.smrv.2008.02.003