80 frases budistas para encontrar la calma y la paz interior

El budismo tiene una forma de entender la vida, el entorno y la relación que mantenemos con los demás inspiradora. Por eso hemos querido hacer una recopilación de sus mejores frases.
80 frases budistas para encontrar la calma y la paz interior
Gema Sánchez Cuevas

Revisado y aprobado por la psicóloga Gema Sánchez Cuevas el 24 agosto, 2021.

Escrito por Josberth Johan Benitez Colmenares, 24 agosto, 2021

Última actualización: 24 agosto, 2021

De acuerdo con las estimaciones del Pew Research Center, los budistas constituyen en 7 % de la población mundial. La mitad los encontramos en China, aunque la doctrina filosófica-espiritual se ha esparcido por todos los rincones del mundo. Para que te acerques más a sus enseñanzas, hemos recopilado una selección de las mejores frases budistas.

Existen decenas de escuelas budistas, pero a grandes rasgos podemos catalogarlas en dos grupos: Mahayana y Theravada. A pesar de que cada una sigue métodos diferentes, en el fondo comparten la misma filosofía. Con 2500 años de historia, el budismo sigue siendo uno de los sistemas espirituales más importantes.

Las mejores frases budistas

Las creencias del budismo giran en torno a las enseñanzas de Buda Gautama (siglo VI-V a. C.) y a las cuatro nobles verdades descubiertas por él tras 49 días de meditación en el árbol Bo. Las verdades que sirven de base para los budistas son las siguientes:

  • Es sufrimiento es una características de la existencia.
  • La causa del sufrimiento es el apego y el deseo.
  • El cese del sufrimiento se alcanza a través del Nirvana.
  • El camino para llegar al Nirvana está compuesto por ocho pasos.

Estos ocho pasos, conocidos ocasionalmente como Noble Camino Óctuple, consisten en alcanzar plenitud en las siguientes áreas: comprensión, determinación, habla, resolución, acción, sustento, esfuerzo y atención. Si recién estás incursionando en estos términos las frases budistas siguientes te servirán como una introducción:

1. “Si pierdes el momento presente, pierdes tu cita con la vida. ¡Eso es muy serio!”. (Thich Nhat Hanh)

Parece un obviedad, pero en la práctica las obviedades más grandes de la vida pasan por alto a la mayoría. La vida ajetreada que caracteriza a la modernidad nunca hace un espacio para disfrutar el presente.

Todo consiste en planificar, pensando que allí se encontrará la felicidad. Si no puedes ser feliz ahora, si no aprovechas tu vida, si no valoras el momento presente, entonces difícilmente lo podrás hacer. Tu existencia pasará frente a tu ojos sin que te hayas percatado.

2. “Si vale la pena hacer algo, hazlo con todo tu corazón”. (Buda)

Esta es una de las frases budistas que conviene recordar, ya que la apatía al momento de hacer algo también caracteriza a las sociedades modernas. No importa qué tan pequeña sea la acción que hagas, hazlo siempre dando todo de ti.

Mujer haciendo un corazón con sus manos

3. “Si nos ocupamos de todo, una mente en paz no tendrá donde vivir”. (Shen-Hui)

Parece que nuestra selección de frases budistas incitan a replantearnos qué tipo de existencia llevamos en el siglo XXI. Si tu mente siempre está agitada, no esperes encontrar la paz por mucho que te esfuerces.

20 minutos de meditación al final del día no compensan toda una jornada con la mente revuelta por información, preocupaciones y estrés.

4. “El poder sobre los demás es una debilidad disfrazada de fuerza. El verdadero poder está dentro y disponible para ti ahora”. (Eckhart Tolle)

Todo poder es efímero; un hecho que suele olvidar la persona que lo ejerce. Entender esto es una de las enseñanzas más valiosas para tu vida. El que ejerces dentro de ti, en cambio, es el único que está 100 % a salvo y es permanente.

5. “No busques santuario en nadie más que no seas tú mismo”. (Buda)

Como ya hemos visto en las cuatro nobles verdades, el apego es una de las causas del sufrimiento. Si levantas un santuario en torno a alguien más y empiezas a depositar en él emociones, sueños y ambiciones, podrás perderlo todo en caso de que esa persona se marche.

