¿Sabes qué significan las pesadillas más comunes? - La Mente es Maravillosa

¿Sabes qué significan las pesadillas más comunes?

Valeria Sabater 2 noviembre, 2014 en Psicología 1264 compartidos

Pesadillas. Tormentas nocturnas donde nos sumergimos algunas noches, bañándonos en unas aguas frías que nos quitan el aire y que nos hacen sufrir entre su oleaje. Lo más curioso de estas dimensiones oníricas es que suelen responder a un patrón que todos compartimos por igual. Mismas imágenes, mismos símbolos, mismas situaciones. Gustav Jung hablaría por ejemplo de esos arquetipos culturales ocultos en nuestros sueños. Esos que vienen a configurar una especie de inconsciente colectivo.

Sea como sea, esas imágenes oníricas que arraigan nuestras pesadillas suelen compartir unos mismos esquemas sobre los cuales, se encierran realidades muy sencillas: miedos personales, ansiedades, preocupaciones, temores… Existen una serie de pesadillas muy frecuentes que pasamos seguidamente a reflejarte, pero desde nuestro espacio te invitamos a que nos describas aquellas que no estén presentes aquí. De este modo entre unos y otros podemos ver nuevos paralelismos para llegar a una mejor comprensión. Porque como ya sabes, el mundo de los sueños es un campo de estudio lleno de rincones aún por explorar…

1. SOÑAR QUE CAEMOS AL VACÍO

Ir andando por un camino y de pronto, notar que el suelo desaparece bajo nuestros pies. Caer por un agujero, por un barranco, por un precipicio… subir una escalera que va desapareciendo peldaño a peldaño. Bien, es algo realmente común. Normalmente estos sueños aparecen en los primeros instantes en que nos dormimos. Una sensación que acaba despertándonos de modo repentino y con la respiración alterada. Nos dicen los expertos que esto sucede en los primeros instantes del descanso por la siguiente causa: el estrés. En ocasiones vamos a la cama muy alterados, llenos de preocupación.

El cerebro está muy activo, lleno de adrenalina. Sin embargo el cuerpo está relajado. Esta descompensación mente-cuerpo, hace que nuestro cerebro, aún muy activo, nos provoque esta serie de sueños en los cuales acabamos despertándonos por dicha descompensación. ¿Consejo? Intenta relajarte y dejar a un lado tus preocupaciones antes de ir a dormir.

2. SOÑAR QUE SOMOS TRAICIONADOS POR NUESTRA PAREJA

Algo realmente frecuente. En nuestros sueños vemos a nuestra pareja traicionándonos, y a veces hasta de un modo muy descarado. Es solo miedo. Miedo a perder lo que más queremos, miedo a que nos hagan daño en aquello que más dolor podría producirnos. Es algo habitual y reiterativo. No le des excesiva importancia. El sufrimiento durante la pesadilla será elevado, pero cuando despiertes, no te obsesiones con ello.

3. VER A UN FAMILIAR FALLECIDO

No importa cuánto tiempo haya pasado desde que dicha persona, se fue de nuestro lado. Siempre habrá un momento en que soñemos con ellos. En ocasiones suelen aparecer cuando atravesamos un momento vital difícil y con dudas. Esa figura sería un modo de encontrar apoyo, como alguien que, aunque sin emitir palabra alguna nos ofrece consejo. En otras ocasiones esos familiares o amigos perdidos surgen en nuestros sueños o pesadillas porque los echamos en falta, porque hay algo pendiente con ellos que nos gustaría hablar o solucionar. En ocasiones las pérdidas son tan bruscas que quedan muchos vacíos que llenar. Y nuestro cerebro lo sabe…

4. SOÑAR QUE SOMOS PERSEGUIDOS O ATACADOS

Ir por un callejón y presentir que alguien nos sigue, alguien que quiere hacernos daño. Empezamos a correr y esa sombra, esa persona intenta atraparnos nuevamente. Si te ocurre esto muy a menudo, analiza qué está ocurriendo en tu vida. ¿Te sientes mal en el trabajo? ¿Alguna presión en casa, quizá?¿Alguien te coacciona o te critica? Algo cercano a nosotros, ya sea a nivel profesional o personal aplica sobre nuestra vida una presión o una amenaza que nos preocupa. Es un miedo real.

5. SOÑAR QUE TENEMOS UN ACCIDENTE

Los más comunes son los accidentes de tráfico. Una explicación curiosa que nos dan los expertos es la siguiente: es un sueño muy frecuente, y las personas que lo experimentan suelen coincidir en un mismo aspecto vital. Se encuentran en un momento en que están efectuando grandes esfuerzos por conseguir algo. Ya sea a nivel personal o laboral. Se tienen muchas esperanzas, pero también hay algo de miedo… el accidente representaría ese temor a de pronto, perderlo todo. Un esfuerzo que se queda en nada por la casualidad o la tragedia. Es el miedo a no conseguir algo o, simplemente, a darse cuenta que dicha inversión no sirve de mucho.

6. SOÑAR QUE SE NOS CAEN LOS DIENTES O QUE VAMOS DESNUDOS

Inseguridad. La común pesadilla de notar cómo de pronto, se nos caen los dientes es algo que se da con mucha frecuencia durante la adolescencia y la juventud. Es falta de seguridad, es atravesar un momento de nuestras vidas en que no nos vemos con el suficiente aplomo como para afrontar ciertas cosas. En lo respectivo a salir de casa y vernos desnudos, es algo realmente común. Pero ¿por qué habré olvidado vestirme? Nos decimos en medio de la pesadilla asombrados por nuestra desnudez, al mismo tiempo que somos presas de múltiples miradas.

Lo que hay detrás de esta imagen es el temor a defraudar, a vernos expuestos en algún aspecto. Hay alguna dimensión en nosotros mismos que es frágil, y tememos exponer o que otros se den cuenta de dicha debilidad.¿Temes quizá no tener la bastante autoridad como para imponerte en el trabajo? ¿Temes no poder afrontar algo en tu relación de pareja? Piénsalo durante un instante.


La mayoría de nuestras pesadillas, las más comunes, tienen tras ellas muchos miedos, ansiedades y preocupaciones. Debemos ser arqueólogos de su simbología – y de nosotros mismos- para poder comprenderlas. Así que ahora explícanos también cuáles son tus pesadillas más recurrentes…

Cortesía imagen Carlos Loscar

Valeria Sabater

Soy psicóloga y escritora. La curiosidad por el conocimiento humano es mi cerradura particular, la psicología mi llave, la escritura, mi pasión.

Ver perfil »
Te puede gustar