¿Qué es ser Sapiosexual? La atracción por la inteligencia

Para los sapiosexuales, pocas cosas son más seductoras que una conversación interesante, íntima y enriquecedora. Para esta parte de la población, el deseo sexual va más allá de la piel y del mero aspecto físico.
¿Qué es ser Sapiosexual? La atracción por la inteligencia
Fátima Servián Franco

Escrito y verificado por la psicóloga Fátima Servián Franco.

Última actualización: 18 septiembre, 2023

Todos hemos oído hablar de la sapiosexualidad o de esa atracción por la inteligencia ajena. Sin embargo, ¿qué hay detrás de dicha fascinación, excitación, obsesión y deleite? Lo que está claro es que, en estos casos, el atractivo físico queda en segundo lugar y, por una vez, parece que la clásica idea de que el amor entra primero por los ojos queda en desuso.

Lo cierto es que hasta no hace mucho el término de la sapiosexualidad entraba solo en el campo de la cultura popular. No existían investigaciones científicas y trabajos académicos sobre este tema. Sin embargo, en los últimos años van apareciendo referencias.

En este artículo exploraremos en profundidad que significa ser sapiosexual y conoceremos sus principales características. Además, expondremos algunos datos interesantes derivados de una investigación científica.

Encontrando el amor en el interior

La sapiosexualidad se ha puesto de moda para describir una circunstancia que ha existido desde siempre: la atracción sexo-afectiva por la inteligencia. Aunque el término es nuevo, la relación entre inteligencia y mente como factores de atracción interpersonal data desde de las escrituras del filósofo Platón, ya en el año 380 a.C.

Las personas que se sienten identificadas con este tipo de sexualidad se dejan seducir a través de la palabra. Les gusta tener calidad en las conversaciones y ser parte de diálogos que los estimulen. No obstante, ser sapiosexual no quiere decir que no se tengan en cuenta otros parámetros como el físico o la personalidad.

La sapiosexualidad es un aspecto más a incluir junto al resto de criterios que utilizamos para elegir con quién nos gustaría estar. En definitiva, si pretendemos pasar tiempo con alguien, más vale que nos aporte conversaciones interesantes y sea capaz de mantener el misterio y el deseo.

«El amor es como una escala de gradación que empieza con la belleza del cuerpo, para después acercarse hacia las ideas y a la gente que muestra una inteligencia privilegiada»

―Platón―

Qué significa ser sapiosexual

Este concepto se emplea para designar a aquellas personas que consideran a la inteligencia como el principal factor de atracción sexual. El origen de este término procede de la palabra sapiens, que significa ‘sabio o juicioso’.

Este tipo de sujetos se activan emocionalmente ante estímulos novedosos y prestan poca atención a lo que les resulta repetitivo. Poseen un rasgo que la psicología de la personalidad define como apertura a la experiencia. Por esto, en la seducción se sienten atraídos por las conversaciones que abran su mente. Esta activación, que en principio es solo mental, se acaba extendiendo a otros niveles, como el físico, el afectivo y el erótico.

Características de las personas sapiosexuales

Entre las cualidades más destacadas de estos individuos encontramos:

  • Valoran las habilidades cognitivas de los otros. La inteligencia es el factor de mayor relevancia para ellos.
  • Aprecian los diálogos y las discusiones intelectuales profundas y significativas. Esto hace que se sientan más conectados a la otra persona.
  • Tienen un deseo genuino de comprender el mundo, son curiosas y abiertas al conocimiento.
  • Experimentan mayor conexión e intimidad con quienes tienen pasión por el saber.
  • Admiran la belleza, pero no es lo más importante para ellos a la hora de sentirse atraídos por alguien.
  • Tienden a ser un poco selectivos al establecer relaciones íntimas, ya que la inteligencia es un factor crucial en sus vínculos románticos.
  • Aprecian el humor inteligente.
  • Suelen buscar estimulación mental de manera constante, mediante la lectura, el aprendizaje, etc.

La sapiosexualidad puede comprender cualquiera de los géneros. Aunque no hay estudios que lo sostengan, se estima que hay más mujeres que varones sapiosexuales.



Por qué la inteligencia es tan excitante para algunas personas

Si nos preguntamos por qué la inteligencia es tan excitante, la respuesta puede ser polémica. Esa atracción por el cociente intelectual (CI) estaría más allá de cualquier género o identidad sexual. No obstante, también se defiende la idea de que dentro de nuestra propia orientación sexual, se busca sobre todo personas brillantes.

Ahora bien, la ciencia aún no tiene respuestas concluyentes al respecto de si estaríamos o no ante una identidad de género más. A pesar de eso, un estudio de la revista Intelligence encontró que la mayoría de los participantes de la muestra analizada se sentían atraídos por personas inteligentes y que esta atracción se correlacionaba positivamente con la inteligencia.