6. “Todo depende de ti. Puedes seguir durmiendo para siempre o puedes despertarte en este mismo momento”. (Osho)

La elección al final siempre recae en ti. Tanto para empezar el recorrido por el sendero budista, como al momento de afrontar cualquier decisión de tu vida.

Eres tú, y solo tú, quien lleva las riendas de la vida. Asegúrate de cogerlas bien firmes y empezar a encauzar tu destino.

7. “El objetivo de la vida espiritual es despertar una libertad gozosa, un corazón benevolente y compasivo a pesar de todo”. (Jack Kornfield)

En esto se resumen todas nuestras frases budistas. El objetivo final siempre es la libertad, aunque en el camino hacia ella cosechamos muchas cosas. La benevolencia y la compasión son dos de ellas. Te invitamos a leer el vínculo entre el budismo y el mindfulness.

8. “Si no cuidamos de los demás cuando necesitan ayuda, ¿quién cuidará de nosotros?”. (Buda)

Es mejor que no obres pensando en aquello que podrías recibir a cambio. Entender el poder, el efecto y la dicha detrás del gesto es lo más importante.

9. “No pensar en nada es zen. Una vez que sabes esto caminando, sentado o acostado, todo lo que haces es zen”. (Bodhidharma)

El zen es una de las escuelas más conocidas del budismo. Cuenta con varias escuelas internas, aunque la meditación es una parte central de todas ellas. Conoce más de ella con nuestro artículo sobre los principios esenciales de la filosofía zen.

10. “Nadie te divide más como el pensamiento”. (R. H. Blyth)

No solo te divide, también te pone obstáculos que harán infranqueable tu avance por la vida. Los obstáculos que pone tu mente son peores que los que encuentras en el plano físico. Otra de las frases budistas que conviene tener presente en todo momento.

11. “Cuando la mente está perfectamente clara, lo que es es lo que queremos”. (Byron Katie)

De manera que cuando está llena de oscuridad, encarnada a través de preocupaciones, estrés, inseguridades, ira y demás, no puedes ver en absoluto el panorama que tienes frente a ti. La diferencia es idéntica a un manantial con agua trasparente comparado con un lago con agua estancada y oscura.

12. “Lo que eres es lo que has sido. Lo que serás es lo que haces ahora”. (Buda)

No puedes anclar tu presente y mucho menos tu futuro a lo que has hecho. Lo que hiciste está en el pasado y, aunque se extienda como experiencia/aprendizaje, será un condicionante en la medida que nosotros lo permitamos. Eres quien decide quién quieres ser con base en lo que haces ahora mismo.

13. “Todas las cosas que realmente importan, la belleza, el amor, la creatividad, la alegría y la paz interior surgen de más allá de la mente”. (Eckhart Tolle)

Tú deber es buscar el sendero que te lleve a ellas. Otras de las frases budistas que te sirven de introducción a la filosofía que soporta esta práctica.



14. “Nunca te dan más dolor del que puedes soportar. Nunca, nunca obtienes más de lo que puedes tomar”. (Byron Katie)

O nunca obtienes más de los que has mediado para conseguir. Muchas veces esperamos obtener mucho haciendo poco, algo que por supuesto es una de las vendas que debes quitar para ver un lado diferente de la vida.

15. “Quien actúa sobre la base de la verdad es feliz en este mundo y más allá”. (Buda)

Vives mejor contigo mismo y con los demás si eliges transitar el camino de la verdad. La elección siempre está en ti, de manera que no puedes excusarte de no haber elegido la opción correcta. Asumir responsabilidades también es parte de la filosofía budista.

16. “La resistencia a la situación desagradable es la raíz del sufrimiento”. (Ram Dass)

Resistencia que se traduce de diferentes maneras: negación, rechazo a los cambios y apego. No basta liberarte de algo desde el plano material, también lo debes hacer desde tu mente. Incluso cuando existan miles de kilómetros que te alejen de un problema, este siempre estará en ti si nunca lo sueltas de tu mente. Una de las mejores frases budistas de sanación.

