¿Cómo es exactamente un sociópata? - La Mente es Maravillosa

¿Cómo es exactamente un sociópata?

Francisco Pérez 22 marzo, 2018 en Psicología clínica 572 compartidos
Joker para representar a un sociópata

Según la psicóloga de Harvard y autora del libro The Sociopath Next Door, Martha Stout, una de cada 25 personas es sociópata. Esto puede representar un verdadero problema para la sociedad actual.

La sociopatía es un trastorno recogido en el Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM 5) como “trastorno de la personalidad antisocial”. Este trastorno se define como “una afección mental por la cual una persona tiene un patrón prolongado de manipulación, explotación o violación de los derechos de otros”, según la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos.

El sociópata sufre un trastorno de la personalidad antisocial

La característica esencial de este trastorno es un patrón general de desprecio y de violación de los derechos de los demás. Comienza en la infancia o adolescencia temprana. El trastorno continúa en la edad adulta. Este patrón también ha sido denominado psicopatía, sociopatía o trastorno de la personalidad disocial.

Para realizar el diagnóstico, la persona debe tener al menos 18 años de edad. También debe haber tenido antecedentes de algunos síntomas de trastorno de conducta antes de los 15 años.

El trastorno de conducta implica un patrón repititivo y persistente de comportamiento en que se violan los derechos básicos de los demás o las principales normas sociales. Los comportamientos característicos del trastorno de conducta se agrupan en cuatro categorías: agresión a personas y animales, destrucción de la propiedad, fraudes o hurtos y violación grave de las normas. Y es que un sociópata no se ajusta a las normas sociales y en muchos casos tampoco a la legalidad.

Mujer quitándose máscara

Criterios diagnósticos del trastorno de la personalidad antisocial

Según el Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM 5) las personas con trastorno de la personalidad antisocial se caracterizan por los siguientes criterios:

A. Patrón dominante de inatención y vulneración de los derechos de los demás. Este patrón se produce antes de los 15 años de edad y se manifiesta por:

  • Incumplimiento de las normas sociales respecto a los comportamientos legales. Actuaciones repetidas que son motivo de detención.
  • Engaño. Se manifiesta por mentiras repetidas. También por la utilización de alias o estafa para provecho o placer personal.
  • Impulsividad o fracaso para planear con antelación.
  • Irritabilidad y agresividad. Se manifiesta por peleas o agresiones físicas o repetidas.
  • Desatención imprudente de la seguridad propia o de los demás.
  • Irresponsabilidad constante. Se manifiesta por la incapacidad repetida de mantener un comportamiento laboral coherente o cumplir con las obligaciones económicas.
  • Ausencia de remordimiento. Se manifiesta con indiferencia o racionalización del hecho de haber herido, maltratado o robado a alguien.

B. El individuo tiene como mínimo 18 años.

C. Existen evidencias de la presencia de un trastorno de la conducta con inicio antes de los 15 años.

D. El comportamiento antisocial no se produce exclusivamente en el curso de la esquizofrenia o de un trastorno bipolar.

¿Cuáles son las características de un sociópata?

El sociópata con frecuencia carece de empatía y tiende a ser lo que podíamos entender como una persona cruel. Asimismo es cínico y despectivo con los sentimientos, derechos y sufrimientos de los demás.

La persona sociópata puede tener una concepción de sí misma elevada y mostrarse arrogante. Por ejemplo, puede pensar que el trabajo ordinario no está a su altura o no tener una preocupación realista acerca de sus problemas actuales o de su futuro.

Un sociópata es una persona excesivamente obstinada, segura de sí misma, hasta el punto de que podríamos calificarla de engreída. Además, desprende un encanto simplista y superficial, con una capacidad verbal voluble y artificiosa. Por ejemplo, usa términos técnicos o de una jerga que podría impresionar a alguien que no esté familiarizado con el tema.

La falta de empatía, una concepción de sí mismo elevada y el encanto superficial son características que han sido frecuentemente incluidas en la definición de un psicópata. Un sociópata también puede ser irresponsable y explotador en sus relaciones sexuales y de pareja.

Suele haber comenzado muchas relaciones y nunca ha tenido una relación monógama. Esta irresponsabilidad se extiende a su rol como padre. Esto se evidencia por la malnutrición o las afecciones resultantes de la falta de una higiene mínima con sus hijos.

Así, un sociópata puede llegar a ser expulsado de las fuerzas armadas. También puede llegar a no ser autosuficiente, empobrecerse o incluso quedarse sin hogar. Asimismo, puede llegar a pasar mucho tiempo en instituciones penitenciarias.

Personaje de la naranja mecánica

Un sociópata también sufre de estrés y otros trastornos mentales

Puede experimentar disforia, con dificultad para soportar un mínimo nivel de estrés o una marcada incapacidad para tolerar el aburrimiento; en el que se pierde, porque por sí mismo difícilmente encuentra entretenimiento. Puede haber desarrollado ansiedad, trastornos depresivos, trastornos por consumo de sustancias, trastorno por juego (ludopatía) y trastornos del control de los impulsos.

También suele tener características de personalidad que le hace propenso a la personalidad límite, histriónica y narcisista. La probabilidad de desarrollar un trastorno antisocial de la personalidad en la vida adulta se incrementa cuando se inició en la infancia un trastorno de conducta o un trastorno de déficit de atención.

El abuso o la negligencia infantil, la paternidad inestable o irregular o la disciplina parental inconsistente aumentan la probabilidad de que el trastorno de conducta se convierta en un trastorno de la personalidad antisocial. Es decir, incrementan la probabilidad de que la persona se convierta en sociópata.

Como vemos, los sociópatas, son aquellas personas que no muestran empatía por otros ni remordimientos por sus acciones. La sociopatía, catalogada como un trastorno de la personalidad, hoy se llama trastorno de la personalidad antisocial. Así, si te encuentras con uno, ¡cuidado!

Francisco Pérez

Psicólogo General Sanitario. Director del centro Supera Psicología. Máster en Psicología Clínica y de la Salud por la U.C.M.

Ver perfil »
Te puede gustar