El arte de besar

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Gema Sánchez Cuevas el 25 noviembre, 2015
José Maria Tabares · 19 octubre, 2013


El beso es la forma más afectiva y directa de mostrar cariño a los demás. Están ahí siempre a la orden del día para dar los buenos días a nuestra mamá, como forma de romper el hielo cuando te presentan a alguien, o simplemente para decirle “te amo” a tu pareja.

Pero los besos no forman parte solamente de la cultura occidental sino que también están muy arraigados en otras culturas. En la cultura árabe se dan incluso tres besos, incluso entre hombres, como muestra de efusividad y máximo respeto entre ellos. En España y países latinoamericanos se dan dos, y en Estados Unidos o Inglaterra sólo se dan uno. Y por el lado contrario, en un país como Japón, no llega a haber contacto físico.

¿Tienes pareja y te gusta besar? Pues aparte de proporcionarte cariño y afecto, los besos tienen multitud de beneficios.

Beneficios para la salud 

¿Quién iba a pensar que con los besos también se hace ejercicio? Pues sí, cuando besamos a alguien ejercitamos más de treinta músculos de nuestra cara. Esto nos ayudará a evitar a arrugas y mantener así una tez más tersa y saludable. Además, cuando se besa, se puede quemar hasta unas dos calorías por minuto. Todo son ventajas.

Así mismo, a través del intercambio de saliva entre las dos partes, también mejorarás tu sistema inmunológico ya que al unir las lenguas se produce más saliva y esto ayudará a disminuir las bacterias.

Buen arma contra el estrés y el dolor

¿Alguna vez te has sentido estresado o agobiado cuando has besado a alguien que te gustaba? ¿Verdad que no? Pues, esto es uno de los grandes beneficios de besar. A través de los besos se libera tanto oxitocina, que regula los niveles de estrés, como también endorfinas – dos grandes responsables de la sensación de felicidad.

Relajarás tensiones tras una discusión

Imagina que has tenido una discusión con tu pareja y no hay forma de arreglarlo. Pues una forma de relajar tensiones es a través de un simple beso. Así que prueba lo siguiente. Ve hacia el/ella, le miras a los ojos, le dices un “te amo” y finalmente le besas. Seguramente obtendrás resultados satisfactorios. Y al mismo tiempo te sirvirá para afianzar mucho más los lazos entre los dos.

En definitiva, besar es un acto que mucha gente pasa por alto, y desconoce la multitud de beneficios que ofrece. Así que besen mucho a vuestras parejas, seres queridos y amigos. ¡Seguro que se lo agradecen con muchos besos de vuelta!