17. “Dejar ir es la elección. Dejar ir es siempre la elección. ¿Alguna vez has notado que gran parte de nuestra agonía está relacionada con el deseo y la pérdida”. (Susan Lydon)

Aunque no es la única forma en que se manifiesta, puedes valorar estas palabras aplicándolas a las relaciones de pareja. La agonía en la que algunas personas se ahogan tras una ruptura siempre se relaciona con el deseo y la pérdida. Esta es una de las frases budistas de amor que toda persona adulta debería tener presente.

18. “Todo lo que somos es el resultado de lo que hemos pensado”. (Buda)

Y también de lo que hemos hecho. Con frecuencia el pensamiento se acompaña de acción, esta es la consumación de aquel.

19. “Aprender a soltar debe asimilarse antes que aprender a conseguir. La vida debe ser tocada, no estrangulada. Tienes que relajarte, dejar que suceda a veces y en otras seguir adelante”. (Ray Bradbury)

Porque a veces la única solución, y la mejor de todas, es simplemente seguir adelante. Valora las cosas y las personas mientras estén contigo, así no tendrás ningún tipo de complejo cuando tengas que alejarte de ellas en algún punto.

20. “La práctica del zen es olvidarse de uno mismo para en el acto unirse con algo”. (Koun Yamada)

Algo que logras a través de la meditación. Si estás pasando por un momento difícil, te sugerimos la lectura de las formas en que puedes centrarte en medio de la tempestad con base en el zen.

21. “Derretir el apego a uno mismo es el medicamento más poderoso para controlar los desequilibrios mentales y emocionales”. (Dzigar Kongtrul Rinpoche)

Hemos hablado sobre evitar el apego a los demás, pero no de que también debemos hacerlo hacia nosotros mismos. Este principio es el mismo que el que rige a aquel que versa sobre el amor: “para aprender a amar a los demás primero debemos amarnos a nosotros mismos”.

Dicho esto, ¿cómo puedes practicar el desapego hacia los demás si no lo has hecho contigo mismo? Otra de las mejores frases budistas de la vida que debes memorizar.

22. “Se pueden encender miles de velas con una sola vela, y la vida de la vela no se acortará. La felicidad nunca disminuye al ser compartida”. (Buda)

Sabias palabras que la mayoría de las personas ignora en su día a día. Un gesto hacia alguien, por pequeño que sea, puede ser esa chispa que encienda una vela interior que se ha apagado. Recuerda esto cuando tengas la oportunidad de obrar bien.

23. “El amor y la compasión son necesidades, no lujos. La humanidad no puede sobrevivir sin ello”. (Tenzin Gyatso)

Si eliminas de tu vida el amor y la compasión en ningún caso puedes decir que has vivido. Buena parte de la suma de las experiencias de vida giran alrededor de estos dos. No deben ser lujos del cual puedas disponer de forma ocasional, sino que deben formar parte de manera activa en tu día a día.

24. “El perdón es un acto transformador porque te pide que seas una persona más empática y compasiva”. (Kamand Kojouri)

El perdón verdadero, aquel que no está sujeto a una variable temporal. Todo perdón debe ser permanente, sincero y con clemencia. Si no es así no estás practicando el verdadero perdón.

25. “Hay tres cosas que no se pueden ocultar por mucho tiempo: el sol, la luna y la verdad”. (Buda)

Por mucho que se ponga empeño en hacerlo. La cita con la verdad es ineludible, y mientras más se tarde en su encuentro más apoteósico será. No hay nada más loable en esta vida que caminar siempre con la verdad guiando tu sendero.

26. “Ten buena confianza en ti mismo. No en aquel que crees que deberías ser, sino en aquel que eres”. (Maezumi Roshi)

Con frecuencia nos enfocamos en la persona que queremos ser y no en quienes somos. Este es un error muy grande, ya que por lo general la distancia entre uno y otro son insalvables.

Es mejor que deposites tu confianza en quien eres ahora, siempre pensando en el presente. Una de las frases budistas de fortaleza que te puede servir para superar prejuicios.

27. “A veces tu alegría es la fuente de tu sonrisa, pero a veces tu sonrisa es la fuente de tu alegría”. (Thich Nhat Hanh)

De modo que nunca debes dejar de sonreír, en especial en aquellos momentos que requieres de una inyección de alegría. Aunque parezca un gesto débil e inocuo, en realidad puede cambiar por completo la perspectiva de tu situación actual.

