¿Existe el amor a segunda vista?

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Gema Sánchez Cuevas el 10 enero, 2018
Yamila Papa · 15 enero, 2014

Todos hablan de ese flechazo que nos produce una persona cuando la vemos por primera vez, pero hay muchas personas que en ese momento no “sienten” nada por el otro. Con el paso de los días, semanas, meses o hasta años, es posible comenzar a cambiar el sentimiento por el amor. Estos casos se suelen dar entre amigos que pasan a ser novios o entre vecinos que se convierten en esposos, por ejemplo. Es lo que conocemos como amor a segunda vista.

“Los que se enamoran a segunda vista (amor que surge de una amistad) tienen más posibilidades de éxito y de mantenerse en el tiempo”

-Anónimo-

Amor con preaviso

Podemos ver un buen ejemplo de amor a segunda vista en la encantadora película “Amor con preaviso”. En ella: George Wade (Hugh Grant) es el dueño de una empresa de construcción, un millonario que “no sirve para nada” sin su asistente legal y asesora de variadas tareas, Lucy Kelson (Sandra Bullock).

Ella es una abogada muy inteligente, pero a la vez siempre está trabajando para su jefe y esto le genera una úlcera en el estómago. Sin embargo, no es su empleo el que lo agobia, sino Wade: encantador, inteligente y absorto en sí mismo. Para él, Lucy es una especie de “niñera” que le debe decir hasta que corbata ponerse para una reunión.

Tras cinco años de relación laboral y también personal (ella lo ayudó en los acuerdos de divorcio), Lucy decide irse de la empresa. George al principio no quiere su renuncia pero luego termina aceptando, con la condición de que le consiga una sustituta.

Mujer dejando su trabajo

Tras una gran búsqueda, la abogada graduada en Harvard contrata a una colega, June Carver (Alicia Witt), interesada en su nuevo jefe no en lo profesional. Por más de que June es muy aplicada como empleada, pero George extraña mucho a Lucy. Lo que sigue, debes verlo tu mismo en el film.

“Y es que el amor no necesita ser entendido, simplemente necesita ser demostrado”

-Paulo Coelho-

Si no te agradan mucho las películas románticas o comedias de ese estilo, debes saber que más allá de la historia se tratan otros temas interesantes, como el del “amor a segunda vista”. En este caso, un hombre que lo tiene todo (dinero, éxito en los negocios, una gran empresa, etc) y que sólo piensa en si mismo puede verse interesado en una mujer a la que conoce desde hace mucho tiempo y hasta ese momento sólo era su asistente personal, por más de que ella se encargara de todo en la vida de él.

Esto, salvando las distancias, también puede ocurrir en la vida real. Piensa en aquellas parejas que conoces. ¿Todas ellas se han enamorado a primera vista? Tal vez te sorprenda lo que encuentras “buceando” en sus historias.

O tal vez recuerdas lo que te contaba tu abuela sobre cómo conoció a tu abuelo: “él siempre pasaba por mi cuadra vendiendo pasteles y yo siempre le compraba. Nunca pensé que me iba a terminar casando con él”. Este es tan sólo un ejemplo de los millones que existen en el mundo.

¿Qué es el amor a segunda vista?

La gran mayoría de las películas, las novelas de la televisión o de los libros nos cuentan sobre el amor a primera vista, ese que se produce cuando dos miradas se encuentran en la calle, en un restaurante o en un parque. La química es instantánea y ya nunca más se separan. “Vivieron felices y comieron perdices” como terminan las historias.

Pero esa explosión inexplicable entre dos personas que se enamoran no siempre se produce en el primer instante en el que se ven por primera vez. No todo es tan simple como nos lo detallan y puede que el gran amor de tu vida esté hace tiempo en tus alrededores y no te hayas dado cuenta. En realidad, el amor a segunda vista es mucho más habitual que el de primera vista.

Hombre dándole un beso a su pareja

“Lo nuestro fue tan inesperado, que nos encontramos sin buscarnos”

-Danns Vega-

Tal vez se trate de tu mejor amigo, de tu compañero de clases, de tu vecina, del que atiende la tienda donde compras a diario, de un colega del trabajo, del primo de una amiga, etc. Las posibilidades son infinitas.

Puede ser que la otra persona tampoco esté “enterada” que fueron hechos del uno para el otro, o si, eso dependerá de la situación. No dudes en prestar más atención a lo que ocurre a tu alrededor, tal vez la vida te sorprenda cuando menos lo esperes con ese amor a segunda vista.