Los 5 problemas más recurrentes en la pareja

Los problemas más recurrentes en la pareja pueden experimentarse de forma intensa, pero tienen solución. El secreto está en aprender a reconocerlos, identificar sus causas y no permitir que avancen y comiencen a minar la relación.
Los 5 problemas más recurrentes en la pareja
Gema Sánchez Cuevas

Revisado y aprobado por la psicóloga Gema Sánchez Cuevas el 11 enero, 2021.

Escrito por Edith Sánchez, 11 enero, 2021

Última actualización: 11 enero, 2021

Los problemas más recurrentes en la pareja tienen que ver, en general, con la capacidad de compromiso, la comunicación y las expectativas. Estos son los ejes, pero de ellos se desprenden una gran cantidad de situaciones con las que muchas veces no se sabe lidiar.

Un grupo de psicólogos hizo un sondeo a través de una app para determinar cuáles eran los problemas más recurrentes en la pareja. Encontraron que algunos aspectos eran notablemente repetitivos. Así se estableció que había varios aspectos en la raíz de muchos de los conflictos.

Es claro que no solo la pareja, sino cualquier relación humana, genera encuentros y desencuentros; coincidencias y contradicciones. Sin embargo, hay aspectos que se convierten en los mayores detonadores de dificultades. Entonces, ¿cuáles son los problemas más recurrentes en la pareja? Los siguientes son cinco de ellos.

En cualquier relación de pareja que tengas, no te merece quien no te ame, y menos aún, quien te lastime. Y si alguien te hiere reiteradamente sin mala intención, puede que te merezca pero no te conviene”.

-Walter Riso-

Pareja discutiendo

1. Celos

Todo indica que los celos son uno de los problemas más recurrentes en la pareja, en especial entre los jóvenes. Los sufren tanto hombres como mujeres y a veces se convierten en un auténtico tormento para ambos.

Lo usual es que los celos sean fruto de la falta de madurez emocional, pero también de la inseguridad y las dificultades en la comunicación. Hay varios grados de celos. Los que de verdad causan problemas son aquellos que cruzan la barrera de lo razonable.

Detrás de los celos suele haber un profundo temor al abandono. Así que la solución no está en ejercer más control sobre la pareja, sino en revisar ese temor de fondo. Luego, por supuesto, de aprender a gestionarlo, de modo que no cause daño.

2. Infidelidad

Así como hay celos injustificados, también son muchos los casos en los que derivan de una infidelidad real, pasada o presente. Esa infidelidad no solo provoca inseguridad en la persona que ha sido engañada, sino que también destruye la confianza mutua y provoca una herida al amor propio.

Es importante encontrar una respuesta equilibrada a situaciones como esta. No es algo que se deba dejar pasar, pero escribe necesariamente el fin de la pareja. Hay que examinar cada situación y llevar el tema al plano del diálogo. Si esto no es posible, entonces lo mejor sí es romper ese vínculo de pareja.

3. Sexualidad, uno de los problemas más recurrentes en la pareja

La sexualidad es un tema complejo. En particular, puede resultar difícil hablar con franqueza y apertura acerca de cualquier problema en ese campo. La dificultad aparece, por lo general, debido a que hay insatisfacción. Muchas personas prefieren no decirlo abiertamente, debido al miedo de lastimar a su pareja.

También hay disfunciones frecuentes, como la eyaculación precoz, la disfunción eréctil, etc. En muchas ocasiones son temas que apenas si se tocan de forma tangencial. Hoy por hoy existen muchas vías para tratar esas dificultades, pero lo más importante es encararlas, con franqueza y con afecto. Así es como se encuentra una solución.

4. Dependencia

A veces una relación es conflictiva o no proporciona suficiente bienestar a los involucrados en ella. Sin embargo, tampoco se materializa la idea de acabar con el vínculo, no porque se espere que mejore o porque haya amor, sino porque el miedo es más fuerte que el deseo de terminar.

Uno de los problemas más recurrentes en la pareja es precisamente ese: la dependencia o codependencia, que muchas veces lleva a perpetuar una relación tóxica. Si el vínculo causa un daño crónico y ninguno de los dos -o los dos en conjunto- es capaz de ponerle fin, lo más aconsejable es buscar ayuda psicológica. Si hay inconformidad, pero también afecto e interés, quizás una terapia de pareja puede ser la solución.

Pareja con dependencia

5. Desilusión

Para que haya desilusión, obviamente tiene que haber primero una ilusión. Esa palabra hace referencia a un error de percepción: se cree que algo es de una manera, pero en realidad no es así, aunque en apariencia sí lo sea. Hay muchas personas que afirman que su pareja cambió después de un tiempo -seguro que lo hizo, porque todos cambiamos, igual que lo hace nuestro entorno-.

Es obvio que así sea, ya que después del enamoramiento las conductas de ambos se hacen más reposadas, menos vívidas e intensas, lo cual es positivo para avanzar. Sin embargo, en algunos casos, las personas sufren una gran desilusión cuando esto ocurre o cuando descubren una inclinación en la pareja con la que no contaban. Tanto para conformar la relación, como para terminarla, en estos casos es bueno hacer un análisis honesto.

Como se ve, los problemas más recurrentes en la pareja tienen solución. Ayuda tratar de verlos desde una perspectiva más desapasionada. También ayuda no dejar que la dificultad avance para tomar cartas en el asunto. La sinceridad con uno mismo y el diálogo franco con el otro siempre son caminos que conducen a buen puerto.

Te podría interesar...
¿En qué áreas se dan los principales problemas de pareja?
La Mente es Maravillosa
Leerlo en La Mente es Maravillosa
¿En qué áreas se dan los principales problemas de pareja?

En este artículo te explicaré las 5 áreas de diagnóstico que se utilizan en la primera visita de terapia de pareja para identificar qué problemas d...



  • Beck, A. T. (2009). Con el amor no basta: cómo superar malentendidos, resolver conflictos y enfrentarse a los problemas de pareja. Barcelona [etc.]: Paidós, 2003 Barcelona [etc.]: Paidós, 2003.