Mujer sonriendo

28. “No serás castigado debido a tu ira, serás castigado por tu ira”. (Buda)

Todos los humanos estamos mediados por nuestras emociones, nadie escapa de ellas. Pero una cosa es experimentar una emoción y otra cosa es ser preso de ella. Allí radica la principal diferencia.

29. “Aquí en este cuerpo están los ríos sagrados, aquí están el sol y la luna, así como los lugares de peregrinaje. No me he encontrado con otro templo tan dichoso como mi propio cuerpo”. (Saraha)

Y es templo que además llevas a todos lados y siempre te acompaña. ¿Qué más puedes pedir? El día que comprendas esto verás un lado diferente desde el que enfrentarte a la vida. Por ello, no podíamos dejar estas palabras por fuera de nuestra lista de mejores frases budistas.

30. “Nunca veo lo que ya se ha hecho, veo lo que falta por hacer”. (Buda)

Es posible que si te enfocas en lo que ya hay, desarrolles la experiencia del conformismo. Si lo haces en lo que aún falta por hacer, podrás encontrar las herramientas y las formas que te lleven a mejorar.

31. “El budismo se trata de encontrar tu propio camino. No de imitar el camino de los demás o incluso los caminos del propio Buda”. (Brad Warner)

Cada uno traza su propio camino. Aunque en algunos puntos se conecta e incluso se confunde con el de alguien más, en realidad este siempre es individual.

32. “Una de las principales prácticas del budismo es comprender y experimentar la compasión. En última instancia es una camino hacia la felicidad”. (Goldie Hawn)

En ese orden: primero comprender qué es, cómo la puedes practicar y con qué propósito. Luego sí puedes experimentar la compasión y hacerla parte de tu vida.

33. “El budismo no te dice qué es falso y qué es verdadero, pero te anima a descubrirlo por ti mismo”. (Chögyam Trungpa)

Te muestra el camino, tú eliges si lo quieres recorrer y cómo aprovechas las cosas que vas encontrando en él. No existe una división entre falso y verdadero, de modo que por tu cuenta eliges qué cosas incluir en tu filosofía de vida.

34. “Mientras permanezca el espacio, mientras permanezcan los seres sintientes; hasta entonces yo también me quedaré para disipar las miserias del mundo”. (Shantideva)

Todo el mundo habla de que quiere cambiar el mundo, pero pocos desarrollan acciones tangibles para ello. Es imposible acabar con todos los males del mundo, pero sí puedes hacer pequeños milagros a pequeña escala en quienes te rodean.

35. “El que se ha conquistado a sí mismo es un héroe mucho más grande que el que ha conquistado mil veces a mil hombres”. (Buda)

Parece una batalla fácil, una que muchos dan por ganada antes de empezar. En realidad, muchas personas viven toda su vida sin conquistarse a sí mismas, de modo que no son soberanas completas de sus emociones, su mente e incluso su cuerpo. Una de las frases budistas de superación que nunca debes pasar por alto.

36. “El secreto del budismo es eliminar todas las ideas, todos los conceptos para que la verdad tenga la oportunidad de penetrar, de revelarse”. (Thich Nhat Hanh)

En términos simples, eliminar todos los prejuicios que tienes y afrontar la experiencia con la pizarra en blanco dispuesto a hacer nuevas anotaciones. La mayoría de los prejuicios te impiden tener una experiencia genuina de las cosas nuevas que llegar a tu vida.

37. “En una mente clara como el agua quieta, hasta las olas rompiendo reflejan su luz”. (Dogen Zenji)

Como ya hemos señalado en una metáfora anterior, solo una mente clara como el agua es capaz de ver a través de sí. De lo contrario, solo habrá oscuridad o un vidrio traslúcido que impedirá apreciar lo que se esconde tras de él.

38. “Tener sueños sin entusiasmo es como un pájaro que vive en una jaula”. (Debasish Mridha)

¿Has fracasado en varios proyectos de tu vida debido a tu ausencia de entusiasmo? El entusiasmo es el combustible que te permite alcanzar cosas nuevas, uno que en muchos casos es infravalorado. Una de las frases budistas que no puedes dejar de recordar al afrontar una nueva aventura.