Los resultados también mostraron que la atracción hacia la inteligencia no está asociada con la edad, el género o la orientación sexual. Individuos de todas las edades, géneros y orientaciones informaron sentirse atraídos por la inteligencia. 

Por otra parte, los autores se preguntaron si la inteligencia demasiado elevada era también considerada atractiva. Así, descubrieron que la relación entre el cociente intelectual y el atractivo es curvilínea. Es decir, alcanza su punto máximo al llegar al CI de 120, pero decae al llegar a 135. Curioso, ¿verdad?

Cuando la mente de una persona resulta excitante

La excitación sexual no es figurada ni parte de una moda. Se trata de un mecanismo biológico auténtico por el que alguien experimenta fascinación, excitación y deseo por este factor en concreto y no por otros. De hecho, antes de que apareciera el término «sapiosexuales» solía usarse la palabra «ninfobrainíacos».

Lejos de tener algún componente patológico, revelaría una particular respuesta de atracción hacia personas con elevadas dotes intelectuales. Un ejemplo, se dice que Marilyn Monroe  sintió siempre una elevada fascinación por Albert Einstein. La foto del célebre científico la acompañó siempre en todas sus casas.

La infancia como explicación

No faltan quienes señalan que una de las razones de por qué la inteligencia es tan excitante estaría en nuestra niñez. Por un lado, están quienes advierten que haber tenido un progenitor muy inteligente y carismático hace que a lo largo de nuestra vida busquemos en nuestras parejas esas mismas facultades.

Por otro lado, también se afirma que buscamos en los demás aquello que anhelamos para nosotros mismos. A la mayoría nos agradaría disponer de vastos conocimientos y también de esas habilidades comunicativas capaces de embelesar, seducir y fascinar a través de la palabra.



La personalidad de un sapiosexual

¿Qué distingue a estas personas de los demás? Psicólogos de la personalidad apuntan a un alto nivel en el rasgo de personalidad conocido como «apertura a la experiencia». Se corresponde con sujetos que son curiosos, tienen imaginación y son de mente abierta. En general, aprecian el arte y les gusta escuchar ideas innovadoras.

Los sapiosexuales, al ser de mente abierta, no solo se sienten atraídos por la inteligencia, sino que también valoran la diversidad de pensamiento. Son propensos a escuchar con atención y respeto las ideas de los demás, incluso si son diferentes de las suyas.

La sapiosexualidad y la evolución

Esta nueva forma de sexualidad parece desconcertar de alguna manera, dado que entra en juego la variable psicológica enfrentada con las teorías de corte evolutivo o biologicista.

Estas tendencias clásicas hablan del poder atracción marcado por una tendencia meramente perpetuadora. Es decir, los hombres tienden a escoger mujeres con atributos asociados a la maternidad e inmadurez (nariz pequeña, grandes pechos, caderas anchas, y ojos y boca grandes).

Por otra parte, las mujeres buscan rasgos característicos de dominancia o cuidado de la prole (mandíbula grande, fuerza muscular o tendencias de ayuda a los demás).

Es obvio que el criterio de búsqueda pareja marcado por la salud y la supervivencia ha quedado obsoleto, por lo que surgen nuevas corrientes científicas que transforman las hipótesis clásicas al compás de los tiempos actuales.

Ser sapiosexual es un cambio de enfoque

La sapiosexualidad refleja el cambio de perspectiva en la atracción en un mundo interconectado, donde el intercambio de información cobra cada vez más relevancia. Dado este contexto, no es extraño que se valore más la inteligencia de los demás.

Es esencial recordar que, como todas las formas de atracción, ser sapiosexual es solo uno de los muchos matices que conforman la sexualidad humana. Al final del día, lo fundamental es hallar una conexión genuina, ya sea basada en la inteligencia, la pasión compartida o cualquier otra característica.

Te podría interesar...
Aprendiendo a amar en relaciones de pareja equilibradas y sanas
La Mente es Maravillosa
Leerlo en La Mente es Maravillosa
Aprendiendo a amar en relaciones de pareja equilibradas y sanas

Las relaciones de pareja equilibradas y sanas se deben fomentar desde la sociedad, ya que así se pueden evitar relaciones tóxicas de dependencia.


Todas las fuentes citadas fueron revisadas a profundidad por nuestro equipo, para asegurar su calidad, confiabilidad, vigencia y validez. La bibliografía de este artículo fue considerada confiable y de precisión académica o científica.



Los contenidos de La Mente es Maravillosa se redactan solo para fines informativos y educativos. No sustituyen el diagnóstico, el consejo o el tratamiento de un profesional. Ante cualquier duda, es recomendable la consulta con un especialista de confianza. Para mayor información consulta nuestra política editorial.