39. “El odio no cesa con más odio, sino a través del amor. Esta es la regla eterna”. (Buda)

¿Qué pasa si le arrojas un bidón de gasolina a una fogata ardiente? Nada bueno, de eso estamos seguros. Este ejemplo puede servir para ilustrar estas palabras. Aunque nada garantiza que el amor pueda extinguir por completo la llama, al menos no contribuirás a hacerlo más incontrolable.

40. “La vida te da exactamente lo que necesitas para despertar”. (T. Scott McLeod)

Aunque a veces no se presenta de la manera en que lo esperas. Si te niegas a despertar, nunca verás las cosas que te suceden de esta manera. Si quieres hacerlo, solo hace falta un simple gesto: abrir los ojos.

41. “Aquel que es paciente brilla con un resplandor interior”. (Allan Lokos)

La llama inicialmente será muy pequeña, pero si esperas lo suficiente, y te dedicas a avivarla, es cuestión de tiempo para que ilumine todo tu interior. Su luz a veces es tan fuerte que llega incluso a iluminar a todo aquel que se encuentra cerca de ti.

42. “No es un enfoque budista decir que si todos practicaran el budismo el mundo sería un lugar mejor. Las guerras y la opresión parten de este tipo de pensamiento”. (Sulak Sivaraksa)

En cierto modo, pensar esto es un prejuicio en torno al budismo. Una sociedad perfecta es imposible, aunque por supuesto nada te impide desarrollar acciones que te acerquen a ella.

43. “El zen no es una especie de emoción, sino concentración en nuestra rutina diaria habitual”. (Shunryu Suzuki)

No es algo algo a lo que recurres solo cuando estás estresado. Aunque por supuesto es mejor practicarlo de esta manera que no hacerlo, solo recibes beneficios completos cuando lo incluyes como parte de tu vida. Aprende más de él con el origen del ruido según la filosofía zen.

44. “El budismo es más una filosofía de vida, que una religión o un dogma. Se trata de estar despierto, libre de ilusiones y miedos, de modo que la compasión y la bondad amorosa impregnen todas nuestras relaciones”. (Charlotte Kasl)

Tanto que se vuelven parte natural de tu existir. No piensas en ser bondadoso o practicar la compasión, solo lo haces. Otras de las frases budistas que te sirven de introducción si te has interesado por practicarlo.

45. “A menudo se habla de la atención plena como el corazón de la meditación budista. No se trata de budismo, sino de prestar atención”. (Jon Kabat-Zinn)

Muchas personas siguen una doctrina budista sin saberlo. Pequeños detalles del día a día están más cerca del budismo que de cualquier otra práctica. Esto quiere decir que sus fundamentos no son por completo ajenos a las personas en su día a día.

46. “El conocimiento del pasado permanece con nosotros. Dejar ir es simplemente liberar imágenes y emociones”. (Alan W. Watts)

En especial, emociones. El apego a las emociones es una de las anclas más pesadas que te impiden dar un solo paso hacia la dirección que quieres alcanzar. A tu favor está que tienes la llave que te permite soltar el grillete que une a esta con tu tobillo.

Mujer de espaldas pensando

47. “El budismo señala que siempre es un error pensar que tu alma puede hacerlo sola”. (Annie Dillard)

“En la unión está la fuerza”, como bien se dice de manera popular. Las acciones individuales son muy importantes, de eso no hay duda, pero los grandes cambios siempre se han presentado con la unión de varias almas.

48. “El budismo nos ensaña a no intentar huir del sufrimiento. Tienes que afrontar al sufrimiento. Tienes que mirar profundamente en la naturaleza del sufrimiento para conocer su causa, la creación de él”. (Thich Nhat Hanh)

Porque el sufrimiento es parte de la vida, como hemos expuesto en el inicio. No puedes huir de algo que forma parte de la vida, aunque por supuesto esto no significa que no lo puedes o debes afrontar. De hecho, en esto radica el tema central de esta práctica.

49. “La salud es el mayor regalo, la alegría es la mayor riqueza, la fidelidad es la mejor relación”. (Buda)

Otra de las frases budistas que te enseñan sobre la vida. Lo mejor es que lo hace en una sola línea y con preceptos que puedes aplicar en tu rutina con facilidad.

Los grandes cambios no son más que una sucesión de pequeños cambios que decides incluir en tu vida.

50. “Dejar ir nos da libertad, y la libertad es la única condición para la felicidad. Si en nuestro corazón todavía nos aferramos a algo (ira, ansiedad o posesiones), no podemos ser libres”. (Thich Nhat Hanh)

No puedes ser libre si tus emociones le pertenecer a alguien, si están ancladas a esa persona para que tu felicidad dependa exclusivamente de ella. Si tu estado de ánimo asimila con mucha facilidad estímulos externos nunca serás 100 % libre. Recuerda: tú eres el dueño de tus emociones.

51. “Haz tu mejor esfuerzo antes de descansar. La vida obtiene su belleza de lo mejor”. (Debasish Mridha)

Y no la podrás disfrutar de manera plena si siempre te mantienes estático. Duerme mejor el cansado, como dice el viejo adagio popular. Otras de las frases budistas que viene como anillo al dedo cuando necesitas unas palabras de aliento.

52. “La lengua es como el cuchillo afilado. Mata sin derramar sangre”. (Buda)

Recuerda esto antes de decir algo que lastimará a alguien. A veces un puñado de palabras puede ser peor que una agresión física, sobre todo si estas tienen la intención de herir. El daño no se ve a simple vista, pero siempre está ahí.

53. “El objetivo de la revolución espiritual no es convertirse en un buen budista, sino convertirse en un ser humano sabio y compasivo, despertar de nuestra vida de complacencia e ignorancia y ser un buda”. (Noah Levine)

En un buen ser humano, por decirlo en término simples. La mayoría de las personas viven su vida en medio de un letargo, uno que ni siquiera se percatan que existe. Siempre puedes elegir despertar para empezar a vivir la verdadera vida.

54. “Si aprendemos a abrir nuestro corazón cualquiera, incluidas las personas que nos vuelven locos, puede ser nuestro maestro”. (Pema Chodron)

Porque incluso de esas personas puedes aprender algo, sea esto no ser como ellas. Es muy fácil darle la espalda definitivamente a estas y hacer como si no existiesen. Sin embargo, esto no hará que desaparezcan.

55. “Seguramente no hay nada más que el único propósito del momento presente. La vida entera de un hombre es una sucesión de momentos tras momentos. No habrá nada más que hacer y nada más que perseguir. Vive siendo fiel al único propósito del momento”. (Yamamoto Tsunemoto)

Como has podido leer en esta y otras frases budistas, disfrutar el presente, el ahora, es uno de los pilares de esta filosofía.

Vive tu vida siempre en el presente, que no se condicione por el pasado o por el futuro. Libre de estas angustias podrás disfrutarla de manera plena.

56. “Incluso si las cosas no se desarrollan como esperabas, no te desanimes ni te rindas. Aquel que continúe avanzando ganará al final”. (Daisaku Ikeda)

Es imposible que tu toda tu vida transcurra tal y como la tenías planeada. La incertidumbre forma parte de ella y es precisamente lo que hace que valga la pena vivirla.

57. “El budismo habla de la posibilidad de transformar la codicia, el odio y la ilusión. Pero a veces la necesidad se convierte en codicia”. (Jack Kornfield)

La necesidad de alcanzar esas transformaciones. También la necesidad de hacer que los demás las alcancen, lo cual paradójicamente apunta en la dirección contraria que señala esta práctica. Una de los mejores frases budistas que puedes usar para nunca perder el horizonte.

58. “Sin paz interior, la paz exterior es imposible. Todos deseamos la paz mundial, pero la paz mundial nunca se logrará a menos que primero establezcamos la paz dentro de nuestras propias mentes”. (Gueshe Kelsang)

Sigue la misma analogía del amor que mencionamos un poco más arriba. ¿Cómo esperas que haya paz en el mundo si dentro de cada persona habita una tormenta de odio?

La paz solo se logra con el compromiso de cada una de las partes, de manera que juntos se convierten en un todo. Primero se debe empezar por cultivarla en cada persona.

59. “¡Qué maravilloso sería si la gente hiciera todo lo posible por los demás sin buscar nada a cambio! Uno nunca debe recordar una bondad hecha, y nunca olvidar una bondad recibida”. (Kentetsu Takamori)

Guarda contigo estas últimas palabras y hazlas tu filosofía de vida. Obra como si fuera la primera vez que lo haces y recuerda cada acción que hacen por ti con cariño en tu corazón. La suma de ambas cosas solo se traducirá en paz para tu mente.

60. “Cuando somos conscientes de nuestras debilidades o tendencias negativas abrimos la oportunidad de trabajar en ellas”. (Allan Lokos)

Si le das la espalda y haces como si no estuvieran allí es imposible que puedas remediarlas. Imagina que quieres dejar de ser orgulloso. ¿Cómo lo haces si no empiezas por aceptar que lo eres y que de verdad quieres dar el paso para dejarlo atrás?

61. “La compasión no es asunto religioso, es un asunto humano. No es un lujo, es esencial para nuestra propia paz y estabilidad mental. Es esencial para la supervivencia humana”. (Dalai Lama)

No es necesario ser una persona religiosa para practicar la compasión, solo hace falta pertenecer a la especie humana. Se requiere para que alcances tu propia paz, pero también para fomentar la paz en los demás.

62. “El budismo sostiene que todo está en constante cambio. Por lo tanto, la pregunta es si debemos aceptar el cambio pasivamente y dejarnos llevar por él o si debemos tomar la iniciativa y crear cambios positivos por nuestra propia cuenta”. (Daisaku Ikeda)

Al final, la elección recae en ti, una que por supuesto se debe acompañar de acciones en caso de que quieras participar de manera activa en ese cambio. Piensa en estas y otras frases budistas la próxima vez que creas que todo opera en tu contra.

63. “Cuanto más sincero soy conmigo mismo y con los demás, más clara y tranquila está mi consciencia. Así, puedo habitar de manera más completa e inequívoca el momento presente y aceptar todo lo que sucede sin miedo”. (Lama Surya Das)

Atento a la primera parte: conmigo mismo. No es suficiente que practiques la sinceridad con los demás, también debes hacerlo hacia ti. Si no lo haces, estarás colocándote una máscara que esconde detrás alguien que no eres.

64. “El milagro no es caminar sobre el agua. El milagro es caminar sobre la Tierra”. (Linji)

Estar vivo es de por sí un milagro, uno que debes valorar y disfrutar todos los días. Si tratas tu vida como algo simple, nunca podrás atisbar lo maravillosa que es.

65. “Apoya el tipo de pensamiento que te haga sentir bien, en paz y feliz”. (Allan Lokos)

Sin importar de dónde o de quien provenga. Todo acto que busque la paz y la felicidad de las personas, sin el ánimo de imponer la fuerza o favorecer a solo un grupo, debe ser apoyado.

66. “Si quieres cuidar el mañana, cuídalo mejor hoy. Siempre vivimos en el ahora. Todo lo que tenemos que hacer es confiarnos en la vida que ahora vivimos”. (Dainin Katagiri)

Esto no quiere decir que dejes de sembrar semillas para cosechar sus frutos mañana. Solo que no apuestes tu vida a sentarte y esperar que esto llegue y por el contrario que empieces a divisar los frutos que puedes recoger hoy. Otra de las frases budistas que debes llevar siempre en tu mente.

67. “Lo que hace que la vida humana, que es inseparable de esta momento, sea tan preciosa es su naturaleza fugaz. Y no es que no dure, sino que nunca más regresa”. (Steve Hagen)

Es muy común que las personas reprochen la brevedad de la vida. En realidad, una es suficiente si sabes cómo vivirla.

68. “Si todo el universo se puede encontrar en nuestro propio cuerpo y mente, aquí es donde debemos hacer nuestras preguntas. Todos tenemos las respuestas dentro de nosotros mismos, pero todavía no nos hemos puesto en contacto con ella”. (Ayya Khema)

Muchas de las respuestas sobre la vida se encuentran dentro de ti, de modo que no debes buscar en ningún otro sitio. Ten presente esto la próxima vez que estés ávido de encontrar la solución a una interrogante que aqueja tu mente.

Mujer con los ojos cerrados con una luz en su mente trabajando el Diálogo interno autocompasivo

69. “Este cuerpo es frágil. Es solo carne. Escucha los latidos del corazón. La vida depende del bombeo de un músculo”. (Stephen Batchelor)

La mundanidad de la sociedad impide apreciar esta verdad que se encuentra justo al frente de todos nosotros.

70. “Si no puedes encontrar un buen compañero con quien caminar, camina solo; como un elefante vagando por la jungla. Es mejor estar solo que con aquellos que obstaculizan tu progreso”. (Buda)

A veces debemos empujar a las personas durante el trayecto, pero si la intención de ellas es no llegar al final no tiene sentido seguir haciéndolo.

71. “Aunque las circunstancias sociales y personales influirán en el sufrimiento de un individuo, en el pensamiento budista la culpa se considera un veneno que solo conducirá a acciones negativas y no hará nada para reducir el sufrimiento”. (Desmond Biddulph)

Es por esto que hablamos más arriba sobre el perdón verdadero y los lastres que te impiden avanzar. Libérate de ellos y serás libre para encontrar la paz.

72. “La naturaleza búdica que es nuestra desde el principio es como el sol que emerge de las nubes, o como un espejo que, cuando se frota, recupera su pureza y claridad originales”. (Edward Conze)

Un espejo que todos tienen, pero se olvidan de pulir para poder ver el reflejo interior. Sostén siempre este espejo en frente de ti.

73. “Desde la perspectiva budista, la única manera duradera de lograr un cambio es que las personas mismas cambien”. (Pat Allwright)

Porque no se puede esperar que las cosas cambien por inercia y que se produzca una sin la mediación de cada una de las partes. El budismo es más activo de lo que muchas personas creen, en parte por los prejuicios en torno a él.

74. “Si tienes la suerte de disfrutar de un gran éxito, nunca debes olvidar el espíritu del principiante para no volverte indolente y arrogante”. (Kentetsu Takamori)

La arrogancia y el ego te destruyen desde adentro. Lo hacen de manera lenta e incluso sin que te percates inicialmente de ello. Por ello, conviene a veces prestar atención a cómo los demás valoran nuestras acciones.

75. “Al sanar nuestra mente con gran compasión, podremos resolver todos nuestros problemas y los de los demás. El pensamiento positivo de la compasión no solo nos ayudará a recuperarnos de la enfermedad, sino que nos traerá paz, felicidad y satisfacción”. (Thubten Zopa)

Estos tres elementos son los que permiten disfrutar de una vida grata. Otra de las frases budistas sobre la vida que no podíamos abandonar de nuestra recopilación.

76. “La persona iluminada es como una ventana clara a través de la cual brilla la luz de la realidad, a través de la cual esa luz puede verse casi como es”. (Sangharákshita)

Piensa en ti a través de esta analogía y estarás dando los primeros pasos en el sendero que te conduce a la iluminación.

77. “El verdadero milagro es cuando alguien puede detener la causa del sufrimiento y crear la causa de la felicidad al saber que su propia mente es la fuente de su sufrimiento y felicidad”. (Thubten Zopa Rinpoche)

Una buena parte de los problemas tienen solución en tu mente. A veces olvidas esto y terminas en un bucle del que no puedes salir.

78. “Sentir gratitud por estar vivo, poder experimentar un deleite interior en el momento es una de las raíces esenciales de la felicidad”. (Ezra Bayda)

No se puede ser feliz al margen de la gratitud hacia la vida. Esta es la chispa que hace posible la luz de la felicidad.

79. “No se necesita un conocimiento profundo para ver que la fuente de nuestro bienestar y nuestras enfermedades se encuentra dentro de nuestros propios corazones y mentes”. (B. A. Wallace)

Una de las primeras lecciones que te enseña el budismo. Una que, además, siempre debes llevar contigo sin importar el lugar al que vayas.

80. “La bondad tiene que madurar; no solo ocurre, debe ser nutrida y debe crecer”. (Roger Weir)

En otras palabras, debes trabajar en ella día a día.

Esperamos que en nuestra selección de mejores frases budistas hayas encontrado justo las palabras que estabas buscando. Continúa el camino con las reglas para alcanzar el bienestar del budismo tibetano.

Te podría interesar...
3 errores de percepción, según el budismo
La Mente es MaravillosaLeerlo en La Mente es Maravillosa
3 errores de percepción, según el budismo

Los errores de percepción son trampas del intelecto que llevan a distorsionar la realidad y conducen al sufrimiento, según el budismo.